jueves. 18.07.2019

Los autónomos cobran peso en la recaudación de la Seguridad Social

La cifra neta de ingresos del RETA en 2016 superó los 10.800 millones de euros -sin contar los 130 milllones de cotizaciones por cese de actividad-, con ello las cotizaciones del colectivo suponen ya él 10,55% del total del sistema. El gasto en pensiones de los autónomos fue de 14.647 millones.
Los autónomos cobran peso en la recaudación de la Seguridad Social

Despacito y con buena letra. Ese es el resumen de cómo ha cerrado el año el RETA (Régimen Especial del Trabajo Autónomo), que cada vez tiene mayor peso en el global de la recaudación del sistema. De los 102.491,32 millones de euros que llegaron a las arcas de la Seguridad Social en concepto de cotizaciones sociales, el 10,55% procedieron de las cuotas de los 3,2 millones de autónomos. Esto, en términos absolutos, se traduce en 10.808,18 millones de euros.

En relación al cierre del año pasado el incremento de recaudación ha mantenido el ralentí del 2,16% -mismo porcentaje que en 2015- o lo que es lo mismo cerca de 229 millones de euros. Con ello 2016 sería el cuarto año consecutivo en el que se incrementa la recaudación del Régimen de Autónomos y se alcanza la mayor cifra desde el inicio de la recuperación.

La mejora del nivel de confianza en la economía del colectivo de autónomos tiene su reflejo en la cotización por cese de actividad, que cae por segundo año consecutivo. Al total recaudado por el RETA hay que sumar otros 130,9 millones de euros que, voluntariamente, aportaron los autónomos con el objeto de tener cubierta la prestación por desempleo. Esta cuantía es un -6,09 % inferior a la que se contabilizó el pasado ejercicio (139,39 millones de euros) y un -8,44% menos que la de 2014, año en el que se alcanzó el máximo desde que la economía empezase a remontar.

Entre las causas que han contribuído al incremento de los ingresos, además del crecimiento del 1,13% de las altas en el RETA y del 1% de subida de las bases, se encuentra el que muchos de quienes se acogieron a la Tarifa Plana han empezado a cotizar por la cuota ordinaria, así como los 7.977 autónomos personas físicas que incrementaron su base de cotización entre 1,5 y 2 veces sobre la mínima. Así las cosas y pese a que, en la parte contraria, 3.814 optaron por rebajar sus cuotas, cabe destacar que 275.698 autónomos personas física cotizan por bases superiores a la mínima.

Los datos respaldan por tanto la tendencia que se viene produciendo en el colectivo desde el inicio de la crisis. Las bases medias de cotización de los autónomos han aumentado un 18% hasta los 1.100 euros de media y seis puntos por encima de las del Régimen General.

14.700 millones para pagar las pensiones

Esta leve mejora de las bases de cotización se refleja en el incremento de la pensión media del colectivo, que experimentó un aumento de casi 10 euros, hasta los 632, 94 euros. En el caso de los autónomos que se jubilaron, la nómina media en 2016 fue de 703,44 euros frente a los 692,79 del mes de diciembre de 2015.

Al igual que ocurre en el Régimen General, la mayor parte del gasto del RETA se destinó a pagar las pensiones. En concreto, y según cálculos de AyE a partir de los datos de Seguridad Social, fueron 14.646,7 millones los que se repartieron entre los cerca de 2.000 pensionistas autónomos. De ellos, 10.600 se destinaron a pagar jubilaciones.

En relación al Régimen General las pensiones de los autónomos supusieron poco más del 13% del gasto total que se selevó a 111.991 millones de euros.

Los autónomos cobran peso en la recaudación de la Seguridad Social