domingo. 25.07.2021

UN AUMENTO DEL 23,9%

Los autónomos han sufrido más de 10.000 accidentes laborales desde que volvieron a la actividad tras las restricciones

autonomos-obras-reforma

Los autónomos tuvieron 10.000 accidentes laborales en lo que va de año, un 23,9% más de que en el mismo periodo de 2020, según un informe del Ministerio de Trabajo. El incremento se debería, entre otras cosas, a la vuelta a la actividad.

Los autónomos han sufrido más de 10.000 accidentes laborales desde que volvieron a la actividad tras las restricciones

Los últimos datos aportados por el Ministerio de Trabajo y Economía Social reflejan un aumento significativo de accidentes laborales entre los trabajadores por cuenta propia en lo que va de año. La siniestralidad en el colectivo durante estos últimos seis meses ha aumentado en un 23,9% respecto al mismo periodo de 2020,  dejando un total de 10.761 incidentes. Asimismo, los datos más destacables del informe son el exponencial crecimiento en sectores como la hostelería y entre las mujeres autónomas, al igual que el incremento de fallecimientos y el número de incidentes ‘in itínere’. 

No obstante, los expertos consultados por este medio matizan que estas cifras deberían contextualizarse y que, este incremento se puede deber -en mayor o menor medida- a la reactivación económica de los últimos meses. Habida cuenta que entre marzo y mayo de 2020 se paralizaron la gran mayoría de sectores, no resulta extraño que haya habido un repunte de los siniestros en comparación al mismo periodo de 2019, ya que los autónomos han reabierto en muchos casos sus negocios.

El documento publicado por el ministerio, recoge datos estadísticos comprendidos entre el mes de enero y abril del presente año, en comparación con el anterior ejercicio. Periodo en el que los accidentes entre los autónomos se incrementaron en 2.079 casos. Sin embargo, sí resulta muy llamativo el reparto de estos incidentes:  9.983 fueron en jornada laboral, mientras que 778 fueron en ‘in itínere’ (en desplazamiento o fuera del centro de la actividad).  

En este último caso, se ha experimentado un claro aumento, 226 casos más que en el 2020, lo que supone un crecimiento del 40,9% respecto al 2020. Según José Luis Perea, secretario general de Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), “este aumento en ‘in itínere’ puede deberse al auge sin precedentes de los servicios a domicilio a raíz de la pandemia”. Asimismo, Perea valoró que estos siniestros “pueden estar provocados por el estrés e incertidumbre que ha generado la crisis sanitaria en el colectivo”.

Cabe destacar que, respecto al nivel de gravedad que, afortunadamente, la mayoría de los casos fueron accidentes leves. Sin embargo, el número de accidentes graves se incrementó en un 10,3%. Y, desgraciadamente, el número de incidentes mortales entre los trabajadores por cuenta propia subió un 38,5%.

Los accidentes en la hostelería aumentaron en más de un 40%

Por otro lado, uno de los datos más relevantes que recoge el ministerio es el gran incremento de accidentes laborales entre los autónomos del sector de la Hostelería. Respecto al 2020, este sector sufrió 743 siniestros en el puesto de trabajo. Esto supone un aumento del 41,5%. “Muchos autónomos han tenido que desdoblarse para mantener sus negocios a flote”, explicó Perea. Situación que ha podido elevar el número de horas que un autónomo dedica a su negocio y, por cuestiones económicas, la falta de personal ha multiplicado sus esfuerzos, haciendo que tengan más accidentes laborales.

No obstante, al igual que en la Hostelería, el resto de sectores enmarcados en el documento del ministerio también han notado un incremento de incidentes en el trabajo. El colectivo que , más accidentes laborales sufre es el dedicado a la construcción con 2.965 contingencias. A éste le seguiría  el comercio al por mayor y los trabajadores por cuenta propia dedicados a la reparación de vehículos, con 1.545 accidentes en lo que va de año.

Aún con todo, los datos reflejan que en todos los sectores, desde la agricultura a actividades administrativas, existe un crecimiento de los accidentes de entre el 5,2% al 41,5%:

  • Agricultura: 1.224 accidentes laborales - Crecimiento del 13,5%
  • Industria manufacturera: 1.060 accidentes laborales – Crecimiento del 19,5%
  • Construcción: 2.965 accidentes laborales – Crecimiento del 28,1%
  • Comercio y reparación de vehículos: 1.545 accidentes laborales – Crecimiento del 22,9%
  • Transporte y almacenamiento: 1.029 accidentes laborales – Crecimiento del 5,2%
  • Hostelería: 1.029 accidentes laborales – Crecimiento del 41,5%
  • Actividades administrativas: 426 accidentes laborales – Crecimiento del 33,5%

Aumenta el número de accidentes laborales entre las mujeres autónomas

A pesar de que el número de casos en el que los autónomos varones sufrieron algún tipo de accidente laboral es mayor, en cifras porcentuales el número de incidentes se incrementó en el caso de las trabajadoras por cuenta propia.

De enero a abril de 2021, las mujeres autónomas sufrieron más accidentes laborales en comparación al 2020. Un aumento significativo, señaló Perea, dado que “1 de cada 3 autónomos es mujer, por lo que las cifras de estos incidentes en la actividad son proporcionalmente mucho mayores que en el caso de los varones”. En total, un incremento del 26,5%, lo que se traduce en 347 casos más que el anterior ejercicio.

La Seguridad Social ofrece a los autónomos formación gratuita en prevención de riesgos laborales

Cabe destacar que la a Secretaría de Estado de la Seguridad Social lanzó un servicio público y gratuito de asesoramiento para todos los trabajadores por cuenta propia que deseen formarse en PRL. Creadas en colaboración con ATA, los autónomos con asalariados pueden disfrutar de tres herramientas para formarse en esta materia tan importante.

La primera herramienta de la que puede hacer uso el trabajador autónomo es Evalua-t. Este servicio ofrece varios cuestionarios específicos para un total de 22 actividades. De este modo, se realiza una evaluación de los riesgos laborales y se permite realizar una planificación en la prevención de los mismos. Con este instrumento se busca simplificar los procedimientos de evaluación mediante “una checklist que no es compleja, diseñada para minimizar los riesgos sencillos que no requieren una metodología compleja”, afirmó Perea.

Por otro lado, la segunda herramienta disponible es Instruyet-t, una formación gratuita de prevención de riesgos. Este curso, tal y como indica la Secretaría, se ajusta al Reglamento de los Servicios de Prevención, el cual se desarrolla en cinco módulos distintos. “Muchos autónomos aseguran a todo riesgo su material de trabajo. Sin embargo, no tienen en cuenta su propia salud o no realizan reconocimientos médicos periódicamente”, apuntó el secretario general. Asimismo, esta formación promueve cursos básicos sobre seguridad y salud en el trabajo; prevención de riesgos laborales, elementos de gestión (riesgos generales y su prevención); medidas de emergencia y primeros auxilios y, finalmente, riesgos específicos de la actividad de la empresa. 

Por último, los trabajadores por cuenta propia también pueden aprovechar la herramienta Autopreven-t. Este instrumento está especialmente pensado para autónomos sin trabajadores a su cargo. De esta forma, podrán conocer todos los riesgos laborales a los que se exponen en el desarrollo de su actividad y minimizarlos. Además, esta herramienta incluye una parte específica enfocada a conocer las obligaciones y coordinación cuando la actividad del autónomo se realiza para una empresa.

Los autónomos han sufrido más de 10.000 accidentes laborales desde que volvieron a la actividad tras las restricciones