lunes. 10.08.2020

ATA EXIGE UN PLAN PARA EVITAR LA "RUINA" DEL COLECTIVO

Los autónomos piden al Gobierno nuevas medidas para poder sobrevivir a la crisis

Lorenzo Amor, presidente de ATA.
Lorenzo Amor, presidente de ATA.

La Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) ha emitido un comunicado en el que acusa al Gobierno de haber perdido "el rumbo económico” y exige la adopción de nuevas medidas con las que hacer frente al desafío que está suponiendo la crisis del coronavirus para los trabajadores por cuenta propia.

Los autónomos piden al Gobierno nuevas medidas para poder sobrevivir a la crisis

Para el presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor, las medidas económicas que está poniendo en marcha el Gobierno "no ayudan en nada a la permanencia de las actividades de autónomos y empresas”. Por eso, la Federación urge, a través de un comunicado, al Ejecutivo a que adopte inmediatamente un nuevo plan de acción con el que evitar “la ruina", a la que asegura que está abocada el colectivo, "en caso de persistir en esta legislación". Precisamente hoy el Gobierno se reúne en consejo de ministros para decidir nuevas iniciativas. 

Según explican ATA , los autónomos, pymes y empresas respetan y acatan todas las medidas sanitarias que se están adoptando. Sin embargo, señalan que esto no justifica las “irresponsables medidas laborales, que están llevando al cierre a muchos autónomos”. Consideran que el Gobierno "aún está a tiempo" de revertir la situación  y exigen que ponga en marcha medidas que palien realmente la difícil situación económica a la que se enfrenta el colectivo.

Medidas que ATA exige al Gobierno 

Este nuevo plan de acción que ha planteado la Federación al Gobierno debe incluir una serie de medidas para que resulte realmente útil para los autónomos. En concreto, debe responder a las mayores preocupaciones del colectivo ante el cese de sus actividades y el consecuente descenso en sus ingresos.

Las medidas fueron comunicadas al Gobierno el lunes, justo antes de la celebración del Consejo de Ministros del pasado martes. Entre ellas, destacan la suspensión de la cuota de autónomos y de las obligaciones fiscales y tributarias, además de la mejora inmediata de la prestación extraordinaria por cese de actividad y también de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

Desde ATA ven imprescindible que se añadan estas iniciativas a un plan económico para que los autónomos puedan sobrevivir a esta crisis.

  • La suspensión de la cuota de autónomos durante tres meses

Piden la suspensión de la cuota de autónomos de los meses de marzo, abril y mayo y, en caso de que la cuota de marzo ya ha sido abonada, que sea devuelta inmediatamente a todo el colectivo, sin el cobro de recargos.

Por último, en relación con el pago de la cuota, exigen que los autónomos que se hayan contagiado por COVID-19 y aquellos que estén en cuarentena obligatoria, queden exentos de pagar la cotización desde el primer día. 

  • Suspensión de las obligaciones fiscales y tributarias

Suspender todos los trámites impositivos y obligaciones tributarias del primer trimestre que hay que presentar en abril, y aplazarlos al mes de julio.

  • Mejorar el cese de actividad extraordinario

Se exige también que se reduzca el umbral de pérdidas necesario para cobrar la prestación por cese de actividad por causas económicas del  75% actual a un 30%, y que se amplíe el plazo de esta ayuda a tres meses.

Además, también solicitan que se permita el cobro de esta prestación a todos aquellos autónomos que tienen derecho a ella y, que perciban otra prestación complementaria por parte de la Seguridad Social, siempre y cuando no alcance el 50% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI). 

Por otro lado, la Federación ve necesario que se incluya en los supuestos de fuerza mayor para el acceso a la prestación extraordinaria de cese de actividad, a las actividades que ya no son esenciales de acuerdo con el Real Decreto ley 10/2020, de 29 de marzo de 2020, por el que se regula un permiso retribuido recuperable para las personas trabajadoras de los servicios no esenciales. 

  • Expedientes de Regulación Temporal de Empleo

Por último, ATA exige que se anule la obligación de mantener el empleo durante seis meses desde que vuelva a reanudarse la actividad laboral y que establezca la finalización de los ERTES un mes después de que finalice el Estado de Alarma.

Los autónomos piden al Gobierno nuevas medidas para poder sobrevivir a la crisis