Lunes. 24.06.2019

QUIERE CAPTAR 12.500 NUEVOS CLIENTES EN EL SEGMENTO DE AQUÍ A 2020

Bankia prevé aumentar el crédito a empresas y autónomos en 8.500 millones de euros

José Sevilla, consejero delegado de Bankia, y J. I. Goirigolzarri, presidente de Bankia
José Sevilla, consejero delegado de Bankia, y J. I. Goirigolzarri, presidente de Bankia

Los préstamos preconcedidos serán unos de los productos que Bankia utilizará para alcanzar los objetivos de captación de clientes y saldo crediticio. Además, establecerá alianzas estratégicas con las principales empresas tecnológicas para proveer de un “hub de pagos eficientes” en el sector del comercio.

Bankia prevé aumentar el crédito a empresas y autónomos en 8.500 millones de euros

“Son un objetivo muy importante para Bankia”, con esta claridad y contundencia el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, se refería al peso que el colectivo de autónomos tendrá en la consecución de los 1.300 millones de euros de beneficio que la entidad prevé alcanzar en 2020 y que permitirá repartir más de 2.500 millones de euros entre sus accionistas (más del doble que en los últimos cuatro años).

Durante la presentación del Plan Estratégico 2018 – 2020 y a tan sólo unas horas de volar a Londres para iniciar el road show en el que se presentará dicho plan ante los inversores internacionales, Goirigolzarri ponía el acento en las 12.500 empresas netas que la entidad pretende captar en el trienio, lo que supone un crecimiento del 20%. Abrir el grifo de la financiación será uno de los caramelos para conseguirlo. La entidad se ha fijado como meta aumentar en 8.500 millones de euros (+7,9%) el saldo en el segmento del crédito al tejido empresarial (compuesto en su mayor parte por autónomos y pymes) de España, hasta alcanzar los 41.500 millones de euros.

En esta cantidad, hay que tener en cuenta el efecto que tendrá la desaparición de las limitaciones a las que la entidad estaba sometida por el Plan de Reestructuración, lo que permitirá poner en marcha nuevas líneas de crédito orientadas a empresas que participan en los mercados de capitales y del ámbito de la promoción inmobiliaria.   

Cabe recordar que Bankia -que cerró el pasado ejercicio con un beneficio neto atribuido de 816 millones de euros- aumentó el crédito en el segmento de pymes y autónomos un 30,2%. Incremento que se debe en parte a los 2.230 millones de euros que tiene suscritos en préstamos preconcedidos a 171.000 autónomos (22% más que en mayo de 2016), que pueden obtener liquidez de forma inmediata a golpe de clic, sin papeleos ni filtros de riesgo. Asimismo, el porcentaje de empresas con una facturación de entre seis y 300 millones de euros que trabajan con la entidad aumentó más de dos puntos entre 2015 y 2017, desde el 35,3% al 37,5%, y el número de clientes de Banca de Empresas con una inversión superior a 50.000 euros fue del 18,9%.

En cuanto al crédito para la internacionalización de los autónomos y pymes, Goirigolzarri ha explicado que está dentro de las “prioridades” del plan estratégico, especialmente en el ámbito del e-commerce, donde se pretende crecer 100 puntos básicos.

Fintech y hub de pagos eficientes

La digitalización es otra de las claves en la aspiración de convertir a Bankia en “el mejor banco de España”. Punto éste en el que se reforzará la estrategia de colaboración con las fintech, principalmente en el área de medios de pago. A este respecto, Goirigolzarri ha afirmado que los emprendedores tecnológicos del sector financiero “han tenido un protagonismo relevante en los tres últimos años”. De hecho, Bankia es la única entidad en España que cuenta con una incubadora financiera (Bankia Fintech by Innsomnia) en la que a día de hoy se han desarrollado una treintena de proyectos.

El presidente de la entidad ha anunciado que se forjarán “nuevas alianzas estratégicas con jugadores clave en el sector digital, como Apple" que servirán para dar soluciones a las demandas al creciente perfil de clientes multicanal. También en el ámbito del comercio, al que se proveerá de un “hub de pagos eficientes”, entre ellos los TPV’s, en los que el objetivo está en elevar la cuota del 8,2% al 9%. Según se detalla en el Plan de la entidad, en los dos últimos ejercicios el número de clientes de TPV’s Bankia alcanzó los 19.300 (+32,9%) y la facturación por esta vía se incrementó un 46,7%.

En otro orden de cosas, conseguir el 10,8% de rentabilidad sobre fondos propios (ROE) que la entidad se ha marcado como objetivo para 2020 depende de la reducción de “activos problemáticos” (créditos dudosos y activos adjudicados) en 8.800 millones de euros, dejando el saldo en 8.400 millones de euros y dejando la tasa de morosidad en un 3,9%.  

Crédito consumo y tarjetas

La progresiva apertura del crédito se percibe también en la banca a particulares, segmento en el que Bankia prevé captar 400.000 nuevos clientes. Entre 2015 y 2017 el crédito al consumo concedido por la entidad se incrementó un 32,7%. De cara al próximo bienio, el objetivo es aumentar el saldo hasta los 6.800 millones de euros, con una cuota del 6,6% (118 puntos básicos más que en 2017).

Siguiendo con la tendencia de los dos últimos años, Bankia continuará con la mano abierta a la hora de conceder nuevas tarjetas de crédito, ámbito en el que se estima un aumento de cuota de casi un punto, hasta el 9%. En los dos últimos años se pusieron en circulación 490.000 plásticos, creciendo la facturación de esta línea un 22,8%.

José Sevilla, consejero delegado de la entidad, ha aclarado que “en estos tres años pretendemos captar 400.000 nuevos clientes particulares y aumentar la vinculación de los que ya tenemos, lo que nos permitirá incrementar nuestros ingresos y elevar las cuotas de mercado en productos rentables como los créditos al consumo, la financiación a empresas, los fondos de inversión o los medios de pago”.

Bankia prevé aumentar el crédito a empresas y autónomos en 8.500 millones de euros