miércoles. 12.08.2020

ENTREVISTA A MARÍA JESÚS MONTERO, MINISTRA DE HACIENDA

"Estamos trabajando para bajar el Impuesto de Sociedades a las pymes en los próximos presupuestos"

María Jesús Montero, ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno.
María Jesús Montero, ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno.

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, avanzó en esta entrevista concedida a Autónomos y Emprendedores que el Gobierno ya está trabajando para bajar el Impuesto de Sociedades a los pequeños negocios en los próximos "Presupuestos de reconstrucción económica". Por otro lado, una de sus prioridades es la lucha contra el fraude fiscal y espera poder aprobar pronto una nueva ley al respecto.

"Estamos trabajando para bajar el Impuesto de Sociedades a las pymes en los próximos presupuestos"

La promesa del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de que la más que previsible subida de impuestos tras la COVID-19 no va a afectar a autónomos y pymes sigue en el aire, cuando la ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, concede esta entrevista a Autónomos y Emprendedores.

En ella, Motero (Sevilla, 54 años) confirma el compromiso del presidente, al no tener "sentido que las pymes paguen un tipo efectivo del Impuesto sobre Sociedades superior al de las grandes empresas”. Y recuerda que el acuerdo de Gobierno entre PSOE y Unidas Podemos incluye una rebaja del gravamen del 25% al 23% para las pymes. Ésta sería una de las medidas que, como adelanta, puede formar parte de los próximos Presupuestos Generales del Estado (PGE), en los que el Gobierno está ahora mismo trabajando.

Sacar adelante los PGE es el objetivo que persigue la ministra de Hacienda y Portavoz tras la finalización del estado de alarma. Montero, que tomó posesión hace casi siete meses de la cartera de Hacienda y del cargo de portavoz del Gobierno, ha sido uno de los rostros más visibles del Ejecutivo durante la pandemia. Licenciada en medicina y cirugía – profesión que apenas ejerció, pues siempre estuvo más enfocada a la gestión de hospitales y a la política -, ha sido la encargada de dar las explicaciones de las diferentes decisiones del Ejecutivo.

Para la ministra, la medidas implementadas por el Gobierno durante la pandemia han sido las acertadas “ para que no se quede nadie atrás”, a pesar de que las previsiones son de una pérdida de 300.000 trabajadores por cuenta propia. La puesta en marcha de un régimen sancionador contra la morosidad, la bajada del IVA a sectores como las peluquerías o los dentistas, o tomar una decisión sobre el sistema de módulos son aspectos que, por el momento, quedan en el aire al no ser cruciales. “Ahora tenemos los cinco sentidos en combatir el COVID-19 y mitigar su impacto económico y social” afirma.

- Antes de que llegue el 2021, más de 200.000 autónomos van a tener que echar la persiana de su negocio para siempre. ¿Cómo miembro y portavoz del Gobierno, cree que se ha hecho todo lo posible desde la Administración para evitar la pérdida de pequeños negocios?

- El Gobierno ha llevado a cabo una ofensiva inédita para proteger rentas y ayudar a autónomos y empresas. Nunca antes se había hecho un esfuerzo de tal magnitud. Adoptamos muy pronto una serie de medidas para mitigar los efectos adversos de la pandemia con el objetivo de no dejar a nadie atrás. Así, 1,4 millones de autónomos han recibido la prestación por cese de actividad. Además, hemos querido proteger la liquidez de los autónomos mediante los avales ICO (Instituto de Crédito Oficial). A 1 de julio se habían aprobado 651.333 operaciones para pymes y autónomos, que representan el 98% de las operaciones totales concedidas y que han permitido avalar un total de 58.665 millones de financiación para el colectivo.

También hemos aprobado medidas fiscales para aliviar la tesorería de los autónomos, como el aplazamiento de los impuestos durante seis meses con una carencia de cuatro meses hasta un máximo de 30.000 euros. También hemos flexibilizado la posibilidad de que los autónomos puedan cambiar el régimen de módulos por la estimación directa sin la obligación de permanecer tres años en el nuevo sistema.

La economía experimentará un significativo rebote en el 2021

- ¿Cuál es la situación financiera de España tras la alerta sanitaria? ¿Cree que sufriremos una crisis tan profunda como la de 2008?

- Las previsiones de todos los organismos, nacionales o internacionales, hay que tomarlas con prudencia por la incertidumbre sobre la evolución de la pandemia. En cualquier caso, todas las estimaciones van en la misma línea que la expuesta por el Gobierno y que supone una fuerte caída de la economía este año y un significativo rebote en 2021. Las últimas previsiones de la Comisión Europea reflejan que España será el tercer país de la zona euro que más crecerá el próximo año.

Pero la gran diferencia respecto a 2008 tiene que ver con las medidas adoptadas por el Gobierno para salir de una forma completamente distinta a la crisis anterior, cuando se registró un importante aumento de la desigualdad. En esta ocasión, desde el Gobierno hemos protegido rentas y también puestos de trabajo con los ERTEs por fuerza mayor y facilitado la liquidez a las empresas y autónomos. Hemos desplegado un escudo social para los más vulnerables impidiendo cortes de luz o gas y hemos aprobado el Ingreso Mínimo Vital. Insisto, en esta crisis trabajamos para que no se quede nadie atrás.

Y otra diferencia respecto a la anterior crisis es que España goza de la credibilidad en los mercados y se está financiando sin problemas.

- El PSOE en su programa electoral prometió hacer una rebaja en el Impuesto de Sociedades para pequeños negocios. ¿Qué plazos maneja para cumplir con este compromiso?

- Siempre hemos defendido que no tiene sentido que las pymes paguen un tipo efectivo del impuesto sobre Sociedades superior al de las grandes empresas. Por eso el acuerdo de Gobierno incluye la rebaja del 25% al 23% del gravamen para pymes. Trabajamos para que esta medida forme parte de un conjunto más amplio dentro de unos Presupuestos de reconstrucción económica y social que son más necesarios que nunca.

Se puede solicitar aplazar deudas tributarias sin necesidad de presentar garantías hasta 30.000 euros

- La posibilidad de aplazar los impuestos durante la crisis ha sido una de las medidas que más ha beneficiado a los trabajadores por cuenta propia – más de 400.000 autónomos y pequeños negocios lo han solicitado -. ¿Prevén prolongar esta medida hasta que haya una recuperación? Y si no ¿durante cuánto tiempo?

- En pleno estado de alarma se tomó la decisión de aprobar un aplazamiento especial a seis meses para evitar detraer liquidez de miles de autónomos y pequeños negocios en un momento crítico, concediendo además una dispensa de la obligación de aportar garantías y una carencia de cuatro meses de intereses.

Posteriormente se han adoptado otra serie de relevantes medidas, como la concesión de avales públicos, de modo que los autónomos tengan más fácil la posibilidad de obtener liquidez, por lo que no se considera necesario ampliar la medida específica de aplazamientos tributarios especiales COVID.

En cualquier caso, la Agencia Tributaria sigue concediendo aplazamientos a empresas y autónomos por los cauces ordinarios y les recuerdo que se puede solicitar aplazar deudas tributarias sin necesidad de presentar garantías hasta 30.000 euros.

Una de las prioridades de este Gobierno es la lucha contra el fraude fiscal

- La economía sumergida es uno de los grandes problemas del país. ¿Tiene usted algún plan para luchar contra esta lacra que perjudica tanto a los autónomos, como a la recaudación del Estado?

- Una de las prioridades de este Gobierno es luchar contra el fraude fiscal. La justicia fiscal pasa por acabar con estas prácticas ilegales que suponen una competencia desleal con todos aquellos contribuyentes que cumplen las normas y que son la mayoría. El Gobierno ya presentó un anteproyecto de ley de lucha contra el fraude que se encuentra ahora mismo en proceso consultivo y esperamos poder aprobarlo definitivamente lo antes posible. Esa norma contempla medidas muy importantes como la prohibición por ley de las amnistías fiscales o la prohibición del software de doble uso que tanto perjudica a los empresarios y autónomos cumplidores, que son la mayoría.

- El Gobierno lleva años prorrogando el sistema de módulos. ¿Cuáles son sus planes respecto a este modo de esta tributación, sabiendo que hay cientos de miles de pequeños negocios a los que les supondría un perjuicio tributar por estimación directa, principalmente, a los transportistas?

- El Gobierno ya prorrogó esa medida para el ejercicio 2020 y cuando llegue el momento se analizará esa cuestión, pero ahora tenemos los cinco sentidos en combatir el COVID-19 y mitigar su impacto económico y social.

 El objetivo tiene que ser cumplir con el plazo de pago a proveedores fijado en la ley.

- La mayoría de las administraciones y de las grandes empresas no cumple con los plazos de pago que marca la Ley de Morosidad. ¿Es usted partidaria de hacer una reforma de esta norma y de poner en marcha un Régimen Sancionador para penalizar a aquellos que no pagan sus facturas en tiempo y forma?

- Uno de los objetivos del Gobierno durante esta pandemia ha sido garantizar la liquidez de las empresas para que, entre otras cosas, no aumentaran la morosidad con sus proveedores. Para eso pusimos en marcha la línea de avales del ICO de hasta 100.000 millones. También hemos trabajado para dotar de recursos a las administraciones públicas, por ejemplo, con la actualización de las entregas a cuenta de las CCAA o la creación de un fondo de 16.000 millones no reembolsable. El objetivo tiene que ser cumplir con el plazo de pago a proveedores fijado en la ley.

- España es, junto con Holanda, el único país de la Unión Europea que obliga a los pequeños negocios que facturan menos de 30.000 euros a declarar el IVA. ¿Cuándo los autónomos y pymes estarán liberados de esta carga de gestión?

- La Directiva del IVA prevé varios regímenes para facilitar la declaración del impuesto. En España tradicionalmente se ha apostado por el régimen simplificado y creo que ha funcionado razonablemente bien.

- Siguiendo con el IVA, son muchos los gremios – peluquerías, veterinarios, dentistas, autoescuelas, entre otros - que piden al Gobierno una bajada del IVA de sus servicios para animar así al consumo y salir de la crisis tras la pandemia. ¿Estudia el Gobierno rebajar el IVA de alguna de estas actividades?

- España es ya uno de los países de la UE con más bienes y servicios gravados a tipos reducidos o superreducidos de IVA. Además, el Gobierno ya ha bajado el IVA de las publicaciones digitales durante esta pandemia, que ha pasado del 21% al 4% para la suscripción y descarga de libros, revistas y periódicos digitales.

"Estamos trabajando para bajar el Impuesto de Sociedades a las pymes en los próximos presupuestos"