miércoles. 02.12.2020

Y QUE EL COLECTIVO PUEDA CAMBIAR SU BASE SEIS VECES AL AÑO

El Gobierno estudia que los autónomos mayores de 48 puedan subir su cotización

El Secretario de Estado de Seguridad Social se comprometió con las organizaciones de autónomos a estudiar dos de las propuestas que trasladó ATA al Gobierno: permitir que los autónomos puedan cambiar hasta seis veces al año de base de cotización y que los mayores de 48 no tengan topada su cotización.. 

El Gobierno estudia que los autónomos mayores de 48 puedan subir su cotización

El Gobierno y las organizaciones representativas de los autónomos retomaron el pasado jueves las negociaciones sobre el nuevo sistema de cotización por ingresos reales que pretende implantar el Ejecutivo para los trabajadores por cuenta propia. A pesar de que queda aún mucho por avanzar, el encuentro se saldó con varios acercamientos por parte de las organizaciones y el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. 

Tras la reunión mantenida con el secretario de Estado de Seguridad Social y Pensiones, Israel Arroyo, el presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor, aseguró que el Gobierno se comprometió a estudiar que los autónomos puedan cambiar de base de cotización hasta seis veces al año, en vez de sólo cuatro como hasta ahora.

Se estudia permitir seis cambios de base al año y no cuatro

Precisamente ésta fue una de las propuestas que trasladó ATA a la Seguridad Social como posible alternativa al sistema de cotización por ingresos reales que pretende el Gobierno. " Creemos que ayudaría a los autónomos a cotizar más si se les permitiera cambiar su base de cotización seis veces al año y no cuatro como pasa ahora", explicó el presidente de la federación en una entrevista concedida a Autónomos y Emprendedores. 

Tener seis posibilidades de cambiar la base y, por tanto la cuota, permitiría a los autónomos ir adecuando lo que aportan a la Seguridad Social en base a sus ingresos de cada momento. Es decir, subir o bajar su cuota en función de cómo vaya el negocio. Es cierto, como ha dicho muchas veces el presidente de ATA, que ello debe acompañarse de un esfuerzo "pedagógico" por explicar a los autónomos las ventajas de cotizar más cuando sus ingresos se lo permiten para elevar sus prestaciones presentes y futuras, desde el cese de actividad que tanto juego ha dado durante la pandemia hasta una simple baja por enfermedad. Sin contar con lo que supone aumentarse las bases para gozar de una buena prestación por jubilación.  

Esta nueva posibilidad que se esta estudiando para de elevar a seis veces la posibilidad de aumentar o rebajar la cuota está en la línea de lo que ATA propone respecto al nuevo sistema de cotización que pretende implantar el Gobierno, y es que los autónomos coticen más, si pueden, pero "no mediante un sistema impuesto.  Es cierto que los autónomos cuyos niveles de ingresos se lo permitan deberían cotizar más, no por nada, sino porque es más beneficioso para ellos, para que puedan tener mejores prestaciones en el presente y una buena pensión de jubilación en el futuro. Pero no se trata sólo de hacer que los autónomos coticen más, si no de cómo se puede conseguir. Cotizar por ingresos reales debe ser una meta no una imposición". 

Actualmente, los afiliados al RETA (Régimen Especial de Trabajadores Autónomos) pueden modificar su base de cotización en cuatro periodos establecidos.

  • Entre el 1 de enero y el 31 de marzo, con efecto a partir del 1 de abril

  • Entre el 1 de abril  y el 30 de junio, con efecto desde el 1 de julio
  • Entre el 1 de julio y el 30 de septiembre, con efecto a partir del 1 de octubre
  • Entre el 1 de octubre y el 31 de diciembre, con efecto desde el 1 de enero del año siguiente

Así, según ATA, si en vez de cuatro fueran seis las veces que pudieran modificar su base al año, los autónomos podrían ir ajustando, por ellos mismos, cada vez dos meses su base a lo que realmente ingresan.

También se plantea que los mayores de 48 años puedan subir su base

Además, tras la reunión, el presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) aseguró estar satisfecho con otro  avance que también se incluye dentro de las propuestas remitidas por la federación al Ejecutivo. 

Al parecer, el ministerio aceptó estudiar que se permita a los autónomos mayores de 48 años aumentar de forma voluntaria su cotización a sus ingresos. Ésta es una de las principales peticiones que lleva tiempo trasladando la Federación al Gobierno ya que, a día de hoy, muchos autónomos de más de 48 años tienen su base "topada" y no pueden aportar más para mejorar sus prestaciones porque la Ley de la Seguridad impone una base límite de 2.052 euros al mes si no se ha cotizado antes por una base igual o superior. Es decir, miles de autónomos que cotizaron por bases inferiores a 2.052 euros sólo pueden aspirar a ese tope aunque sus ingresos les permitan incrementar sus bases hasta la máxima que se encuentra en 4.070 euros. 

Según el presidente de ATA, resultaba "curioso" que, mientras el Gobierno pretende implantar un sistema de cotización por ingresos reales, " precisamente la Seguridad Social impida hoy que los autónomos mayores de 48 años puedan cotizar por sus ingresos reales. Se les prohíbe aumentar su cotización, aunque tengan grandes rendimientos simplemente porque años atrás cotizaron poco. Son profesionales por cuenta propia que podrían, en estos momentos, pagar una cuota superior y no lo hacen porque la Seguridad Social no se lo permite". 

Aún así y a pesar de los avances en la negociación, desde ATA dejaron claro que consideran que “no es el momento para aprobar este nuevo sistema por ingresos reales” y explicaron al Secretario de Estado y Seguridad Social que no entienden “las prisas del Gobierno por ponerlo en marcha. No vamos a avalar ninguna reforma en una situación como la actual que pueda conllevar un aumento de cotizaciones y poner en riesgo la viabilidad de los negocios”, señaló Amor.

 Además, añadió el presidente de ATA en una entrevista para este diario, "creemos que este no es el momento de hacer esta reforma. Hay que tener en cuenta que la vuelta a la normalidad no se va a dar hasta el 2025 o 2026. Por tanto, plantear una subida de cotizaciones va a suponer de cualquier manera asfixiar más al tejido productivo. Pero el Gobierno nos va a encontrar siempre como leal interlocutor, para seguir negociando la mejora del sistema de cotizaciones. Sin que eso signifique que vayamos a avalar, insisto, algo que vaya a perjudicar a los autónomos".

El Gobierno estudia que los autónomos mayores de 48 puedan subir su cotización