viernes. 05.06.2020

SIEMPRE Y CUANDO "NO GENEREN AGLOMERACIONES"

El Gobierno rectifica y permite las rebajas en los negocios con tienda física

El Gobierno rectifica y permite las rebajas en los negocios con tienda física

Tras una semana de incertidumbre y cambios, el Gobierno permitirá finalmente a los pequeños comerciantes hacer rebajas y descuentos en sus tiendas físicas. Eso sí, siempre y cuando no generen aglomeraciones en los locales. 

El Gobierno rectifica y permite las rebajas en los negocios con tienda física

Pasan los días y cada vez más comerciantes españoles van abriendo sus puertas. Muchos de ellos llevaban cerrados más de dos meses y se han tenido que adaptar en pocos días a una realidad completamente diferente. La reapertura ha venido acompañada de nuevas normas, de nuevas restricciones y de mucha incertidumbre. 

El mismo día en el que más de la mitad de provincias españolas entraron en la fase 1 de la desescalada, el Gobierno tomó la decisión de prohibir  las rebajas en tiendas físicas con el fin de evitar aglomeraciones. Esta limitación fue un golpe para los pequeños comerciantes porque muchos de ellos llevaban meses acumulando pérdidas y un stock al que esperaban dar salida en estas semanas.

Finalmente, y tras las quejas de las organizaciones representativas del sector, que consideraban que la decisión era desproporcionada, pues el aforo ya estaba limitado al 30%, el Ejecutivo ha acabado permitiendo estos descuentos. Además, también ha modificado la limitación de apertura a aquellos comercios de menos 400 m2, ya que impedía volver a abrir a algunos negocios como pequeños concesionarios que, a pesar de ser pymes o incluso estar regentados por autónomos, necesitan de un gran espacio para desarrollar su actividad.

La rectificación en materia de rebajas y la eliminación de la limitación de apertura a comercios de menos de 400 m2 son “decisiones adecuadas y necesarias en el camino hacia la recuperación”, según explicaron desde la Confederación Española de Comercio (CEC). Además,  añaden que “las rebajas se rigen por la Ley de Ordenación del Comercio Minorista, por lo que para realizar una modificación de este calibre sería necesario modificar la ley”.

Por su lado, desde la Asociación Empresarial del Comercio Textil y Complementos de la Comunidad de Madrid (Acotex) insistieron en que no es suficiente, ya que "los comerciantes tienen que poder hacer las promociones y rebajas que consideren oportunas para poder quitarse el stock de dos meses en los que las tiendas permanecieron cerradas y sin vender absolutamente nada", sin ningún tipo de restricción al respecto. Ahí es donde se encuentra una de las grandes razones por las que este año se hacen indispensables las rebajas: el confinamiento ha pillado a muchos comercios del textil con mucho género comprado que no ha podido vender. El otro motivo es que la crisis va a golpear a muchos consumidores como lo hizo en el 2008 y el precio va a ser un factor importante a la hora de comprar. Una tercera razón para aprobar las rebajas es que, durante el confinamiento, las grandes plataformas online se han visto reforzadas y el pequeño comercio ha de poder competir con ellas.

Siempre que no se generen aglomeraciones

La nueva orden modifica lo relativo a las rebajas que se había introducido en la norma dictada por Sanidad el pasado 9 de mayo y que había dado lugar a distintas interpretaciones por parte del Ministerio de Sanidad, por un lado, y el Ministerio de Industria y Comercio, por el otro.

Ahora, la ley prevé que “las acciones comerciales o de promoción que lleven a cabo los establecimientos comerciales deberán estar acompañadas de medidas destinadas a asegurar que no se generen aglomeraciones que impidan el mantenimiento de la distancia de seguridad, el cumplimiento de los límites de aforo, o que comprometan el resto de medidas establecidas en esta orden”.

De no cumplirse estas premisas, la orden del Gobierno especifica que se podrían adoptar cualquier tipo de medidas con tal de evitar la propagación del virus. Entre ellas se incluye el cese inmediato de las acciones comerciales

Para la CEC, fundamentar el veto a las rebajas en el hecho de evitar aglomeraciones cuando ya había establecidas limitaciones de aforo en los locales comerciales para las distintas fases, encaminadas a garantizar la seguridad de comerciantes y consumidores, carecía de sentido y ponía en clara desventaja competitiva al pequeño comercio respecto a las grandes plataformas internacionales que seguirían operando online sin ningún tipo de restricción. Esta rectificación, según la organización, pone fin a "una situación fruto del desconocimiento" del Ministerio de Sanidad hacia el sector del comercio e impone el sentido común defendido desde el Ministerio de Comercio y el sector. 

Dudas e incertidumbre en el sector

A pesar del buen recibimiento que han tenido los cambios, estas rectificaciones por parte del Gobierno han provocado muchas dudas entre los autónomos. Tanto es así que, según la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA) el 40% aún sigue sin abrir el negocio, frente al 60% que ya está desarrollando su actividad.

Uno de los comercios que ha abierto  a pesar de la incertidumbre es la tienda de calzado 'Alma en Pena'. “Estamos abiertos con todas las medidas de seguridad, pero no tenemos rebajas, porque no sabemos cómo cambiará la norma en el futuro”, explicaron desde la tienda.  "Cumplimos como podemos. Somos dos personas controlando el local, en la puerta tenemos gel y no se permite entrar a más de dos personas a la vez . Si alguien se quiere probar algún modelo, le damos unas bolsas”.

Por su lado, la tienda moda Poète será una de las que hará rebajas, aunque no creen que haga falta  tomar medidas especiales debido a estos descuentos, "porque las aglomeraciones ya se evitan de por sí con la regulación de aforos según las fechas, límites y  recomendaciones dadas por Sanidad. Las rebajas ya no atraen la masa de clientes de hace años, con lo cual las aglomeraciones están descartadas”.

Desde las distintas asociaciones de comercios y autónomos creen que esta rectificación era necesaria. Sin embargo, la CEC señala que el actual contexto de indefinición y contradicciones está causando un enorme perjuicio a un sector que genera 3,2 millones de empleos y supone el 13% del PIB. En este sentido, recuerda al Ejecutivo que esta situación podría haberse evitado con la creación de la mesa de diálogo permanente que desde la confederación han demandado en reiteradas ocasiones, para analizar conjuntamente y colaborar en el progreso de las fases y las medidas de reactivación del sector

"Todavía es pronto, pero estimamos que uno de cada cinco comercios se va a quedar en el camino. Y hay sectores que van a estar por encima de eso. Por desgracia, es la realidad: hay mucha incertidumbre y el consumo de este año va a ser un 40% inferior al del pasado ejercicio ", concluyó Carlos Moreno, portavoz de CEC.

El Gobierno rectifica y permite las rebajas en los negocios con tienda física