Sábado. 17.11.2018

PESE A LAS RESTRICCIONES DE TRUMP

El ICO no limitará el crédito a los autónomos y micropymes con intereses en EEUU

El ICO no limitará el crédito a los autónomos y micropymes con intereses en EEUU

La entidad pública dispone de un acuerdo con Banco Sabadell Miami Branch, que movilizará 500 millones de euros para financiar proyectos españoles en Estados Unidos. Además, dispone de acuerdos con CAF, BANBIF, BCIE y BANCOLDEX para inversiones en Latinoamérica. 

El ICO no limitará el crédito a los autónomos y micropymes con intereses en EEUU

“Para nada”. Con esta rotundidad Ana Martínez, jefa de área de Gestión de Mediación del ICO (Instituto de Crédito Oficial), respondía ante la posibilidad de que la entidad que preside desde hace apenas una semana José Carlos García de Quevedo aplicase restricciones en el crédito a los autónomos, pymes y empresas españolas con intereses en el mercado estadounidense. “El ICO no será restrictivo ni aplicará limitación alguna por sectores de actividad.

De hecho, el pasado mes de febrero la entidad formalizó un acuerdo con Miami Branch, sucursal de Banco Sabadell en Estados Unidos, por el que se puso en marcha una línea global de financiación de 500 millones de euros para financiar inversiones en el mercado americano o cubrir las necesidades de circulante de aquellas compañías que tengan un mínimo del 30% de capital español o que el proyecto financiado cuente con al menos el 30% de bienes o servicios proporcionados por empresa española. 

Según explicó Martínez durante su intervención en el foro Diálogos de Internacionalización Nuevas fronteras para las pymes españolas, organizado por CESCE, Esade y Gestion Presss,  el acuerdo se enmarca dentro de la línea Canal Internacional con el que el ICO está exportando su modelo público privado.

Impulsar la internacionalización del tejido empresarial español es el primero de los ejes del Plan Estratégico de la entidad para el periodo 2018 – 2021. Para ello se ampliará el número de acuerdos con bancos locales con el objetivo de que las compañías españolas – sea cual sea su tamaño- tengan más facilidades para acceder a fondos que permitan desarrollar sus proyectos.  

El citado acuerdo con la filial de Sabadell en Miami no es el único. Hasta la fecha hay otros cuatro vigentes con CAF (Banco de Desarrollo de América Latina) -por importe de 350 millones de euros, BANBIF -30 millones de euros-, BCIE (Banco Centroamericano de Intergración Económica)-con la que se ha suscrito dos préstamos uno de 25 millones y otro de 30 millones- y BANCOLDEX -de cerca de 41 millones de euros-. En suma, el importe total para el desarrollo de operaciones en países latinoamericanos asciende a más de 446 millones de euros.

Pese al carácter contracíclico de la entidad pública -el volumen de préstamos en 2014 se elevó a 21.000 millones de euros frente a los 4.594 del pasado año-, las líneas internacionales han ido ganando peso en los últimos cinco años y ya suponen cerca del 35% de la actividad crediticia. El pasado año, la Línea ICO-Internacional financió un total de 255 operaciones por importe de 51 millones de euros. Y la Línea ICO – Exportadores distribuyó 571 millones de euros en 13.165 operaciones. Desde 2012 el organismo ha facilitado más de 12.500 millones de euros para la salida al exterior de unas 150.000 empresas.

Por otra parte, este año se cumple el 25 aniversario de la primera Línea ICO Pyme, que se ejecuta en colaboración con las entidades financieras bajo el modelo de mediación. Bajo esta fórmula se han financiado 3,1 millones de operaciones de autónomos y pymes por un volumen total de 178.000 millones de euros. Cabe destacar que más del 66% de los préstamos ICO son suscritos por micropymes de uno a 10 trabajadores.

Mercado de 300 millones de personas

Los aranceles de entre el 11% y el 35% que está aplicando la administración Trump a determinados productos españoles, como el acero, el aluminio, la aceituna negra o los componentes de automóviles, entre otros, no son una barrera insalvable frente a las oportunidades que ofrece un mercado de más de 300 millones de consumidores. De hecho, durante la jornada de ayer todos los ponentes coincidieron en que pese a que hay que valorar más los riesgos el mercado estadounidense continúa siendo estratégico para las empresas españolas, inclusive las más pequeñas y los autónomos.

Tal es así que en lo que va de año las exportaciones a EEUU se han incrementado un 8,8% interanual, según los datos de abril del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo. Caso distinto es el de las inversiones en el país donde “las decisiones se están retrasando”, afirmó Beatriz Reguero, directora de Área de Cuenta del Estado de CESCE (Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación). Las inversiones españolas cayeron un 45% entre 2016 y 2017, hasta los 2.801 millones de euros.

Por su parte, Alfredo Bonet, director de Internacional de Cámara de España, destacó que el “embrión de guerra comercial” que está desatando la administración Trump es un foco de incertidumbre, lo que “perjudica el crecimiento económico”. Asimismo, insistió en que “revertir la situación depende del sector empresarial” americano que ya se ha mostrado contrario a los delirios proteccionistas de su presidente y alertó de posibles deslocalizaciones como la de Harley Davidson.

El ICO no limitará el crédito a los autónomos y micropymes con intereses en EEUU