Lunes. 10.12.2018

DESEAN SER SU PROPIO JEFE

Los jóvenes que quieren abrir un negocio lo harían con menos de 10.000 euros

Los jóvenes que quieren abrir un negocio lo harían con menos de 10.000 euros

El 35% de los jóvenes españoles asegura que, si pudiera, abriría un negocio. Además, el 31% necesitaría menos de 5.000 euros para hacerlo y otro 31% entre 5.000 y 10.000 euros.

Los jóvenes que quieren abrir un negocio lo harían con menos de 10.000 euros

El 35% de los jóvenes españoles afirma que le gustaría abrir un negocio y la mayoría necesitaría menos de 10.000 euros para hacerlo. Tiendas online, consultorías, locales de hostelería o negocios de diseño son las aspiraciones de estos jóvenes. El emprendimiento sigue asentándose en España y ahora empieza a crecer entre los jóvenes de entre 18 y 25 años, según una encuesta realizada por Uniplaces.es y TRIVU.

Desde estas entidades consideran que, a pesar de que el emprendimiento en otros países está más desarrollado, la tendencia en España es creciente y puede llegar a buen puerto.

Sin embargo, estos jóvenes no pretenden lanzarse a la aventura sin unos conocimientos técnicos que cimienten su negocio. Por este motivo, el 14% de los consultados asegura que iniciará su emprendimiento una vez acabe sus estudios. Mientras que, un 21% tiene pensado montar su propio negocio en un futuro cercano.

Para emprender su negocio, el 31% cree que 5.000 euros les resultarán más que suficientes, frente a otro 31% que considera que necesitará elevar su presupuesto a entre 5.000 y 10.000 euros.

Mariano Kostelec, cofundador y director de Uniplaces en España, piensa que los jóvenes de hoy en día tienen mucha confianza en sus ideas de negocio, ya que, “aunque muchos no dispongan de los fondos necesarios para emprender”, el 45% confía en poder vender su proyecto a inversores privados o públicos que lo financien.

No obstante, otro 47% pretende encontrar fuentes de financiación más sencillas. De este porcentaje, el 28% lanzará su empresa gracias al ahorro personal, frente a un 10% que lo hará con el capital que le presten amigos y familiares, y un 9% que buscará financiación a través de créditos bancarios.

Pablo González Ruiz de la Torre, CEO y fundador de Trivu señala que los resultados de la encuesta confirman “lo que siempre hemos defendido, que los españoles están cambiando de mentalidad”.

Según el Ceo de la plataforma, la forma de trabajar ha evolucionado en los últimos años y “estamos convencidos de que el talento joven de nuestro país tiene los conocimientos y la energía suficientes para aprovechar las oportunidades que se les presentan".

Triunfan los marketplace

Los marketplaces son el negocio favorito de los emprendedores españoles, ya que cuatro de cada diez jóvenes considera crear un mercado online en el que vender productos a terceros. Por su parte, el 24% de los encuestados prefiere lanzar una consultoría, frente a un 14% que dedicaría su actividad a la hostelería. El mismo porcentaje de jóvenes iniciaría un negocio de diseño.

Según los encuestados, las ciudades españolas que cuentan con las mejores condiciones para emprender son las grandes capitales. Madrid, elegida por el 45% de los jóvenes, lidera el ranking nacional. Por detrás se sitúa Barcelona, al ser la preferida del 38%, y Valencia, seleccionada por un 7% de los encuestados.

La encuesta concluye con los países favoritos por los jóvenes emprendedores para montar su negocio. Destacan Estados Unidos y Alemania, elegida por el 21% de los participantes en la encuesta. Le siguen Australia, la preferida para el 17% y, Reino Unido, para el 10%.

González aseguró, durante la presentación del cambio de nombre de su compañía –anteriormente conocida como Pangea-, que “ser joven es una actitud con la que cada uno se plantea la vida y lo que sucede en torno a ella”. Por este motivo, el CEO de la empresa que pretende crear un ecosistema de talento joven a nivel mundial, señaló la importancia de que los jóvenes emprendedores “sepan aprovechar las oportunidades, y que las empresas tradicionales aprendan a conectar con una nueva generación que ni tiene la misma forma de trabajar, ni las mismas aspiraciones vitales de hace 20 años”.

Los jóvenes que quieren abrir un negocio lo harían con menos de 10.000 euros