miércoles. 01.04.2020

BONIFICACIONES EN IBI E IAE SI MANTIENEN LA PLANTILLA

Madrid rebaja los impuestos a algunos negocios afectados por el coronavirus

Madrid rebaja los impuestos a algunos negocios afectados por el coronavirus
Madrid ha decretado el cierre de todos los establecimientos que no sean farmacias o supermercados. Eso significa que hosteleros, comerciantes y otros autónomos de la capital se verán de la noche a la mañana sin ingresos. Para paliar la situación, el consorcio ha preparado una rebaja de impuestos, con algunas condiciones.
Madrid rebaja los impuestos a algunos negocios afectados por el coronavirus

Madrid ya es una de las capitales del mundo más afectadas por el coronavirus. El pasado viernes superó el umbral de los 2.000 contagiados y sus negocios, autónomos y pequeñas empresas, se han visto de la noche a la mañana desarrollando su actividad en unas calles de Madrid sin madrileños. 

La mala noticia para hosteleros, bares de ocio nocturno, hoteleros y comerciantes llegó el pasado viernes al medio día. La Comunidad de Madrid decretó el cierre de todos los establecimientos salvo negocios de alimentación (tiendas y mercados) y farmacias a partir de este sábado con el objetivo de frenar los contagios por coronavirus, según informaron fuentes del Gobierno a la agencia Efe. 

Para paliar los graves daños ocasionados a muchas empresas y autónomos madrileños que se verán obligados a seguir pagando personal, alquiler e incluso proveedores sin obtener ingresos, el Ayuntamiento de Madrid, por su parte, ha aprobado una línea de ayudas complementarias al plan económico que aprobó el Gobierno el pasado jueves. Habrá que ver qué pasará con el resto de municipios de la comunidad a los que les afectará la medida pero no hay ayudas previstas.

De momento, el consistorio de Madrid sí ha aprobado un paquete de medidas fiscales para intentar resarcir a los autónomos y empresarios más afectados por la situación completamente excepcional que está viviendo la capital.

Esta vez, las ayudas, se harán a través de una serie de rebajas fiscales con el objetivo de mitigar dichos efectos económicos negativos que se pueden producir en determinados sectores de la economía de la ciudad especialmente perjudicados por la pandemia por coronavirus.

Bonificación del 25% en el IBI

El Ayuntamiento de Madrid considera que los inmuebles destinados a los usos de ocio y hostelería y comercial "son de especial interés o utilidad municipal por circunstancias de empleo". Por eso, y con efectos exclusivos para el ejercicio 2020, los autónomos y empresas madrileñas que se hayan visto afectadas directa o indirectamente por la epidemia tendrán derecho a una bonificación de la cuota íntegra del impuesto sobre los bienes inmuebles (IBI) del 25 %. Eso sí, estará condicionada al mantenimiento del promedio de la plantilla de trabajadores durante el periodo impositivo.

Esta bonificación se estima que puede beneficiar a más de 106.000 comercios y establecimientos de ocio y hostelería, con un impacto de 53 millones. La bonificación prevista en esta disposición deberá ser solicitada por el sujeto pasivo antes del 15 de junio de 2020.

Bonificación del 25 % en el IAE

Además, y también con efectos exclusivos para el ejercicio 2020, tendrán derecho a una bonificación de la cuota íntegra del Impuesto sobre Actividades Económicas del 25 % los sujetos pasivos que tributen por cuota municipal por determinados epígrafes como Ocio y Restauración, Agencias de Viaje, Comercial y Grandes Superficies.

La bonificación prevista en esta disposición también deberá ser solicitada por el sujeto pasivo antes del 15 de junio de 2020 y también estará condicionada al mantenimiento del promedio de la plantilla de trabajadores durante el periodo impositivo. Esta bonificación se estima que puede llegar a  beneficiar a más de 14.684 negocios de la capital, con un impacto de  unos 10,1 millones de euros.

Además, el Ayuntamiento de Madrid, "consciente de que la situación actual dificulta la movilidad de los ciudadanos y empresas", ha establecido también una moratoria para facilitar el pago del Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM), la Tasa por Pasos de Vehículos (TPV) y la Tasa de Cajeros Automáticos, cuyo pago está previsto para el período entre el 1 de abril y el 1 de junio de 2020. De esta manera, se retrasa el abono voluntario de los mismos un mes, de forma que comience el periodo voluntario el 1 de mayo y finalice el 30 de junio.

Sin embargo, las medidas del Ayuntamiento de la capital, que se espera que se amplíen en los próximos días, no son las únicas a las que pueden optar los negocios madrileños afectados. 

Medidas del Gobierno para autónomos

La crisis generada por el Coronavirus obligó este pasado jueves al Ejecutivo a organizar un Consejo de Ministros extraordinario. Tras la reunión, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez concretó lo que será el Primer Plan Económico que va poner en marcha el Ejecutivo para paliar los daños del COVID-19 en el país.

En este plan, que para algunas asociaciones representativas del colectivo, como ATA, se ha quedado corto, se incluye un apartado específico para los autónomos y los pequeños negocios. 

El Gobierno ya había introducido alguna medida para paliar los efectos del coronavirus que afectan directamente a los trabajadores autónomos. Una de ellas es el Real Decreto aprobado esta semana que facilita a los autónomos que se encuentren en una situación de aislamiento preventivo por coronavirus, cobrar la baja laboral por accidente de trabajo, y no por enfermedad común. Esto les permite el cobro de la prestación desde el primer día en vez del cuarto, como sucedería si se hubiera considerado enfermedad común. Era una medida solicitada por ATA.

Esto supone una mejora de la prestación para los profesionales afectados, directa o indirectamente, por el COVID-19, que podrán percibir desde el día siguiente al de la baja laboral, el 75% de su base reguladora.

Desde el jueves, también se les ofrece la posibilidad de que puedan solicitar el aplazamiento y fraccionamiento de sus deudas tributarias con la Administración, con un plazo de seis meses y sin intereses. Para Sánchez la medida permitirá inyectar unos 14.000 millones de euros de liquidez en nuestro sistema económico”. Sin embargo, ATA ha criticado que las medidas son escasas y recuerda, en un comunicado, que la posibilidad de aplazamiento de deudas tributarias existe desde hace años y que los autónomos lo utilizan con normalidad desde la pasada crisis, por lo que no constituye una gran novedad. 

Otro de los puntos del Plan Económico del Gobierno que podrían afectar a autónomos y pequeños negocios es la creación de una línea adicional de 400 millones de euros del ICO (Instituto de Crédito Oficial). Una iniciativa, que forma parte de la batería de medidas que la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) envío a la ministra de Asuntos Económicos y de Transformación Digital, Nadia Calviño, aunque en el plan aprobado por el Gobierno la medida se restringe a los sectores del transporte y la hostelería.

Madrid rebaja los impuestos a algunos negocios afectados por el coronavirus