domingo. 21.07.2019

A PESAR DEL BUEN NIVEL DE DIGITALIZACIÓN

Los negocios españoles no confían en la nube

Los negocios españoles no confían en la nube

A pesar de que los últimos datos de Eurostat aseguran que España progresa a pasos agigantados en la digitalización, los negocios nacionales no confían en los servicios que ofrece la nube, ya que, en 2016, solo los contrataron el 19 % del total. Se están estudiando las causas de dicho desfase aunque en Europa el porcentaje tampoco es alto, apenas si llega al 21%.

Los negocios españoles no confían en la nube

Los negocios españoles se encuentran por debajo de la media europea en el uso del cloud computing -los servicios informáticos que ofrece la nube-, con solo un 19% del total. Sin embargo, Europa también se encuentra a medio camino en el uso de estos servicios, ya que solo el 21% de los negocios europeos migra sus datos a la nube, por lo que el problema no solo es español. Así lo demuestran los últimos datos publicados en el informe Digital economy and sociecity in the EU 2018 elaborado por Eurostat, dónde se analiza el computo del 2016.

Cabe destacar que la desconfianza de las pequeñas empresas nacionales en los servicios que ofrece la nube no corresponde con el nivel de digitalización español que sostiene Eurostat, ya que España ocupa el puesto número 14 de los Estados miembros de la Unión Europea en el Índice de la Economía y la Sociedad Digitales (DESI). Aunque, precisamente, el ámbito en el que menos destaca el perfil digital nacional es el referido al capital humano.

De manera general, España ha obtenido mejores resultados en todas las dimensiones medidas excepto en lo relativo al capital humano, especialmente los resultados obtenidos en el ámbito de los servicios públicos digitales. La dimensión en la que más ha progresado es en la integración de la tecnología digital. Así lo asegura la Unión Europea, que señala que “a pesar de que, por lo general, los sectores público y privado de España están progresando con rapidez hacia la integración de las tecnologías digitales, parece que algunos de los indicadores reflejan un bajo nivel de demanda por parte de los usuarios, con un menor nivel de crecimiento en las competencias digitales que obstaculiza el desarrollo en la dimensión correspondiente al capital humano”.

Los pequeños negocios no confían en la nube

A pesar de que el 95% de las empresas europeas tenía acceso a Internet en 2016, solo el 45% de las grandes empresas contrató los servicios en la nube, frente al 21% de las pequeñas empresas. En España, como ya se ha mencionado antes, tan solo el 19% de los negocios ha migrado a la nube, aunque se sitúa por encima de Francia y Alemania, donde el porcentaje fue del 17%. Los países que subieron la media fueron Finlandia (57%), Suecia (49%) y Dinamarca (42%).

Asimismo, el estudio revela que hubo dos factores clave a la hora de contratar estos servicios: el alojamiento de sistemas de correo electrónico (65%) y el almacenamiento de archivos (62%). Otras causas fueron alojar sus bases datos (44%) y usar software de oficina (41%).

Ventajas de usar los servicios de la nube

Subir la oficina a la nube supone una serie de ventajas que ayudan a mejorar el negocio. La posibilidad de obtener información en tiempo real sobre el stock facilita el conocimiento de tu producto, la actualización instantánea de la cantidad vendida, pedida o agotada garantiza la seguridad de ofrecerle al cliente un servicio óptimo acorde a los tiempos que corren.

El cloud computing supone, además, acelerar los procesos de gestión, ya que está basado en el trabajo en la red, así como en el acceso a toda la información cómo y donde quieras, sólo se necesita un ordenador con conexión a Internet.

Los negocios españoles no confían en la nube