La prestación también subirá un 8,5%

A partir de enero habrá más autónomos que puedan acceder a Ingreso Mínimo Vital

A partir de 2023, habrá más autónomos que puedan acceder al Ingreso Mínimo Vital.  Además, los que accedan, también podrán percibir una cuantía mayor, porque aumentará un 8,5% la prestación.

A partir de enero habrá más autónomos que puedan acceder a Ingreso Mínimo Vital
A partir de enero habrá más autónomos que puedan acceder a Ingreso Mínimo Vital

A partir de enero de 2023, habrá más autónomos -así como trabajadores por cuenta ajena o desempleados- que cumplirán los requisitos para acceder al Ingreso Mínimo Vital. Con la entrada del nuevo año esta ayuda sufrirá algunos cambios tanto en los límites de renta que pueden percibir los actuales beneficiarios del IMV sin perder el derecho a cobrarlo, como en los los ingresos máximos que pueden tener los trabajadores que todavía no lo han solicitado para empezar a cobrar esta prestación.

Ahora mismo, según los últimos datos publicado por el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) habría más de 509.000 hogares- alrededor de 1,4 millones de personas- cobrando el Ingreso Mínimo Vital. Con los nuevos cambios que se pondrán en marcha a partir de 2023, se espera que aumente el número de beneficiarios, incluidos los autónomos, que también pueden tener derecho a esta prestación.

Por un lado, según avanzó a través de sus redes sociales la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, el Indicador Público de Rentas de Efecto Múltiple (IPREM), aumentará desde enero hasta los 600 euros. Este indicador es el que se utiliza como referencia para calcular los ingresos máximos que puede tener una persona para ser beneficiario del Ingreso Mínimo Vital. Al aumentar este indicador, también aumentará el umbral permitido para poder acceder a la prestación, por lo que es posible que más personas puedan beneficiarse de ella.

Además, como ya avanzó este diario, el Gobierno dio luz verde recientemente a un nuevo reglamento para que los autónomos -así como empleados o desempleados- que ya están cobrando el Ingreso Mínimo Vital puedan incorporarse al mercado laboral, aumentar sus horas de trabajo o incrementar sus ingresos sin tener que perder este subsidio. Este mecanismo, que entrará en vigor también a partir de enero, permitirá que los autónomos que perciban la prestación y aumenten su actividad puedan seguir cobrando la misma cantidad subsidio o que no pierdan el derecho a cobrarlo si aumenta su facturación. 

En 2023 subirán el límite máximo de renta para percibir el IMV y también las cuantías

Ahora mismo, tanto la cuantía que pueden percibir los autónomos por el Ingreso Mínimo Vital, como los propios requisitos de acceso dependen de varios factores. Los más importantes son, por un lado, la composición del hogar: aquellas personas que tengan menores a su cargo podrán cobrar más por la prestación y también se les permite  tener mayores ingresos a la hora de acceder a la prestación.  Por otro lado, también es importante la cuantía anual del IPREM, ya que es el valor que se toma como referencia para calcular los ingresos anuales que puede tener cada persona en función de su situación. 

Si sube el IPREM un 3,6% como anunció la ministra de Trabajo, los límites para acceder en cada situación a esta prestación aumentarán en la misma proporción. De este modo, ahora mismo existe derecho a acceder al IMV cuando los ingresos mensuales sean menores a 491,63 euros en el caso de una persona adulta que viva sola. Este límite se incrementan otros 147,49 euros más al mes por cada persona adicional, adulta o menor, que conviva en la unidad de convivencia hasta un máximo de 1081,59 euros al mes. Con la subida del 3,5%, una persona adulta sin menores a cargo podría ingresar alrededor de 18 euros más a partir de 2023, y casi 40 euros más en algunos supuestos de familias numerosas.

Así mismo, también subirá la cuantía a percibir del IMV a partir de enero, en la misma medida que las demás prestaciones, es decir un 8,5%, según avanzó la ministra de Trabajo. Con este incremento, desde enero, un adulto solo pasaría a tener una renta garantizada de 6.401,06 euros al año;  un adulto y un menor 9.729 euro anuales; y dos adultos 8.321,3 euros. 

A continuación se ponen las cantidades a percibir en cada caso que corresponden a 2022. A esta cuantía hay que aplicarle un 8,5% más -el incremento para 2023- si se quiere saber cuanto se percibirá a partir de enero.

Captura
Tabla de Renta garantizada para familias no monoparentales en 2022

 

 

Captura

Tabla de Renta garantizada para familias monoparentales y otros supuestos de vulnerabilidad en 2022

 

 

A partir de enero habrá más autónomos que puedan acceder a Ingreso Mínimo Vital