jueves. 22.08.2019

INFORME DE LA SEGURIDAD SOCIAL

La pensión media de jubilación de los autónomos es de 718,75 euros al mes

La pensión media de jubilación de los autónomos es de 718,75 euros al mes

La pensión media de jubilación de los afiliados al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), a 1 de febrero de 2018, es de 718,75 euros mensuales, según los datos hechos públicos este viernes por la Secretaría de Estado de la Seguridad Social. La pensión media por el mismo concepto de los afiliados al Régimen General se sitúa en 1.222,04 euros, es decir, 503,29 euros más. Esta brecha coincide con la que existe en las bases medias de cotización de ambos regímenes.

La pensión media de jubilación de los autónomos es de 718,75 euros al mes

Se observa de nuevo una de las diferencias más acusadas entre los trabajadores por cuenta propia y los que trabajan por cuenta ajena. Si el cálculo de la pensión es el mismo para los afiliados del Régimen General que para los del RETA, la causa hay que buscarla en las cotizaciones. Desde la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) siempre han explicado que la diferencia en el importe de la pensión estriba en que, al ser la cotización voluntaria, más del 80% de los autónomos cotizan por la base mínima. Al llegar la jubilación, cobran de media entre un 30% y un 40% menos que los afiliados del Régimen General.

Muchos autónomos desconocen que la cuantía de la pensión se establece según lo cotizado siguiendo la máxima "tanto aportas, tanto cobras". La brecha que se observa entre las pensiones de uno y otro régimen se puede entender sabiendo que las bases de cotización medias en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos es de 1.108,46 euros al mes mientras que en el Régimen General (asalariados) asciende a  1.890 euros al mes. Es decir que los autónomos cotizan por bases un 41% inferiores a las asalariados. Con el resto de prestaciones por otros conceptos, la brecha por culpa de la menor cotización es muy parecida.

Incapacidad permanente y viudedad

Lo mismo ocurre con el resto de las prestaciones a los que los autónomos tienen derecho. De acuerdo con los datos de la Seguridad Social, la pensión media por incapacidad permanente el pasado 1 de febrero, se situó en 706,67 euros mensuales frente a los 965,04 euros de los trabajadores por cuenta ajena. En el caso de la incapacidad permanente, la diferencia es menor, 258,37 euros, un 26%. 

Como pensión de viudedad, un autónomo o autónoma cobra de media 483,22 euros mensuales y un trabajador por cuenta ajena del Régimen General, 692,39 euros, de nuevo un 30% más.

Menos salto se da en la pensión media de orfandad, ya que los huérfanos de los autónomos cobran 319,91 euros al mes y los hijos de empleados fallecidos, 393,11 euros. Por último, la pensión media mensual a favor de familiares también es menor en el caso de los afiliados al RETA, 435,27 euros, respecto a la media de los pensionistas del Régimen General, que sube a 557,31 euros.

El conjunto del sistema público ha alcanzado las 9.573.282 de pensiones contributivas, un 1,2% que en febrero de 2017. Más de la mitad, 5.888.138, son de jubilación; 2.357.014 lo son de viudedad; 948.393 corresponden a incapacidad permanente; 338.644, a orfandad; y 41.093, a favor de familiares. El importe total del gasto en pensiones ha llegado a 8.925.120 millones de euros. 

La pensión media de jubilación de los autónomos es de 718,75 euros al mes