Viernes. 22.06.2018

III FORO DE EMPRENDEDORES Y AUTÓNOMOS 2018

El PSOE plantea mejorar la tarifa plana para la segunda oportunidad

Imagen de la mesa redonda "El autónomo, presente y futuro"/Foto: Guillermo López
Imagen de la mesa redonda "El autónomo, presente y futuro"/Foto: Guillermo López

El secretario de Empleo del PSOE, Antonio Ferrer, ha afirmado este lunes en el III Foro de Emprendedores y Autónomos 2018 que su partido se compromete a mejorar la tarifa plana para los autónomos “que vuelven a empezar después de fracasar”. Además, Ferrer ha adelantado que los socialistas quieren que los autónomos “participen del diálogo social” y que haya una formación específica para los trabajadores por cuenta propia ante los retos de los nuevos sectores emergentes, para lo cual defiende que coticen por formación profesional el 0,1% al igual que los asalariados. Los Trade, por su parte, han sido los protagonistas de todas las intervenciones. 

El PSOE plantea mejorar la tarifa plana para la segunda oportunidad

En la mesa redonda que, bajo el título “El autónomo, presente y futuro” se ha desarrollado en el III Foro de Emprendedores y Autónomos, organizado por ATA, el secretario de Empleo del principal partido de la oposición ha declarado que éste sabe de los efectos positivos de la tarifa plana sobre el empleo, aunque en su opinión sería mejor que se cargara a los Presupuestos Generales del Estado y no a las cotizaciones de la Seguridad Social. Sin embargo, a los socialistas les preocupa, según Ferrer, que, dado que los autónomos están expuestos a “mucha mortalidad en sus negocios, nos comprometemos a mejorar la tarifa plana después de un fracaso”. En la actualidad, y en virtud de la Ley de Autónomos, aquel trabajador que retoma una actividad tiene derecho a la tarifa plana de 50 euros al cabo de tres años desde que disfrutó de esta bonificación y, si no, al cabo de dos años desde la última vez que estuvo dado de alta como autónomo. 

Otra de las cuestiones que el PSOE quiere llevar adelante es que los autónomos “participen en el diálogo social” como el resto de los agentes sociales, “aportando ideas y soluciones”. Asimismo, Antonio Ferrer ha dicho que su partido pretende “poner en marcha el Consejo Estatal del Trabajo Autónomo”.

Uno de los elementos esenciales para el Partido Socialista, ha señalado Ferrer, es aprobar políticas activas que ayuden a los autónomos a enfrentarse a los retos que, no sólo por los sectores de trabajo tradicionales sino sobre todo por los sectores emergentes, tienen ante sí. Ello “exige una formación a la carta y para eso deben tener los mismos derechos que los trabajadores por cuenta ajena y cotizar por Formación Profesional una cuota del 0,1% como ellos" y no esperar a que se asignen partidas porque, en general, el PSOE es partidario de "una homologación entre el RETA y el Régimen General de la Seguridad Social, se han dado pasos pero vamos a profundizar”. Las nuevas políticas activas también se ocuparán de la prevención de riesgos laborales.

En materia de fraude, los socialistas tienen bajo la lupa a las cooperativas de facturación y a aquellas de trabajo asociado en las que los socios ingresan más por otras cuestiones que por su propio trabajo porque emplean a falsos autónomos. Antonio Ferrer también ha defendido políticas activas para luchar contra esta figura “a la que hay que combatir no sólo con la actuación inspectora y sancionadora”. Y lo mismo para la figura de los autónomos económicamente dependientes o Trade. El secretario de Empleo socialista ha manifestado que hay que volver a reconsiderar a este tipo de trabajador, “hacen falta nuevos planteamientos”.

La figura de los Trade

Los Trade (Trabajadores Autónomos Económicamente Dependientes) han sido, precisamente, objeto de atención de todos los participantes en la mesa donde se ha debatido el presente y el futuro de los autónomos. El director general de Empleo, Xabier Thibault, ha afirmado que “los Trade tienen ahora verdadero sentido” con los modelos de trabajo que trae la nueva economía. “Es el momento de reconocer esta figura de trabajador autónomo”. Por lo general, todos los participantes han reconocido que algo está pasando para que el papel de los Trade, cuya regulación data de 2007, no avance como debería.

De la misma opinión es Joaquín Nieto, director de la Oficina de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) en España, para quien los Trade “están llamados a jugar un papel importante”. Su encaje jurídico “estaba bien pensado pero algo no funciona”, ha añadido. Y el respondable de la OIT ha reconocido que la reacción de esta organización al problema de los falsos autónomos ha sido tardía. El presidente de Sagardoy Asociados, Íñigo Sagardoy, cree que el RETA tiene dos asignaturas pendientes: el trabajo autónomo a tiempo parcial y la figura del Trade, “que es necesario repensar”. Ante la irrupción de las nuevas empresas tecnológicas, las llamadas plataformas, Sagardoy ha asegurado que “habría que retocar la figura del autónomo económicamente dependiente, los Trade”. 

Marcos Peña, presidente del Consejo Económico y Social (CES), ha abogado por el “conocimiento y la realidad institucional”, lo que significa dar más importancia a la formación, que “es un derecho fundamental de los autónomos” y por dotar a éstos de “presencia institucional, de gobernanza participada, que sean sujetos activos que negocien y se comprometan”.

El PSOE plantea mejorar la tarifa plana para la segunda oportunidad