miércoles. 20.01.2021

FORO CRECIMIENTO EMPRESARIAL

Las pymes han creado dos de cada tres empleos tras la crisis

Fátima Báñez, ministra de Empleo y Seguridad Social
Fátima Báñez, ministra de Empleo y Seguridad Social

Báñez advierte de que el conflicto catalán afectará a las contrataciones.

Las pymes han creado dos de cada tres empleos tras la crisis

“España necesita a la pymes”, de esta guisa la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez ha puesto en valor el papel de los autónomos y pequeñas y medianas empresas en la generación de empleo de los años posteriores a la crisis.

Según ha enunciado Báñez, “dos de cada tres empleos de la recuperación” se han producido al abrigo de las empresas de entre 1 y 250 empleados. Mientras que en enero de 2013 sostenían un total de 6.892.200 puestos de trabajo, los datos de Seguridad Social del mes de agosto pasado (últimos publicados), reflejan un incremento neto durante el periodo del 14,3%, hasta los 8.046.791 empleos.

Cabe destacar, además, el cambio de tendencia en cuanto a mortalidad empresarial. A principios del periodo el número de pymes en España caía a pasos agigantados del -3,28% y su censo era de poco más de 1,15 millones. Cierres de negocios cuyo espejo era la destrucción de empleo que marcaba un ritmo del -5,41%. A día de hoy, este segmento, integrado por casi 1,3 millones de compañías, crece al 1,24% y genera empleo a una velocidad del 3,96%.

Datos alentadores que si bien animan al Ejecutivo no son suficientes y las miras están puestas en conseguir los 20 millones de empleos de antes de la crisis. En esta línea, Báñez, que ha participado en el foro La pyme española y el reto del crecimiento, organizado por el diario El Confidencial, ha avanzado que “previsiblemente”, el Consejo de Ministros de este próximo viernes apruebe la extensión del plan Prepara, tras el acuerdo unánime alcanzado con las comunidades autónomas en la Conferencia Sectorial de Empleo el pasado 18 de septiembre.

Plan de Empleo Joven

“Debemos seguir apoyando a los parados de larga duración y a los jóvenes que son nuestro futuro y por eso deben tener un presente”, ha afirmado la titular de Empleo en su discurso. A este respecto, bajo el marco del diálogo social, hace dos  jueves se alcanzaba un acuerdo con patronal y sindicatos para implementar el Plan de choque por el empleo juvenil.

Éste  incluirá, entre otras, el impulso al contrato de formación y aprendizaje, que cuenta con una ayuda de 430 euros adicionales al salario establecido por convenio. Iniciativa que se recoge en el pacto de gobernabilidad alcanzado con Ciudadanos. Además, las bonificaciones por conversión a indefinidos de dichos contratos se ampliarán hasta 3.000 euros.

Además, se pondrá en marcha el contrato de relevo generacional para los jóvenes inscritos a la Garantía Juvenil. Éste recoge una nueva modalidad de jubilación parcial  que favorece por un lado la transmisión del conocimiento y por otro las oportunidades de los jóvenes para formarse y acceder a empleos para los que no cuentan con experiencia ni cualificación.

Báñez ha puesto el acento en “los tres grandes objetivos estratégicos” del Gobieno para los próximos años: “Globalización, digitalización y competitividad”. Para ello, el tejido empresarial debe ganar tamaño, un proceso que, según ha dicho “ya ha comenzado. Las empresas en España crecen a un ritmo cuatro veces superior al resto”.

En esta línea el Ejecutivo trabaja desde todos sus departamentos en actuaciones para impulsar la internacionalización, la apuesta por la innovación y el talento y conseguir así una mejora de la productividad de las empreas y la economía española. “La agenda de la productividad coincide con la del talento y depende de las pymes”, ha afirmado.

Cataluña

La ministra de Empleo ha dedicado parte de su discurso a las consecuencias que pueden derivarse del desafío secesionista. Con tono firme, Báñez ha calificado de “farsa” lo ocurrido ayer en Cataluña y no ha dudado en alertar de que la recuperación del empleo, tanto en Cataluña como en el resto de España, puede verse afectada. “El camino no es la división y la fractura, eso sólo lleva a la imposición y la farsa. El camino es seguir sumando. Unos cuantos no pueden condenar a la sociedad española y la catalana a la parálisis y la confrontación”.

Desde el atril, ha insistido en que es “la estabilidad política y el respeto a las leyes y la democracia lo que garantiza la seguridad de los trabajadores, da seguridad jurídica a las empresas y permite igualdad”. Asimismo, ha recordado que las “grandes transformaciones las hemos hecho juntos y sumando” y ha hecho un llamamiento a la “responsabilidad de todos. Que rectifiquen y que vuelvan a la legalidad”. Algo que “siempre es posible desde el diálogo constructivo y dentro de la ley”.

Gota Malaya

Detectar y superar las trabas para emprender y consolidar los negocios forman parte de la agenda de taeras del Gobierno. Báñez ha apuntado que desde su departamento se continuará trabajando en medias que favorezcan la “flexiseguridad. Flexibilidad para las contrataciones y los despidos en las empresas y seguridad para los trabajadores”. Punto este en el que se ha referido al 1,24 millones de nuevos autónomos que han podido emprender gracias a la Tarifa Plana de 50 euros.

Más allá de su cartera, el director general de política económica dependiente del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, Rodrigo Madrazo, ha explicado que, según un informe de la OCDE “la empresa española nace pequeña y sigue siendo pequeña pasados diez años”. Una “hipotrofia corporativa” que se debe, en gran medida, a las trabas administrativas que dejan la internacionalización y la innovación dentro del coto privado de las empresas de mayor tamaño, “hay que eliminar obstáculos”, ha insistido.

Hacer más atractiva la fiscalidad ha sido una de las premisas defendidas por Andrés Pereda, director de desarrollo corporativo de Cámara de España: “Hay que reformular la normativa actual que penaliza la capacidad productiva y limita el crecimiento empresarial, y activar incentivos fiscales que premien elementos como la internacionalización”, ha apuntado.

Asimismo, Pereda se ha referido a “la gota malaya” que supone para la productividad y la competitividad de la economía española el que las pymes se queden estancadas en su segmento. De hecho, tal y como ha destacado Madrazo, “si España tuviese el tamaño empresarial de Reino Unido, nuestro PIB aumentaría un 7%; si fuese la de Alemania, un 6%; y si fuese la de la media de los países de la Unión Europea, el PIB crecería un 3,3%”.    

Las pymes han creado dos de cada tres empleos tras la crisis