jueves. 22.08.2019

RECLAMO PARA EL TURISMO Y PRIMER EMPRENDIMIENTO DE MUCHOS JÓVENES

El sector del ocio nocturno reclama el apoyo de las administraciones

El sector del ocio nocturno reclama el apoyo de las administraciones

El sector del ocio nocturno denuncia que las administraciones no valoran lo importante que es esta actividad para la economía, representado casi el 2% del PIB nacional y siendo el principal reclamo para el turismo. De hecho, se trata de un sector en el que España es primera potencia mundial.

El sector del ocio nocturno reclama el apoyo de las administraciones

Antes de que llegara internet a los hogares de todo el planeta, la red social preferida por todas las personas estaba en las calles de las grandes ciudades, de los barrios o de los pueblos. Una red social de la que España es primera potencia mundial, se trata de los locales de ocio nocturno. Un sector que da empleo a más de 200.000 trabajadores, especialmente jóvenes. A nivel económico, representa el 1,8% del PIB nacional con 20.000 millones de euros de facturación, y atrae una demanda social de más de 17 millones de españoles y 40 millones de extranjeros. De hecho, el 50% del turismo internacional que visita España, consume habitualmente ocio nocturno. 

Por estos motivos, Vicente Pizcueta, portavoz de la Federación de Asociaciones de Ocio Nocturno de España (FASYDE), denuncia el poco apoyo que recibe este sector por parte de las Administraciones. Más de 25.000 empresas de discotecas y salas de fiestas, bares de copas, tablaos, salas de concierto, teatros y musicales, festivales musicales, verbenas y entidades festeras, de las que alrededor de la mitad están regentadas por autónomos.

“La oferta recreativa es uno de los pilares de la economía nacional. España es la capital del ocio y la vida nocturna y, a pesar de ello, tanto las administraciones estatales, como autonómicas y municipales siguen sin valorarla”, señala Pizcueta.

El sector del emprendimiento joven

Es habitual pasear por las calles de Malasaña, Poblenou o Viapol y ver los bares de copas llenos de gente joven. No solo eso, sino que, además, en muchas ocasiones también están regentados por emprendedores muy jóvenes. Esto se debe, como bien explica el portavoz de FASYDE, a que regentar un local nocturno es una de las mejores oportunidades para aprender a ser empresario.

“Tanto como primer empleo juvenil, como primera aventura empresarial de un emprendedor de entre 25 o 30 años, un bar de copas suele ser la vía de entrada al mundo laboral de la juventud”, explica Vicente Pizcueta. Aunque es bien cierta esta premisa, este sector también está representado por una gran cantidad de autónomos experimentados que han hecho del ocio nocturno en España lo que es en estos días, la principal atracción turística del país.

Nuevas tendencias del ocio nocturno, conciertos a horas más tempranas

FASYDE celebró su Asamblea General en la sede de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) en Madrid el pasado 11 de febrero. Esta reunión sirvió para establecer las prioridades y retos a los que debe enfrentarse el ocio nocturno en España, partiendo de la necesidad de acometer la refundación del sector, “adaptándose a los profundos cambios en las tendencias del consumo del ocio, la evolución demográfica y el envejecimiento de la población, así como en la necesidad de implicarse en la puesta en marcha de medidas novedosas para proteger el entorno urbano y social de las zonas de ocio en las ciudades españolas”, señalan desde la CEOE. 

Y es que a medida que la población envejece los horarios se van atenuando. “Antes los conciertos empezaban a las doce de la noche. Hoy en día, la media de los horarios estaría en torno a las 8 de la tarde, se hacen antes de cenar”, señala Pizcueta. Los horarios del público objetivo mayoritario se están desplazando a medida que la población tiene más edad, el “tardeo” se está extendiendo por toda España, aunque se trate de un fenómeno relativamente reciente. El ocio matinal, por su parte, tiene más que ver con actividades familiares enfocados al público infantes, según explica el portavoz de la Federación.

Según declaraciones del presidente de FASYDE, Ramón Mas, en la reunión empresarial, “el ocio nocturno es cada vez más diurno, cultural y familiar, más diverso y más inclusivo. En estas circunstancias, el ocio nocturno, necesita reinventar su modelo de negocio de acuerdo con las nuevas pautas de consumo con la segmentación de los gustos por edades y perfiles y la incorporación de los nuevos canales de comunicación digital, que han dejado atrás las herramientas publicitarias convencionales”.

Los conciertos matinales familiares, el fenómeno del brunch, el boom del “tardeo” en muchas ciudades españolas, la programación de espectáculos, y la fusión entre ocio y gastronomía, van a marcar los próximos años del sector.

El sector del ocio nocturno reclama el apoyo de las administraciones