miércoles. 18.09.2019

PÉRDIDAS DE HASTA 200 MILLONES DE EUROS

La sequía podría arruinar a miles de pequeños agricultores y ganaderos

La sequía podría arruinar a miles de pequeños agricultores y ganaderos

La situación de sequía es crítica. Lo llevan denunciando todo el año diferentes asociaciones de agricultores y ganadores. Algunas regiones como Extremadura o Andalucía sufren pérdidas que rondan los 200 millones de euros. Muchos pequeños agricultores y ganaderos podrían verse obligados a echar el cierre este año. 

La sequía podría arruinar a miles de pequeños agricultores y ganaderos

 “El campo sufre y en las ciudades no se dan cuenta”. Así de claro lo expusieron desde decenas de asociaciones españolas de agricultores y ganaderos. Estos sectores son, con diferencia, los más afectados por la sequía crónica que viene padeciendo España en los últimos años. En este ejercicio parece que la situación no va a mejorar. Muy al contrario. 2019 está a punto de convertirse en uno de los años más secos de las últimas décadas.  

Los embalses están por debajo de la mitad de su capacidad total, alrededor del 48%.  Las comunidades más afectadas son Andalucía, Extremadura y Castilla la Mancha. Aunque esta vez, las demás regiones tampoco se libran. La comunidad de Madrid está también en una situación que roza la crisis hídrica. Las pérdidas de la Agricultura vinculadas directa o indirectamente a la falta de agua en la capital y alrededores ya superan los 35 millones de euros según denunciaron desde ASAJA Madrid.  

Si al lector le impactan estas cifras, más lo harán las de las pérdidas registradas en Extremadura, una de las regiones de por sí más secas en España. Sólo con las pérdidas de los ganaderos extremeños se supera la friolera de 195 millones de euros, según aseguraron desde ASAJA extremadura. La Agricultura en esta comunidad no se queda corta tampoco. Se estima que la sequía reducirá a más del 40% la colecta en viñedos u olivares.  

En situación similar se encuentra Andalucía, otra de las comunidades más secas de España. En este caso, desde UPA cifraron un descenso de una media del 50% en las cuentas de agricultores y ganaderos. Aunque recordaron que, como siempre, los autónomos y pequeños negocios dedicados a explotaciones agrícolas y ganaderas aún se encuentran en peor situación y podrían superar con creces estas cifras hasta el punto de verse obligados a cerrar este año si la administración no soluciona sus problemas de liquidez.  

Las más afectadas son pequeñas explotaciones de cereal, vid, olivar y ganadería extensiva

Cuesta imaginar lo que le puede suponer a un pequeño ganadero tener que comprar litros de agua y kilos de paja y otros alimentos para su ganado porque este año las sequías han reducido el pasto en algunas zonas hasta el punto de dejarlas desérticas.   

Desde Upa explicaron a este diario situaciones como la de muchos pequeños agricultores que no han podido ni si quiera recoger el cereal porque la escasez de agua en Andalucía ha hecho que en ocasiones no brotaran las semillas. ASAJA madrid denunció la misma situación. Los agricultores de la capital en algunos casos “no podrán cosechar ni la mitad de los cultivos de cereal”.  

Por supuesto que hay ayudas dirigidas a los pequeños negocios agrícolas y ganaderos para que aguanten su bajada de producción por la sequía. El problema de estas subvenciones “es que en muchos casos no se ponen en marcha hasta septiembre u octubre, y no se podrán cobrar hasta el año que viene. Por tanto, no solucionan en nada los problemas actuales de liquidez en pequeñas explotaciones que necesitan revertir sus pérdidas aquí y ahora, no al año que viene”.  

Los pequeños agricultores y ganaderos necesitan ayudas urgentes

Desde UPA Andalucía pidieron a las administraciones públicas "que empiecen a reflexionar seriamente sobre la realidad que vive nuestro país en cuanto a meteorología. Debido al cambio climático, la sequía ha dejado de ser coyuntural para visitarnos cada cuatro o cinco años, por tanto, se ha convertido en una situación estructural que requiere de cambios legislativos y medidas que palien sus efectos de forma urgente."

Asociaciones de Pequeños ganaderos y Agricultores como UPA o ASAJA recordaron lo necesaria que se hace la inminente puesta en marcha de ayudas y subvenciones para que las pequeñas explotaciones puedan hacer frente a las pérdidas en sus cuentas de resultados a raíz de la sequía de este año.

Así, desde la página de  ASAJA  Madrid, en una entrevista a su presidente, se propusieron algunas medidas urgentes como "reducciones fiscales en el IRPF para autónomos y ganaderos en el año 2019; exención del pago de la cuota a la seguridad social; exención de pago de tasas para servicios agro-ganaderos; acceso a las ayudas de  'Minimi' por valor de 25.000 euros; préstamos para refinanciar las explotaciones y para el capital circulante avalados por la administración; una moratoria de préstamos de años anteriores y un apoyo específico para el colectivo de ganaderos por los mayores costes de abastecimiento de agua y alimentación a los que han tenido que hacer frente, para que no tengan que hacer inversiones suplementarias por la sequía".

En cuanto a las perspectivas de futuro, no parece que la situación vaya a mejorar. Según la misma asociación, si no llueve en las próximas semanas, se espera que la recolección de vid vaya tan mal como ha ido la del cereal. A espensas de una respuesta de la administración, los pequeños agricultores y ganaderos siguen intentando combatir uno de sus peores años de facturación.  

La sequía podría arruinar a miles de pequeños agricultores y ganaderos