martes. 21.01.2020

Los sindicatos piden que se revise el “sistema fiscal perverso” de los autónomos

Los sindicatos piden que se revise el “sistema fiscal perverso” de los autónomos
UGT y CCOO defienden un sistema de cotización por ingresos reales y el reconocimiento universal del derecho a paro.
Los sindicatos piden que se revise el “sistema fiscal perverso” de los autónomos

La revolución digital 4.0 viene acompañada de un nuevo modelo de trabajo, marcado por el peso cada vez mayor del autoempleo. Y en él los sindicatos se han propuesto tener protagonismo. Por ello, ante la “inevitable individualización de los elementos de trabajo, hay que reaccionar y no oponerse”. Así lo ha hecho constar Ignacio Fernández Toxo, secretario General de Comisiones Obreras (CCOO) esta misma mañana, quien ha pedido al Gobierno una revisión del “sistema fiscal perverso” que lastra al colectivo de autónomos.

Fernández Toxo ha defendido que el nuevo modelo de cotizaciones que se debatirá bajo la subcomisión de la reforma del RETA (Régimen General de Trabajadores Autónomos) ha de establecerse según los ingresos reales de los trabajadores por cuenta propia y recoger la universalización del derecho al paro del colectivo, o lo que es lo mismo, que todos los autónomos coticen por cese de actividad. Tal y como está diseñado, el sistema “carga contra quien tiene menos posibilidades”, ha afirmado durante su intervención en la segunda jornada de los cursos de verano de la UIMP, BBVA y APIE.

El secretario general de CCOO tampoco ha dudado en calificar de “fiasco que no sirve para nada” el Estatuto del Trabajo Autónomo del que, a menos de un mes de cumplirse su décimo aniversario, ha dicho que “hay que darle la vuelta como un calcetín”. Asimismo, ha criticado la actitud de los partidos políticos: “Se llenan la boca en periodo electoral y luego no hacen absolutamente nada”.

Al este respecto, su homólogo de la UGT (Unión General de Trabajadores), Pepe Álvarez, ha puesto el acento en que la contribución que “debemos hacer desde los sindicatos” para dar solución a la problemática del día a día de los trabajadores autónomos, “nos debe ocupar y preocupar”.

Presencia en el CES

Los representantes de ambos sindicatos también se han pronunciado ante la propuesta de que los autónomos tengan presencia en el Consejo Económico y Social (CES) y que se recoge en la Ley de Medidas Urgentes para el Trabajo Autónomo, cuya ponencia está prevista para este miércoles 21 de junio. “Los autónomos ya están en el Consejo Económico y Social. Otra cosa es cómo están y cómo se establece su participación”, ha contestado Fernández Toxo a la pregunta formulada por AyE.

El secretario general de CCOO ha usado un tono teñido de cierta arrogancia para afirmar que “ójala se arreglase dándoles entrada en el CES que, por cierto, es un consejo que está más que devaluado” y en el que CEPYME (Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa) se arroga la representatividad de los autónomos”.

Pepe Álvarez, por su parte, ha afirmado que “la presencia ha de estar avalada por la representatividad”. Algo que para UGT ya existe: “Quienes nombramos a los consejeros hemos tenido en cuenta que los autónomos estén plenamente plenamente representados, lo que no quiere decir que no haya organizaciones que no se sientan representadas”, apuntaba.

Emprendimiento y falso autónomo

La “teoría del emprendimiento” también se ha colado en la exposción de Fernández Toxo, que la ha descrito como “el fomento de la individualización del trabajo”. Al portavoz de CCOO no le han dolido prendas al expresar que “se ha pervertido la figura del emprendedor, tanto que incorpora al falso autónomo”.

Para evitar el abuso, ha pedido que el Gobierno desarrolle un nuevo estatuto de los trabajadores que recoja aspectos como la ‘uberización’, el empleo en el hogar que “han de estar regulado por convenio sectorial”. Algo que se debe hacer bajo la premisa del diálogo entre legislador y el conjunto de agentes sociales, “no se puede dejar al arbitrio de nadie y hay que blindarlo con rango constitucional”.

A este respecto, Álvarez ha explicado que “hay que actualizar el estatuto a la nueva realidad con tranquilidad”. Realidad que viene determinada por la implantación de las nuevas tecnologías sobre la que no están claros ni los efectos ni el desarrollo. En opinión de los sindicatos, “no podemos garantizar que la revolución tecnológica esté al servicio de las personas. Está pensada sólo pensando en la economía”.

Asimismo se ha de introducir un nuevo concepto: la ‘redarquía’, que consiste en pasar a un modelo participativo de diseño y desarrollo de proceso. “El jefe será más jefe en la medida que tenga más capacidad de compartir y decidir junto con sus subordinados”, explicaba el secretario general de UGT.

En él la formación será otro de los pilares básicos. En este sentido, han pedio el desarrollo de un plan definitivo sobre cómo abordar una cuestión que actualmente está en tierra de nadie y “no sigue reglas que objetivamente ayuden a pensar que está relacionado con la incorporación a nuevos sectores”. Además la propuesta pasa, en opinión de los sindicatos, por una reducción de jornada que debe completarse con la formación de los trabajadores.El debate está abierto”, ha afirmado.

Los sindicatos piden que se revise el “sistema fiscal perverso” de los autónomos