domingo. 21.07.2019

El taxi se rebela: Uber propone subir impuestos al coche privado y liberalizar el sector

La guerra entre el sector del taxi y las plataformas de VTC ha librado este miércoles otra batalla, y esta vez encendida, con la publicación de un informe por parte de Uber en el que se justifica la liberalización total del transporte de viajeros y “castigos” al uso del vehículo privado.
El taxi se rebela: Uber propone subir impuestos al coche privado y liberalizar el sector

Dicho informe, titulado “Impacto socioeconómico de la modernización de los servicios VTC” y elaborado por la consultora Analistas Financieros Internacionales (AFI) por encargo de Uber, manifiesta que la liberalización traería consigo precios más bajos para el usuario y más empleo, además de otras ventajas. Llama la atención la propuesta de políticas públicas disuasorias para que la gente no use su coche privado como las implantadas en la ciudad de Londres, por ejemplo”, lo que supondría una subida de impuestos para los particulares.

Sobre 1.200 encuestas realizadas en Madrid y Barcelona, AFI concluye que el “monopolio del taxi” representa un precio por trayecto medio de casi 5 euros más, por lo que “en un escenario de liberalización de las VTC la tarifa media ponderada de los servicios de taxi y VTC descendería en Madrid y Barcelona en un 35% sobre los precios actuales”.

En cuanto a la creación de empleo, el estudio afirma que, con la liberalización, se crearían casi 12.000 empleos más. Pero si a ello se añadieran “las políticas disuasorias” dirigidas a desincentivar el uso del coche privado mencionadas, la cantidad subiría hasta los 77.544 nuevos puestos de trabajo.

Se reclama, asimismo, el carpooling o servicio de transporte compartido entre varios viajeros.

Reacción de Fedetaxi

La reacción de los taxistas a la publicación del informe no se ha hecho esperar. Fedetaxi, la asociación mayoritaria en el sector, señala que “Uber, no contenta con infringir la normativa española, generar precariedad y eludir impuestos, aconseja la imposición de nuevos impuestos y tasas, además de los ya existentes, a todos los ciudadanos que posean un vehículo para uso privado”.

Respecto a la liberalización, Fedetaxi cree que la propuesta traería “como consecuencia ineludible monopolizar el transporte urbano en Madrid, donde sugiere poner en circulación 50.000 vehículos y en Barcelona donde propone hasta 30.000”. “Pretende confundir a los usuarios cuando se atribuye que traería de su mano rebajas y (…) Uber y AFI ocultan en su informe que su modelo de negocio descansa sobre jornadas de más de 60 horas semanales con la consiguiente precarización del trabajo de los conductores y consecuente puesta en riesgo de la seguridad de los viajeros”.

El taxi se rebela: Uber propone subir impuestos al coche privado y liberalizar el sector