Sábado. 15.12.2018

PARA EMPRENDER, CONSOLIDAR Y FORMARSE

Cuatro nuevas líneas de ayudas para los autónomos andaluces

Cuatro nuevas líneas de ayudas para los autónomos andaluces

El Programa de emprendimiento, segunda oportunidad y estabilización económica de las empresas de trabajo autónomo ya está en marcha. El pasado 26 de septiembre se publicó el BOJA (Boletín Oficial de la Junta de Andalucía) las que serían las bases reguladoras. El programa está divido en cuatro líneas de actuación que tienen el objetivos de ayudar a los autónomos andaluces a emprender, consolidar su negocio, formarse y reemprender.

Cuatro nuevas líneas de ayudas para los autónomos andaluces

La Junta de Andalucía quiere apostar por el trabajo autónomo como motor de empleo. Prueba de ello es la publicación en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) el pasado 26 de septiembre de las bases reguladoras del Programa de emprendimiento, segunda oportunidad y estabilización económica de las empresas de trabajo autónomo. Se trata de la unión de cuatro líneas de ayudas, recogidas en un mismo plan de actuación para ayudar a fomentar y consolidar el trabajo por cuenta propia en la región

El Programa que se encuadra dentro del Plan de Actuación para el Trabajo Autónomo de Andalucía (Horizonte 2020), está dividido en cuatro líneas de actuación:

  • Línea 1. Estabilización de la iniciativa emprendedora en empresas de trabajo autónomo (Colectivos desfavorecidos)

Esta línea de ayudas está enfocada a apoyar mediante subvenciones, a trabajadores autónomos que sean beneficiarios de la cuota reducida del RETA. Entre los colectivos desfavorecidos, destacan: autónomas de hasta 35 y mayores de 35 años, autónomos de hasta 30 y mayores de 30 años, trabajadores por cuenta propia con una discapacidad reconocida en un grado igual o superior al 33% o sean víctimas de violencia de género o terrorismo…

La cuantía destinada a esta línea varía entre 2.600, 3.800 y 7.200 euros en función de cada uno de los supuestos. Asimismo, todos las personas que finalmente resulten beneficiarias de la ayuda deberán continuar con su actividad durante doce meses a contar desde el día que presentaron la solicitud.

  • Línea 2. ​Emprendimiento de segunda oportunidad y continuidad de la actividad emprendedora

Tanto los emprendedores que hayan puesto en marcha su propio negocio, como aquellos que lo quieran volver a intentar tienen una segunda línea dirigida a ellos. Está divida en dos medidas:

  1. Emprendimiento de segunda oportunidad, es decir, ayudar a los autónomos de la comunidad a reemprender.
  2. Continuidad de la actividad emprendedora: enfocada a consolidar los negocios de los autónomos andaluces que estén dispuestos a realizar un cambio en su modelo de negocio para ser más competitivos.
  • Línea 3. Capacitación profesional y estímulo a la innovación

La formación de los trabajadores por cuenta propia es el objetivo de esta línea. Para ello, se pondrán en marcha dos medidas. La primera dirigida a incrementar la capacitación de los trabajadores autónomos, en la que los profesionales asistirán a diversas acciones formativas;  esta medida cuenta con una cuantía de 500€ por acción formativa (hasta un máximo de dos). Y la segunda apoyar a los autónomos que estén innovando y mejorando a nivel científico y técnico en su negocio; con una ayuda “a tanto alzado” por importe de 10.000 euros.

  • Línea 4.- Estímulo a la creación de empleo indefinido, a la competitividad y apoyo social en situaciones específicas

Esta línea está dirigida a la consolidación de los negocios de los autónomos, ofreciendo tres tipos de ayudas:

1.- Para la creación de empleo indefinido, ya sea mediante contrataciones de carácter indefinido o mediante la transformación de un contrato en práctica a uno indefinido. Para el primer caso la dotación de la ayuda es de 6.000 euros por cada contratación hasta un máximo de dos, y para la segunda opción la subvención es de hasta 3.000 euros (hasta un máximo de dos contrataciones). En ambos casos la cuantía ascenderá hasta los 9.000 euros cuando la persona contratada tenga una discapacidad en un grado igual o superior al 33%, o sea víctima de violencia de género o terrorismo.

2.- Mejora de la competitividad, para que los autónomos puedan invertir en activos fijos que consoliden el empleo creado. Aquí las ayudas pueden ascender hasta los 10.000 euros, pero estas nunca superará el 50% de la inversión realizada. En ella se incluye la adquisición de aplicaciones informáticas, de equipos de procesos de información, la adaptación del equipo y sistema a persona dependientes…

3.- Para situaciones específicas como una incapacidad temporal o una baja por maternidad, adopción o acogimiento preadoptivo… En estos casos la ayuda será “a tanto alzado” de 1.375€

Cuatro nuevas líneas de ayudas para los autónomos andaluces