Domingo. 18.11.2018

LA ROPA COMO HERRAMIENTA PARA TRIUNFAR EN LOS NEGOCIOS

¿Cómo debe vestir un emprendedor?

Imagen Campaña Patch Mercantile Co
Imagen Campaña Patch Mercantile Co

Mientras el armario de las mujeres permite más opciones, el look de los hombres era sota, caballo y rey. Hoy las reglas del juego han cambiado. No existe un código especifico, pero hay pautas para acertar. Mientras en los sectores tradicionales la mejor opción sigue siendo el traje, en otros -como los tecnológicos- se permite mayor flexibilidad. Recuerda que una apariencia adecuada es tu mejor arma para proyectar una imagen, también para la empresa que representas.

¿Cómo debe vestir un emprendedor?

Las tendencias, curiosamente, son cada vez más cosa de hombres. Según un informe de Euromonitor International, las ventas en el sector de la moda masculina aumentaron un 3,7% en 2017, un 0,4% más que en el femenino. Es decir, la moda de hombres está de moda y se prevé que supere al mercado femenino en 2020. Uno de los motivos es que la influencia del streetwear en el trabajo no tiene límites, debido a que la ropa transmite y da seguridad.

Con la ola de emprendimientos y desarrollos tecnológicos, el concepto de ropa para negocios se ha ido modificando, y las firmas son conscientes de ello. Por ejemplo, la marca Docker’s hizo llegar una guía de ocho páginas Guide to Casual Business Wear (La guía para vestir casual en el trabajo) a 25 mil directivos de recursos humanos en todo Estados Unidos, logrando de esta manera que los chinos se convirtieran en un sinónimo de business casual, creando así el casual friday. Por su parte, Hackett London, que lleva mejorando aspecto masculino desde hace años, no quiso ser menos y escogió seis emprendedores de éxito y con mucho estilo para presentar su campaña The Men Who Make The World Go Around (Los hombres que hacen girar el mundo).

En definitiva, el código de vestimenta importa. Pero, ante esta afirmación surge la duda de cómo se viste un emprendedor. Los fundadores se mueven por una línea muy fina: deben dar una impresión acertada ya que es su tarjeta de visita y la de su negocio. La clave, cuentan los expertos, es conocer al público al que te diriges, ya que un traje no es siempre la opción idónea. Por ello, los códigos son diferentes si emprendes en un sector tradicional o más bien tecnológico.

El traje para los sectores tradicionales

En áreas de negocio más conservadoras el traje suele ser obligatorio. Eso no significa que no se pueda ir a la última. La moda inglesa se mantiene fiel al traje clásico, mientras que la francesa y sobre todo la italiana, imponen nuevas formas e innovaciones.

Foto2_ElGanso

Imagen Campaña El Ganso. 

- Claves:

  • Los trajes más elegantes son los de colores oscuros como negros, grises o azules, ya que según el manual del perfecto gentleman se dejaban para los fines de semana y otras ocasiones menos formales los verdes, marrones… Un dos piezas coordinado es un acierto seguro pero puedes mezclar chaquetas y pantalones diferentes. El corte, mejor entallado.
  • La chaqueta es clave. Según el maestro Giorgio Armani, “Una vez que una chaqueta sienta bien, el resto está hecho”.
  • Para ir a la última, lo mejor son los accesorios. Según el estudio The Red Sneaker Effect de Harvard Business School, lo que diferencia a un hombre exitoso son el tipo de calcetines que lleve. Marca la diferencia con diseños coloridos y estampados.
  • El modisto Gianni Versace tituló uno de sus libros de fotografías con el nombre de Men Without Ties (Hombres sin corbatas), un doble sentido con “ties” que también significa “ataduras”. La corbata sigue siendo un detalle de elegancia y distinción, sin embargo, el protocolo se ha relajado y a diario está permitido llevar el traje sin ella. Eso sí, procura llevarla en reuniones importantes. Al igual que en los calcetines, aquí puedes arriesgar con diseños pop art.
  • El maletín está desterrado. Ahora lo más son las mochilas y las bandoleras.

El Smart Casual para nuevas áreas de negocio

Olvídate del clasico look gentleman inglés porque aquí las posibilidades son infinitas. Las empresas tecnólogas impulsadas por jóvenes han impuesto un estilo desenfadado: es el caso de Steve Jobs (Apple) y su característico suéter de cuello de tortuga o de Mark Zuckerberg (Faceebok) y su camiseta gris. El motivo es que su público es diferente y, por lo tanto, su código de vestimenta ha de configurarse en consonancia con el mismo.

Foto3_Imiloa

Imagen Campaña Imiloa. 

- Claves:

  • Los chinos son una opción perfecta. Puedes mezclarlos jerseys de cuello vuelto, chaquetas, sudaderas classy o camisetas básicas.
  • ¿Los vaqueros? Sí, pero dale un aire más sofisticado con camisa Oxford. Lo importante es optar por prendas lisas y colores neutros.
  • Si te decantas por un traje de chaqueta, rebaja su sobriedad con camiseta básica y zapatillas. Recuerda: mejor entallado y tobillero.
  • Las opciones en el calzado son infinitas, ya que puedes elegir desde unos clásicos Oxford hasta unas deportivas de correr o unos botines.
  • Los detalles marcan la diferencia: gafas de ver con personalidad, pañuelos estampados, reloj vintaje, mochilas de diseño…

En definitiva, si eres autónomo vas a tener que sortear diferentes situaciones,  pero siempre transmitiendo una buena imagen. Para ello, es importante invertir en ciertos básicos para crear un fondo de armario que te durará toda la vida:

  • Camisas: Es importante tener dos de traje (una blanca y otra azul claro) para llevar con el traje de chaqueta en reuniones importantes. Para ocasiones más informales la mejor opción es la camisa Oxford en azul marino. Funciona genial con unos chinos y unos zapatos.
  • Zapatos: Como mínimo dos que te durarán toda la vida. Han de ser de clásicos (los derbies, los mocasines y los Oxford nunca pasan de moda). Los burdeos funcionan con todo.
  • Traje: Un clásico de corte inglés a medida es una compra inteligente. Si hay que elegir uno tiene que ser en azul marino pero, sumarle uno gris y otro marrón, te salvará en varias ocasiones. Además, podrás combinarlos entre si.
  • Jersey: De punto y cuello redondo en azul marino.
  • Pantalones: Los chinos beige y unos vaqueros indigo para llevar con camisa y jersey básico a diario es una opción que nunca falla.
  • Abrigos: Uno estilo Chesterfield para las ocasiones de etiqueta, una gabardina beige para entre tiempo y un blazer oscuro para diario.
  • Accesorios: Un reloj analógico, un cinturón de piel negro y otro marrón, unos buenos gemelos y corbatas para combinar con las camisas.

¿Cómo debe vestir un emprendedor?