Jueves. 21.03.2019

Navidad en París: mucho más que luces y mercadillos

La avenida de los Campos Elíseos iluminada.
La avenida de los Campos Elíseos iluminada.

El invierno está de fiesta en París y en su región. Llega con su comitiva de descubrimientos golosos y toques de luz y color, hace centellear los monumentos y los castillos, ofrece nuevas ocasiones de descubrir París y sus alrededores. 

Navidad en París: mucho más que luces y mercadillos

Fiestas luminosas, espectáculos y exposiciones, ideas para compras, encuentros muy dulces, escapadas alrededor de París... Al calor de un interior o al aire libre, en un museo o un castillo, desde la temprana mañana, o al final de la noche, París ofrece mil propuestas y es imposible resistirse a ellas. La capital francesa y su región es mucho más que luces y mercadillos.

La que es conocida durante todo el año como “la ciudad luz” no puede renunciar a las bombillas en época de Navidad.

Cuando el invierno asoma la nariz, París entra en su temporada baja. Es la ocasión de aprovecharse con toda tranquilidad de los salones, museos o exposiciones, y de disfrutar de todos los eventos que animan los meses de noviembre y diciembre. Pero a finales de año, lo que le da otro aspecto a París, son las decoraciones de Navidad: iluminaciones, mercados, noria gigante, pista de patinaje sobre hielo...

Todos los años, los turistas y los parisinos esperan impacientes que empiece el espectáculo de las iluminaciones de Navidad. Los visitantes vienen de todas las partes del mundo para admirar los colores que toman las calles de París. Arcos luminosos, bombillas multicolores, llamas incandescentes y proyecciones centelleantes visten las avenidas de la capital francesa. De noviembre hasta principios de enero, las iluminaciones de Navidad, especialmente en la avenida de los Campo Elíseos, la avenida Montaigne, la plaza Vendôme, el barrio de Montmartre, Bercy Village y muchos más lugares, le dan a París un encantador magnetismo.

Para disfrutar de este París de ensueño, no se necesita esperar a diciembre: la capital vive al ritmo de las Navidades a partir de mediados de noviembre. En esta época también regresa la tradicional Grande Roue (Noria) de la plaza de la Concordia. Desde 70 metros de altura, ofrece un panorama excepcional.

ocio-Roue-Concorde-@2005-David-MonniauxMairie-de-Paris

Paseo ineludible para todos los pequeños parisinos: los escaparates de Navidad de los grandes almacenes, que ofrecen un espectáculo ideal para los niños y sus padres. Para poder disfrutarlo, los mejores lugares con las Galeries Lafayette y el Printemps Haussmann, que este año ha elegido como imagen a la actriz australiana Nicole Kidman quien ha inaugurado la temporada navideña del exclusivo centro comercial. Printemps calcula que cerca de 10 millones de personas pasarán en Navidades por la calle en la que se sitúa también las Galerías Lafayette, el Boulevard Haussmann de la capital francesa.

También para los niños no hay que perderse las pistas de patinaje sobre hielo al aire libre instaladas junto a la Torre Eiffel. Para los más cómodos, el paseo en autobús panorámico "Illuminations de Paris", organizado por Paris Cityvision, propone descubrir los más bellos monumentos de la capital iluminados al anochecer: La Opera Garnier, la plaza Vendôme, la plaza de la Concordia, la avenida de Campos Elíseos, la Torre Eiffel, los Inválidos, el Museo del Louvre, la Catedral de Notre Damme de París...

Durante estos días festivos, del 23 de diciembre al 7 de enero, los 'voluntarios del turismo', reconocibles por su traje morado, están presentes en numerosos sitios en París y en su región para informar a los visitantes.

Mercadillos navideños

Los tradicionales y populares mercadillos navideños abren sus chalets desde el mes de noviembre. Provenientes de Alemania y de Alsacia, los mercadillos navideños poco a poco se han convertido en un ineludible evento festivo de las fiestas de fin de año en París. En un acogedor ambiente con encanto navideño se pueden descubrir, presentados en sus chaletitos de madera, decoraciones de Navidad, artículos de fiesta, productos regionales, objetos artesanales, adornos para el árbol de Navidad, originales ideas de regalo y todo lo necesario para un delicioso festín de fiestas.

Para unas compras de temporada no hay que perderse los mercadillos navideños que se instalan por toda la capital: de Saint-Germain-des-Prés pasando por Montparnasse hasta la plaza de La Défense, el encanto de la Navidad invade toda la región Ile-de-France. Durante más de un mes, el mercadillo navideño de la Défense hace brillar el centro de la City. El Village de Noël de la explanada de la Défense es el más auténtico y uno de los más grandes de la región de Ile de France. Se extiende sobre más de 10.000 m2, ofreciendo un recorrido con más de 300 chalets de artesanías, 400 m2 de decoración festiva, y una multitud de sabores para despertar sus papilas...

mercadillo-Christmas-market-paris

El Mercadillo Navideño de París Notre-Damme reúne a más de cincuenta artesanos, diseñadores de moda y accesorios, escultores de vidrio, diseñadores... y otras ofertas para los visitantes con animaciones festivas diarias. Por su parte, en el mercadillo navideño de Alsacia en la Gare de l'Est se puede encontrar todo lo mejor de la gastronomía de Alsacia en la plaza de la estación. De modo que es la ocasión de probar auténticos bretzels, de saborear los panes de jengibre y otros pastelitos navideños. Para la cena de Nochebuena uno puede llevarse vino de Alsacia o el delicioso foie gras. El Mercadillo Navideño del Quai Branly está al pie de la torre Eiffel: artesanía, decoraciones de Navidad, ideas de regalos, shopping gourmet...

Para los niños

París propone numerosas animaciones de Navidad para los pequeños y también para los mayores, invitan a disfrutar plenamente de los mágicos momentos de una Navidad en familia. Acogedoras y lúdicas fiestas que permiten compartir privilegiados momentos con los niños. Entre otras cosas, tiovivos para niños pequeños y grandes con la Grande Roue (Gran Noria) en la place de la Concorde; tiovivos gratuitos instalados en los 20 distritos de París, exposiciones de árboles de navidad decorados por diseñadores; sesiones de cuentos, talleres especiales para niños y espectáculos en Vaux Le Vicomte y en el Château de Breteuil; apertura excepcional del Musée des Arts forains, parques de atracciones marcados por sus animaciones navideñas, como en Disneyland Paris y el Playmobil FunPark y muchas más sorpresas por descubrir.

La magia de las fiestas de Navidad regresa en Disneyland Paris hasta el 7 de enero del 2018. Un ambiente mágico, un parque iluminado, divertidos y simpáticos personajes. Una inolvidable fiesta de Navidad, un gigantesco árbol de Navidad con mil luces, el ineludible desfile donde poder cruzarse con Mickey, sus amigos y Papa Noel, un espectáculo interactivo, con Frozen de estrella, y por supuesto todas las atracciones habituales del parque.

Para que pequeños y mayores puedan disfrutar de uno de los lugares más festivos, y también más enigmáticos de la capital, el Musée des art forains abre sus puertas al público durante diez días, a finales del año. El Festival du Merveilleux es una puerta abierta a una de las mayores colecciones de objetos del espectáculo y magia de Europa. Una visita cultural y lúdica, llena de vagabundeo festivo en los diferentes espacios del museo, y también de espectáculos de artistas de calle y magos.

Por supuesto tampoco faltan en París representaciones de la Navidad. Belenes vivos, artesanales o escenas decoradas por figuritas se instalan en las iglesias parisinas. Tanto en tamaño real como en tamaño reducido, estas escenas pueden estar animadas, inspirarse en la vida local e incluso estar reinterpretadas por artistas contemporáneos... Todos los años, la Catedral Notre Damme de Paris, la Iglesia de la Madeleine y la Basílica del Sacré-Coeur acogen nuevos belenes. Tanto tradicionales, barrocas o modernas, estas verdaderas obras de arte atraen a una multitud de visitantes.

Y, naturalmente, compras

Durante la estancia en París hay que aprovechar para realizar compras, tanto para las fiestas como para aprovechar las rebajas. Grandes almacenes, librerías, concept-stores, juegos para niños... La capital ofrece una multitud de posibilidades para encontrar una buena idea de regalo para el día de Navidad:.

En lo que se refiere a moda y lifestyle, los grandes almacenes son una buena referencia: las Galeries Lafayette, el Printemps Haussmann, el BHV, Citadium o también el Bon Marché.

No hay nada más delicado como escoger el último juguete de moda en el patio de la escuela, o el buen juego de mesa para reunir a toda la familia en un buen ambiente. Los niños siempre se toman el tiempo de preparar una larga lista de regalos para Papá Noel y para estar seguro de encontrar lo que les guste: Joué Club, la Grande Récré, Nature & Découvertes, Au Pullman o también Disney Store.

Para los aficionados de tendencia y nuevos conceptos, no hay nada mejor como los concept-stores. Última ropa de moda, objetos de decoración de todo tipo y otros productos innovadores... existen algunos regalos que siempre caen bien... 

Solo para gourmets

Las tentaciones gastronómicas en París son bien conocidas, pero en Navidad hay una cita ineludible: Noël gourmand, un espectáculo dedicado a la auténtica gastronomía, saludable y de gran calidad gustativa. Un salón de lujo en un lugar prestigioso donde todos los expositores son productores y están presentes en sus stands. Se trata de la primera y única exposición de comida navideña dedicada a la gastronomía francesa en París. Durante estos 4 días –del 15 al 18 de diciembre 2017– esta cita gastronómica exhibirá la maestría y el talento de los mejores artesanos de Francia, y permitirá descubrir productos de alta gama, así como especialidades del terruño: quesos de la granja, platos regionales, aceites, especias, champiñones, productos del mar, salazones, vinos, chocolates y dulces.

Otro referente es el salón de los sabores y las delicias gourmet2, que tiene lugar del 1 al 4 de diciembre en el Espace Champerret en París, en el que la cocina, la gastronomía, las tendencias alimentarias y los productores de todas las regiones apuestan por una gastronomía auténtica, con los mejores productos de cada región. Con 300 productores de Francia y otros lugares, el salón Saveurs des Plaisirs Gourmands ofrece también una amplia gama de manjares.

Y para los que busquen hacer regalos gastronómicos o surtirse de productos franceses e internacionales, nada como hacer una visita -y de paso picotear- a La Grande Épicerie de Paris, situada justo enfrente del Bon Marché, que en Navidad es una auténtica fiesta. Auténtica referencia de la gastronomía en París, atrae a aficionados de excepcionales productos y a curiosos del mundo entero.

Navidad en París: mucho más que luces y mercadillos