miércoles. 18.09.2019

LAS TASAS MEDIAS HAN PASADO DEL 0,88% AL 0,41%

Los negocios están pagando la mitad de comisiones por la tarjeta que en 2009

Los negocios están pagando la mitad de comisiones por la tarjeta que en 2009
Los negocios soportan hoy la mitad de comisiones que hace diez años por el cobro de productos o servicios a través de tarjetas de débito o crédito. Las tasas medias han bajado de 0.88 a 0,41%. Además, existen diferentes tarifas adaptadas a la facturación y necesidades de cada negocio.
Los negocios están pagando la mitad de comisiones por la tarjeta que en 2009

Los negocios cada vez pagan menos por las compras que realizan sus clientes utilizando la tarjeta de crédito o débito. Así lo reflejan los últimos datos del Banco de España. A finales de 2018, la tasa media de intercambio -comisión que pagan los negocios por realizar un cobro con tarjeta - descendió al 0,41%, mientras que en 2008, de media, se pagaba un 0,88%.

Los autónomos lo tienen más fácil para admitir el pago con tarjeta en su establecimiento. No sólo por que las comisiones son cada vez más asumibles sino por que, además, hay cada vez más tarjetas en circulación (83,72 millones el año pasado) y, por tanto, más clientes que buscan este medio de pago. Razón de más para plantearse tener un datáfono.

Los negocios no se han quedado cortos. También ellos han batido récord este año: ya hay 1,81 millones de terminales repartidos entre miles de establecimientos. Cifra que ha crecido un 2,7% con respecto a 2017 y un 16% en comparación a 2008. 

Diferentes tarifas según las necesidades del autónomo 

Los autónomos tienen cada vez menos escusas para no admitir el pago con tarjeta, “hay diferentes opciones adaptadas a tu facturación e intereses” explicó Mari Carmen Dueso, dueña del bar La feria, restaurante de Zaragoza que cuenta con esta opción de cobro al cliente.  

El Banco de España aseguró en su informe que las tasas medias se han reducido a la mitad en diez años. La entidad se refiere, en este caso, a una de las tarifas más habituales para los autónomos: la opción de descuento por venta. "Se trata de una comisión que oscila entre el 0,3 y el 0,6% de cada cobro que se haga a un cliente. El porcentaje a descontar se decide en función del volumen de facturación del negocio y el sector en el que se encuentra" explicó Dueso.

Sin embargo, este restaurante paga a la entidad por sus cobros con tarjeta de diferente forma. Han optado por una tarifa plana que se estipula en función de la facturación anual que tenga el negocio. “Estas tarifas dependen de cada entidad pero suelen ser de 15 euros al mes si facturas menos de 20.000 euros; 20 euros mensuales si tu facturación sobrepasa esta cantidad y, así, sucesivamente” comentó la dueña del bar. A lo que añadió que “ahora, los precios ya no tienen nada que ver con los que había hace unos años. El negocio que no tiene un terminal es por que no quiere. Las tasas han bajado y mucho en muy poco tiempo”.  

Este descenso no ha sido casual. Fue a partir de 2014 y se impulsó  a través del Real Decreto ley 8/2014, de aprobación de medidas urgentes para el crecimiento, la competitividad y la eficiencia. Desde este momento los negocios españoles se dieron cuenta no sólo de la importancia de tener un terminal en su establecimiento sino también de que contar con esta opción no salía tan caro. Esta ley pretendía impulsar el pago con tarjeta  y, para ello, puso en marcha una bajada de las comisiones. ¿El resultado? A día de hoy el 60% de los negocios españoles cuentan con la opción de cobro con tarjeta, según un estudio de Mastercard. Esto se explica, entre otras cosas, porque muchos han comprendido que de no tener esta opción podrían perder más de una venta. Además,  según apuntó el mismo estudio de la empresa de tarjetas de crédito, los clientes hacen compras más grandes con este medio de pago que en efectivo.

Los clientes gastan más en las compras con tarjeta que en efectivo

Parece una mala decisión no admitir la tarjeta como medio de pago ya que, según Mastercard, el importe medio de las compras con tarjeta sigue aumentando con respecto a otras opciones. Así, el gasto promedio con tarjeta en 2018 fue de 1.146 euros, un 125% más que en el caso de las transacciones en efectivo.  Además, la cantidad que se gastan los españoles con este medio de pago no para de crecer. Si lo comparamos con los resultados de ediciones anteriores, en 2017 el importe medio de las compras con tarjeta fue de 970 euros, mientras que en 2015 no superaba los 371 euros.

En palabras de Paloma Real, directora general de Mastercard España: “el pago digital está cada vez más implantado en nuestra sociedad, ya que los consumidores demandan métodos de pago fáciles, rápidos y seguros. Podemos afirmar que, en los negocios de cara al público, esta forma de pago está dejando de ser una opción para convertirse en algo vital para satisfacer a más clientes. Sin embargo, España sigue siendo un país muy ligado al efectivo, sobre todo en zonas rurales, por lo que es vital que sigamos trabajando a todos los niveles para ofrecer siempre la mejor experiencia de pago”.  

En cuanto a los principales motivos para aceptar el pago con tarjeta, para el 85% la principal razón es que ofrece una mayor comodidad de cobro y presta un buen servicio. El segundo mayor beneficio es el hecho de que facilita las ventas (65%), mientras que el 58% dice admitirlo porque lo demandan los clientes. La seguridad (30%) y la rapidez (25%) alcanzan su máximo histórico y se sitúan entre los principales cinco motivos por los que las empresas aceptan el pago con tarjeta.

Los negocios están pagando la mitad de comisiones por la tarjeta que en 2009