sábado. 06.06.2020

GESTIONES VÍA ONLINE

Las soluciones digitales de Bankia para operar con el banco sin tener que ir a la oficina

Las soluciones digitales de Bankia para operar con el banco sin tener que ir a la oficina

Las entidades financieras ofrecen soluciones digitales a los autónomos y emprendedores, facilitando que puedan operar con total seguridad estén donde estén y sin necesidad de acercarse a la oficina.

Las soluciones digitales de Bankia para operar con el banco sin tener que ir a la oficina

La llegada de las nuevas tecnologías se ha traducido en un cambio de mentalidad y de modo de operar por parte de los ciudadanos. Así, esta nueva realidad ha supuesto que las entidades financieras tengan que modificar sus servicios para aprovechar las ventajas tecnológicas y facilitar a sus clientes sus operaciones. Máxime en estos momentos y en los que no nos es posible acercarnos a nuestra sucursal.

En este contexto, Bankia ha sido una de las entidades que más ha desarrollado herramientas para facilitar a los autónomos sus operaciones y permitir que estén donde estén puedan operar sin dificultades. Hoy por hoy, Bankia posibilita a sus clientes acometer cualquier operación, ya sea personal o del negocio, sin tener que desplazarse a una oficina de manera presencial.

De este modo, Bankia cuenta con un servicio que permite a su cliente contactar con un gestor por teléfono, email o conversación a través de Bankia Online o de la App de Bankia.

Este servicio ofrece el plus de que fuera del horario de su gestor, será un especialista de su equipo el que atienda la consulta. Se trata de una opción que posibilita al cliente realizar cualquier tipo de operación, desde el pago de un recibo hasta la contratación de un préstamo para una vivienda.

De forma generalizada, a través de Internet, Bankia da la posibilidad a sus clientes de realizar tanto las gestiones de su día a día como aquellas que puedan ser extraordinarias y obedecer a una situación puntual. Así, vía Internet, el cliente de Bankia puede abrir una cuenta, contratar una hipoteca, un seguro o pedir un préstamo. Es decir, contratar productos desde donde quiera. 

Operar desde el smartphone

Una de las opciones más utilizada por los clientes emprendedores, es ‘opera desde el móvil’. Con la App de Bankia podrás encender y apagar tus tarjetas, domiciliar tus recibos, contratar depósitos o mandar dinero a través de Bizum. Además, con Bankia, se puede pagar a través de Samsung Pay, Apple Pay, Paypal, Bizum o Google Pay.

Asimismo, destacar la red de cajeros con la que cuenta Bankia, que está compuesta por 5.361 cajeros en toda España, y desde los que se puede pagar recibos, ingresar dinero o consultar saldos. Una vía de realizar operaciones que se complementa con la digital.

Resaltar que existe un producto de gestión de carteras de fondos de inversión, que está disponible en los canales online de Bankia para inversiones desde 1.000 euros. Atendiendo a estos servicios y esta carpeta de soluciones digitales, Bankia se sitúa en el punto más alto de entidades financieras que han sabido adaptarse a los nuevos tiempos.

No obstante, pese a todas las soluciones digitales y a la amplia gama de herramientas que ofrece Bankia a sus clientes para poner realizar sus gestiones cotidianas sin necesidad de trasladarse a una oficina, la entidad ha habilitado el número de teléfono 91 602 46 80, que está a disposición de todos sus clientes para que trasladen cualquier duda o para que puedan recibir una ayuda a la hora de enfocar una operación. Asimismo, el perfil de Twitter @HolaBankia también es una vía de contacto permanente entre la entidad y sus clientes.

Otro aspecto importante y en el que Bankia se ha volcado es en garantizar la seguridad en toda gestión que se realice utilizando las soluciones digitales. En este sentido, cuando un cliente accede a Bankia Online, siempre se le pide BIF, NIE o pasaporte junto con la clave de acceso, que es personal. Además, en operaciones con movimiento de fondos, tales como transferencias, recargas de móviles u operaciones de bolsa, se solicita como mínimo la firma electrónica para finalizar la operación.

Por último, en el apartado de la seguridad, Bankia recomienda a sus clientes desconectar la sesión antes de cerrar la página web del navegador, aunque advierte que, en caso de que se le olvide a algún cliente, tras unos minutos de inactividad, el sistema se desconecta automáticamente. También advierte de que nunca se acceda a Bankia Online desde un enlace insertado en un correo electrónico ni desde una página web que no sea de absoluta confianza. Bankia subraya a sus clientes que una medida de seguridad es “siempre” teclear la dirección de la web de Bankia en el navegador.

Las soluciones digitales de Bankia para operar con el banco sin tener que ir a la oficina