jueves. 09.07.2020

SU LLEGADA ESTÁ PREVISTA PARA 2021

La nueva versión de Renault Kangoo está casi lista para su salida al mercado

Imagen de la nueva versión de Renault Kangoo.
Imagen de la nueva versión de Renault Kangoo.
Los ciclos de vida de Renault son largos. Hay que amortizar el coste de los desarrollos. Pero todo debe renovarse y la actual generación de la Renault Kangoo no es una excepción. La popular furgoneta francesa está casi preparada para su transformación. La podremos ver el próximo año aunque te adelantamos su características
La nueva versión de Renault Kangoo está casi lista para su salida al mercado

Algo común en todos los vehículos industriales es la larga vida de sus modelos en el mercado. El desarrollo de éstos conlleva un coste muy similar al de un turismo. Pero las ventas, evidentemente, no son las mismas, así que la amortización de un modelo, que además no tiene las posibilidades de un coche convencional para realizar actualizaciones de media vida, obliga a que el tiempo de permanencia en los concesionarios sea más largo..

Como en otros segmentos del automóvil, es cada vez más habitual compartir tanto plataformas como carrocerías y motorizaciones con otras marcas que pertenezcan al mismo grupo, o incluso en joint ventures puntuales entre marcas que, en principio, no tienen relación alguna.

La Kangoo se presentará con su gemela, la Mercedes Citan.

En el caso de Renault, esta colaboración se realiza con Mercedes, con quien ya compartió la actual generación del Kangoo, fabricando para la casa alemana el Mercedes Citan, gemelo del francés excepto en pequeños detalles estéticos. También el ya extinto por falta de ventas Mercedes X fue gemelo del Renault Alaskan y del Nissan NP 300, que se fabricaba en la fábrica Nissan de Barcelona.

Y para la nueva generación de la furgoneta Kangoo se va a hacer exactamente lo mismo: compartir desarrollo con la actualización de la nueva Mercedes Citan aunque, en este caso, además de lucir una estrella de tres puntas en la calandra frontal y en el volante, será un vehículo mucho más diferenciado en la carrocería y , sobre todo, en los grupos ópticos y en los acabados interiores.

Lo que va a constituir la mayor novedad en esta nueva entrega de la Kangoo es su plataforma porque en el resto se pretende mantener como filosofía la simplicidad de la construcción y los rasgos clásicos de los vehículos industriales y comerciales que la conviertan, sobre todo, en un vehículo práctico.

La versión eléctrica será una de las opciones más interesantes

Además de los motores térmicos habituales, como el 1.0 TCe y 1.33 TCe para sus versiones más básicas -con potencias que deben oscilar entre los 100 y los 130 CV- y una variación del diésel Blue dCi 1.5 que ofrecerá entre los 85CV  y los 115 CV, la marca francesa ha dejado entrever que la nueva Kangoo podría tener una variante eléctrica.

Esta es la segunda novedad que nos va a traer esta nueva generación. Para este desarrollo debería compartir tecnología con el exitoso Renault Zoe, y contaría con una batería de 52 kWh, lo que prácticamente duplica los 33 kWh de la actual generación de la Kangoo. Ello le permitirá superar los 300 kilómetros de autonomía, lo que la convierte en una furgoneta ideal con etiqueta 0 emisiones para el uso en las grandes ciudades donde no se suele exceder de este kilometraje diario.

Aprovechando la experiencia tecnológica del Zoe, además de su recarga mediante una conexión de corriente continua, bien podría tener una versión de autonomía extendida con una estructura de hidrógeno, como la que ya existe y es comercializada en Francia. Por supuesto, una versión híbrida será también parte de la gama mecánica que estará en el mercado.

Como ya pudimos ver al ser presentada como concept car, esta versión eléctrica mantendrá la puerta lateral deslizante para carga al igual que el resto de la gama, pero además de las versiones furgón, esta nueva Kangoo, y su gemela Citan, tienen puesto sus ojos en un mercado más inclinado al transporte de pasajeros. La desaparición de los monovolúmenes ha impulsado a las marcas a crear versiones más próximas a un coche de siete plazas, utilizando este tipo de vehículos que, en principio, suelen estar básicamente desarrollados para el uso comercial. E, incluso, les lleva a concebir versiones que las conviertan en automóviles camperizados o fundamentalmente desarrollados para el ocio.

Las líneas generales bien lo permiten, ofreciendo un interior amplio y altamente personalizable en virtud de nuestros gustos y necesidades. Con un diseño más cercano a las tendencias actuales, es menos cuadrado y, desde luego, se adecúa más a ese concepto de monovolumen de pasajeros, como ya ha ocurrido con su competencia, tanto en la Citroën Berlingo como en la Volkswagen Caddy.

La presentación, que en un inicio estaba prevista para finales del otoño de este año 2020, parece que va a retrasarse debido al parón sufrido por el coronavirus hasta la primavera de 2021 y, aunque los precios no han sido todavía anunciados ni por Renault ni por Mercedes, parece que en el caso de la marca francesa podrían empezar alrededor de los 22.000 euros para su versión de acceso, mientras que las electrificadas podrían empezar sobre los 35.000 euros.

Sin duda, este vehículo comercial ha sido y es uno de los más exitosos de nuestro mercado, y lo que podemos saber de momento acerca de esta futura generación, le auguran un futuro, al menos, igual de brillante. Ha sido siempre una opción muy valorada por los autónomos y, sin duda, lo ha de seguir siendo.

La nueva versión de Renault Kangoo está casi lista para su salida al mercado