viernes. 03.07.2020

LLEGA LA CUARTA GENERACIÓN DE LA GAMA

El SEAT León Launch Pack 2020, quizá el mejor deportivo compacto del mercado

El SEAT León Launch Pack 2020, quizá el mejor deportivo compacto del mercado
Hay quien ha tenido la oportunidad de conducir el nuevo Seat León en esta su cuarta generación. Se ha preparado una edición muy especial de un vehículo con un equipamiento muy completo y unas sensaciones de conducción excelentes para un TDi con 150 CV en acabados tremendamente atractivos.
El SEAT León Launch Pack 2020, quizá el mejor deportivo compacto del mercado

SEAT ha traído a este mundo post COVID un coche conservador en su concepto (no tanto como otras novedades del grupo, como el Golf que apenas sufre grandes transformaciones generación tras generación) pero que cambia lo suficiente para mirarlo detenidamente y asentir con la cabeza mientras se aprecia lo bonito que es.

Porque es bonito, atractivo, y eso es lo primero que cualquiera que se acerque a este nuevo León va a notar. También va a darse cuenta de que, dependiendo del ángulo desde donde lo mire, le va a traer a la memoria el Mazda 3, al nuevo Hyundai I30, un aire del Kia, o del Ford Focus. Pero ninguno de éstos tiene el aspecto de robustez que aporta el nuevo SEAT León. Y cuando, además, es un FR TDi de 150 CV, con sus pequeños detalles específicos de acabado, aún parece más robusto y atractivo. Los 8 centímetros que ha crecido, hasta alcanzar la misma longitud del nuevo Ateca le quedan bien.

Atractivo, bien afinado y con una conducción muy deportiva.

Pero, como de lo que vamos a hablar hoy es de su conducción, nos vamos a centrar más en las sensaciones que transmite al volante que en su estética. Y lo primero, es hablar del equipamiento de esta versión de lanzamiento Launch Pack con el motor TDi de 150 CV y el acabado FR.

Es muy completo y será el más alto por el momento de la gama. En su interior cuenta con asistente de aparcamiento automático, con cámara de marcha atrás, asistente de frenada de emergencia, sistema de mantenimiento de carril con aviso de salida del mismo, control de velocidad de crucero adaptativo, detector de fatiga con lector de señales de tráfico, acceso y arranque sin llave, faros de led automático (con sensor para cambio de luces cortas a largas), climatizador automático, llantas de 17 pulgadas con opción de 18, cuadro de mandos digital, pantalla central de tamaño grande….

Esta pantalla, que puede accionarse por comandos de voz (funciona mejor que la mayoría), quizá peca de la carencia de botones físicos lo que obliga a desviar la atención demasiado para realizar cualquier intervención que realicemos en marcha. El interface ha sido diseñado por SEAT y está muy conectado, incluyendo las aplicaciones de Apple Car Play y Android Auto.

Los asientos delanteros son muy agradables. Hay buen espacio en las plazas traseras y el salpicadero ha ganado puntos en calidad y presentación, aunque algún plástico sea siempre mejorable. Hay un par de puntos que son, cuando menos, discutibles. La palanca del cambio automático, común en el grupo, es muy pequeña al igual que las levas tras el volante y el mando de las luces. Están en un panel a la izquierda del volante y poner los antiniebla es complicado.

Posiblemente, el mejor compacto deportivo del mercado

Hablemos de su conducción, que es hablar de mucho y muy bueno. El motor es el ya conocido TDi de 150 CV. Es algo rumoroso en frío, pero funciona a las mil maravillas y sigue siendo una excelente opción para aquellos que hagan muchos kilómetros aún en estos tiempos de híbridos y electrificados. El cambio -de momento el único disponible- es el también conocido DSG de 7 velocidades, muy suave y rápido, con los que alcanza una velocidad máxima homologada de 218 kilómetros por hora, con una aceleración de cero a cien de 8,6 segundos, un consumo medio en ciclo WLTP de 4,3 litros y unas emisiones de CO2 de 114 gramos.

El ajuste deportivo del chasis, tan clásico en SEAT, no defrauda en esta nueva generación. Y el sistema de suspensión pilotada de serie en el FR nos permite elegir entre los modos confort, normal y sport, además de posibilidades intermedias hasta un total de 14 regulaciones de la suspensión lo que, quizá, para un conductor normal es excesivo y no se llega a notar.

Sin embargo, podemos decir que es uno de los coches en los que más se nota la diferencia entre el confort y el sport para adaptarnos a las diferentes condiciones de conducción. El reglaje y el motor hacen de este nuevo SEAT León Launch Pack FR el mejor automóvil compacto del mercado en lo que a eficacia al volante y comportamiento deportivo se refiere.

La sensación de control es absoluta. Traza bien las curvas, la suspensión es excepcional como hemos comentado, eficiente sin llegar a ser incómoda, la dirección es rápida y precisa, los ejes, tanto el delantero como el trasero no admiten críticas y los 150 CV del motor son de verdad. Un coche, por tanto, rápido, seguro, equilibrado y que ofrece un comportamiento verdaderamente deportivo con una gran seguridad. Y aún nos falta por llegar al mercado el Cupra, que después de esta prueba, se espera ansiosamente.

El sistema XDS, un sistema electrónico que simula un diferencial autoblocante delantero, es poco intrusivo y elimina casi por completo el subviraje, lo que casi evita la intervención del control de tracción, con un paso por curva perfecto y eficaz.

Hasta que lleguen las versiones híbridas, esta nueva generación es la que tiene el precio más alto de la gama, con una tarifa base de 29.140 euros.

El SEAT León Launch Pack 2020, quizá el mejor deportivo compacto del mercado