Miércoles. 12.12.2018

PAUTAS A SEGUIR DEL CONSEJO DE ECONOMISTAS-REAF PARA LOS AUTÓNOMOS

Las 14 recomendaciones para la declaración de la Renta 2018

Las 14 recomendaciones para la declaración de la Renta 2018

A falta de un mes para terminar el ejercicio, el Consejo General de Economistas-REAF ha hecho públicas sus recomendaciones y pautas, con información actualizada, de cara a la presentación de la Renta 2018. Catorce de éstas recomendaciones atañen a los autónomos.

Las 14 recomendaciones para la declaración de la Renta 2018

El año ha entrado en sus últimos días y la planificación fiscal de cara a la Declaración de la Renta es ya necesaria. El Consejo General de Economistas REAF-Asesores Fiscales ha hecho públicas 75 recomendaciones para que los contribuyentes afronten su cita con el IRPF correspondiente a este año. Entre ellas 14 afectan de manera directa a los trabajadores autónomos.

Entre las pautas que ofrece el REAF a los autónomos, con la información más reciente emanada de la doctrina del Ministerio de Hacienda, destacan los siguientes:

  • Por vez primera, el autónomo se va a poder deducir los gastos de suministros (agua, electricidad, gas, telefonía o Internet) si desarrolla la actividad en una parte de su vivienda habitual. Sobre la parte del gasto que corresponda a los metros cuadros dedicados a la actividad, en relación a los totales de la vivienda, puede aplicar el porcentaje del 30%.
  • Son deducibles los gastos de manutención, realizados en el desarrollo de su actividad, que se produzcan en establecimientos de restauración y hostelería y que se abonen con tarjetas. Cuando no se pernocta, el límite es de 26,67 euros diarios si el gasto se produce en España y 48,08 euros diarios, si se produce en el extranjero. Si se pernocta es el doble.
  • Hay que conocer que los gastos de atenciones a clientes y proveedores deducen el 1% del importe neto de la cifra de negocios. 
  • Aquellos autónomos que hayan obtenido la devolución del céntimo sanitario (por ejemplo, los transportistas) deberán declararlo como ingreso. Si se tributa por el régimen de módulos no se declara.
  • Con respecto a los regímenes de estimación objetiva (módulos) o estimación directa, el REAF recomienda que los autónomos que tributan por el primero hagan un cálculo del rendimiento neto como si lo hicieran por estimación directa para comprobar si éste le conviene más. Pero de continuar en módulos, se aconseja vigilar los límites de facturación en 2018 para ver si se cumplen y no tener que pasar al régimen de estimación directa en 2019. 
  • Si la actividad no ha superado en el año anterior los 10 millones de euros, se pueden aprovechar los incentivos del Impuesto sobre Sociedades para las pequeñas y medianas empresas, uno de ellos la creación de puestos de trabajo. Si se ha creado empleo, se puede invertir en inmovilizado material o en elementos inmobiliarios y amortizarlos libremente.
  • Por inversión en empresas de nueva o reciente creación, la deducción puede ser del 30% de las cantidades satisfechas en 2018 por la suscripción de acciones o participaciones en ellas, sobre una base máxima anual de 60.000 euros. En esta base no entran los importes respecto de los que practique alguna deducción establecida por las comunidades autónomas. Uno de los requisitos que se deben cumplir es el mantenimiento mínimo de 3 años de la empresa, transcurrido el cual, si se transmiten, no hay que tributar por la ganancia patrimonial que se produzca a condición de reinversión en participaciones de la misma naturaleza.
  • Para los casos de aquellos que pretendan transmitir a sus descendientes en vida, de manera lucrativa, un negocio familiar o las participaciones en una sociedad familiar a sus descendientes, la ganancia patrimonial generada no tributará si se cumplen una serie de condiciones establecidas en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones como, por ejemplo, que el donante tenga 65 años o más o que se encuentre en situación de incapacidad permanente o en grado de absoluta o gran invalidez. Si los donantes son un matrimonio, el requisito lo deben cumplir los dos. En la transmisión de participaciones, hay que poseer al menos el 5% del negocio o el 20% si la participación es conjunta con la familia para estar exento. Otro aspecto interesante es que la donación a los hijos de la nuda propiedad de las participaciones con reserva del usufructo vitalicio por parte del donante también se exonera de tributación si se cumplen todos los requisitos.
  • En los casos en que haya intención de prestar dinero a los hijos hay que tener en cuenta varios aspectos para que no conste como donación o retribución. Por ejemplo, la gratuidad de los intereses se puede justificar por cualquier medio de prueba válido en derecho, como puede ser un contrato elevado a público o presentando el modelo 600 del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, con el contrato sin intereses adjunto y donde conste el plazo de devolución del principal.
  • Si el autónomo dispone de un crédito vencido y no cobrado podrá imputarse una pérdida patrimonial en el período impositivo en que concurra cualquiera de las circunstancias siguientes: cuando adquiera eficacia una quita establecida en un acuerdo de refinanciación; cuando adquiera eficacia el convenio en el que se acuerde una quita dentro de un concurso; si concluyera el procedimiento concursal sin que se hubiera satisfecho el crédito o cuando se cumpla el plazo de un año desde el inicio del procedimiento judicial que tenga por objeto la ejecución del crédito sin que se haya satisfecho. 
  • En el caso de aquel autónomo que haya perdido su inversión a causa de su gestor, condenado por un tribunal de justicia por apropiación indebida, no se produce una pérdida patrimonial por la pérdida de la inversión, pues tiene un derecho de crédito contra el gestor por el mismo importe. Así, el contribuyente podrá imputar la pérdida patrimonial cuando transcurra el plazo del año. 
  • Si una persona física ha aportado participaciones en una entidad o elementos patrimoniales afectos a actividades económicas a una entidad, por una operación amparada en el régimen de reestructuración empresarial y se cumplen los requisitos correspondientes, diferirá la tributación de la ganancia patrimonial obtenida, conservando la antigüedad y el valor de adquisición de las participaciones transmitidas.
  • El arrendamiento de inmuebles se desarrolla como actividad económica cuando para la ordenación de ésta se utilice, al menos, una persona empleada con contrato laboral y a jornada completa. Además, el criterio administrativo exige que exista una carga de trabajo suficiente que justifique la contratación de esa persona.
  • Las ayudas de las comunidades autónomas y entidades locales, con carácter general, tienen la consideración de ganancias patrimoniales a imputar en la base general, al no proceder de una transmisión previa.

Las 14 recomendaciones para la declaración de la Renta 2018