Viernes. 25.05.2018

TRÁMITES E IMPUESTOS

Lo que necesitas saber sobre el alquiler de tu local

Lo que necesitas saber sobre el alquiler de tu local

Los autónomos y emprendedores que necesiten un local para ejercer su actividad deben conocer que hay que pagar un impuesto, que se pueden reducir ciertos gastos del establecimiento y que el arrendatario debe emitir la factura del alquiler con un 19% de retención.

Lo que necesitas saber sobre el alquiler de tu local

Una tienda, una oficina, un bar... Se trata de espacio donde poder ejercer la actividad, un lugar donde el trabajar, un sitio en el que atender a los clientes, algo necesario para muchos negocios pero sujeto a una serie de requisitos y que el autónomo necesita saber para poder abrirlo correctamente.

Estudiar la ubicación, obtener la licencia, elegir un diseño y adecuarlo a la actividad (siempre y cuando se tenga una licencia de obras emitida por el Ayuntamiento) no son los únicos pasos que tiene que dar un emprendedor para poder iniciar su actividad un local alquilado. 

Uno de los primeros aspectos que debe tener en cuenta un autónomo que alquila un local es que debe pagar un impuesto mediante la presentación del modelo 115 y el modelo 180. El primero se realiza de forma de forma trimestral, del 1 al 20 de los meses de enero, abril, julio y octubre. El segundo, que es el resumen anual del modelo 115, se presenta anualmente durante el mes de febrero. Ambos se pueden presentar de forma telemática, a través de las oficinas de la Agencia Tributaria y mediante entidades colaboradoras.

El trabajador por cuenta propia también debe pedir al arrendador del local que le emita una factura con el 19% de retención en el IRPF.

Los gastos que se pueden deducir del local

A pesar de todos los requisitos añadidos que implica tener un local, éste permite que el autónomo pueda desgravarse más fácilmente los gastos derivados por su actividad en el IRPF. Éstos deben seguir los tres criterios que tiene Hacienda para definir los gastos deducibles que pueda tener un autónomo:

  1. Deben de estar vinculados a la propia actividad realizada.
  2. Tienen que estar perfectamente justificados mediante factura.
  3. Han de estar registrados por el propio autónomo en sus libros de gastos e inversiones.

Asimismo, el autónomo para poder desgravarse estos gastos deberá notificar a Hacienda mediante el modelo 036 ó 037 los datos del local o, en el caso de que haya cambiado de establecimiento, presentar una modificación de los datos en dichos impresos. Ello permitirá que el trabajador por cuenta propia pueda deducirse los gastos por el alquiler, las reformas que haya tenido que hacer para adecuar el local, mantenimiento, luz, agua, teléfono, gastos asociados a la hipoteca o el seguro.

Lo que necesitas saber sobre el alquiler de tu local