viernes. 15.11.2019

ORATORIA PARA EMPRENDEDORES

Aprender a hablar en público en 280 tuits

Aprender a hablar en público en 280 tuits

La Escuela Europea de Oratoria (EEO) acaba de editar un libro donde se enseña a hablar en público con consejos breves resumidos en 280 tuits. Se tratan cuestiones fundamentales de inteligencia emocional o de lenguaje no verbal que todo emprendedor debería manejar para poder hacer presentaciones o vender su producto. Y es que, "puedes tener el mejor proyecto pero, si no eres capaz de comunicarlo, no saldrá adelante".

Aprender a hablar en público en 280 tuits

Exponer una idea ante un público que te presta toda su atención puede convertirse en una tarea realmente compleja. Movimientos en las rodillas, rascarse la nariz, tocarse el anillo o acariciarse el pelo son algunos de los movimientos involuntarios más frecuentes que muchos hacen al hablar en público. Gestos que un autónomo y un emprendedor no pueden permitirse cuando explica su proyecto.  

“Puedes tener el mejor proyecto, pero si no eres capaz de comunicarlo no saldrá adelante. Los emprendedores tienen que aprender a transmitir su mensaje, a ser capaces de hacer entender la idea que tienen en mente” explicó Mónica Pérez de las Heras, directora de la Escuela Europea de Oratoria (EEO). Los gestos, las palabras que se utilizan, los movimientos, etc, influyen a la hora de transmitir un mensaje y el emprendedor debe aprender a controlarlos para convertirlos en un aliado cuando intente conseguir financiación, un nuevo accionista e, incluso, en el día a día a la hora de vender un producto.  

“Decía Warren Buffett, uno de los inversores con mayor éxito en el mundo, que una de las mejores cosas que había aprendido como empresario era a hablar en público” apuntó Pérez . Ella siempre recomienda a sus alumnos, tanto los que asisten a los cursos de la EEO, como los que tiene en la Universidad Complutense, que “aprendan a hablar en público, que van a ganar mucho en esta vida sabiendo expresarse. Y más aún, si quieren ser emprendedores”.

Consejos convertidos en tuits

Esta entidad acaba de editar y publicar un libro en el que recoge 280 consejos sobre oratoria en tuits. Esto significa que cada consejo tiene una extensión máxima de 280 caracteres. “El formato de este libro tiene un porqué muy simple, y es que cada vez nos cuesta más mantener la atención, por eso decidimos hacer algo muy sencillo: recopilar los consejos en 280 tuits; haciendo un guiño al máximo de caracteres que permite la red social” dijo Pérez.

Con este formato pretende atraer “tanto a gente a la que le de miedo hablar en público, como a aquellos que saben o están acostumbrados y quieren mejorar”. Además, los tuits hacen que el libro tenga una lectura ágil y que pueda leerse sin seguir un orden. “Puedes cogerlo, abrirlo por donde quieras y leer los tuits que más te interesen o apetezcan”. Eso sí, recomendó siempre leerlo con un lápiz en la mano para señalar los más importantes.

Los consejos que un emprendedor puede encontrar en el libro van desde los más habituales - como practicar el discurso-, hasta los más técnicos -como controlar la voz o el diafragma cuando se habla-, e, incluso, se tratan miedos actuales, como el temor a convertirse en un meme.

Los casi 300 tuits han sido formulados por expertos en oratoria. En concreto, son seis los profesionales, que también son profesoras en la escuela, y que han ayudado a confeccionar el libro: Mónica Pérez de las Heras (a quien pertenecen el 70% de los tuits), Virginia Gonzalo, Teresa Baró, Velilla Valbuena, Eva Snijders y Susana Burgos. Cada una de ellas aporta su experiencia y consejos a un campo de la oratoria, razón por la que el libro está dividido en siete apartados: Hablar en público, Inteligencia Emocional, Lenguaje No Verbal, Voz, Storytelling, Discursos y presentaciones, y Portavoces.

Lo que se puede aprender de Oratoria de Obama

Cuando un emprendedor lea el libro va a identificar aquellos tuits que más le van a servir en su día a día, para tenerlos presentes y emplearlos, pues pertenecerán justamente a aquellas materias dónde más inseguro esté. Pero, “una cosa esta clara, la oratoria se aprende practicando, teniendo que exponerte a hablar en público, por ejemplo, acudiendo a cursos dónde un experto pueda identificar todos esos movimientos involuntarios que se hacen cuando se está nervioso y te ayude a corregirlos”.

Según Pérez de las Heras, el nerviosismo “se nota. El cuerpo hace cosas y movimientos que nosotros en circunstancias normales no haríamos. Como, tocarse la nariz, llevarse las manos a las gafas, tocar el anillo, acariciarse el pelo, etc”.  En este sentido, afirmó, que la técnica que utilizan muchas personas -como Pablo Iglesias- de sujetar un bolígrafo cuando habla en público para quitar el miedo no funciona: “una persona que es buena en oratoria, no debería necesitar un bolígrafo para poder expresarse”. Al igual que la gesticulación: “en todos los años que llevo, nunca le he dicho a una persona que se mueve mucho. La gesticulación es un tesoro”.

Preguntada por algún ejemplo de buen orador en España, Mónica Pérez de las Heras no podía citar a ningún político. Pero destacó el buen verbo de Antonio Banderas y de Rafael Nadal. En el entorno internacional resaltó a Barack Obama y señaló que los autónomos y emprendedores podían aprender de él, del uso que hace de la inteligencia emocional: “en ninguno de lo vídeos de Obama, y habrá millones en internet, vas a verle fuera de sus casillas o dirigiéndose mal a una persona. Gestionar bien las emociones es fundamental para un emprendedor, para que sepa reaccionar cuando se enfrente a momentos malos o comentarios negativos”.

Éstos son algunos ejemplos de sus consejos en tamaño tuit: 

La postura del orador ante el atril debe ser recta. El atril es para poner el agua, los papeles, el micrófono o tus antebrazos mientras escuchas las preguntas del público. @mpdelasheras 

Recuerda mantener las manos a la altura del tronco y no por debajo de la cintura durante toda la intervención. Las manos, cuando se mueven, se mantienen juntas de manera natural y se separan cuando se expresan al compás del #Discurso. @tbrocatafau

Cada vez que tu mirada no va al público, éste desconecta de lo que cuentas. Evita mirar la pantalla en tus #Presentaciones y aprende a hacer barridos con [email protected] 

La posición de la parte inferior del cuerpo y, en concreto, la posición de piernas y pies, habla mucho de tu seguridad. @tbrocatafau

La ira es la carga emocional del enfado. No hay ninguna razón para usarla en la #Oratoria. El enfado sí es necesario, es suficiente para resolver cualquier situación complicada al hablar en público. @mpdelasheras 

¿Qué ocurre si te equivocas al #HablarenPúblico? Si te das cuentas, te disculpas, y rectificas. Si te conviertes en un meme, ríete de ti [email protected] 

En las época dorada de Silicon Valley llegó a haber más expertos en comunicación y marketing que tecnólogos. ‘No sabemos vendernos’, decían estos últimos, ignorando que, con el entrenamiento correcto, el buen #Portavoz se hace. @burgosusana

Aprender a hablar en público en 280 tuits