lunes. 28.09.2020

HAY DISTINTAS VÍAS

Cosas que debes tener en cuenta si te planteas ahora un relevo en tu negocio

Cosas que debes tener en cuenta si te planteas ahora un relevo en tu negocio

Te planteas abandonar el negocio por edad o por cualquier otra circunstancia y no sabes qué hacer. Una posibilidad es cerrar, pero otra es encontrar a una persona que se haga cargo de la actividad, sobre todo si ha sido rentable. Estas son algunas posibilidades que tienes.

Cosas que debes tener en cuenta si te planteas ahora un relevo en tu negocio

A muchos trabajadores autónomos les gustaría que el legado de su negocio les sucediera cuando ellos se retiren. Muchos, han superado diversas crisis y son, o han sido, muy rentables. Otros son actividades que, si se pierden, desaparece una parte de la historia de este país o provocan desertización en zonas rurales porque un supermercado en un pueblo, o un bar, constituye una pieza esencial de asentamiento poblacional.

No obstante, hacer un buen relevo generacional se convierte en uno de los quebraderos de cabeza más comunes entre el colectivo. Encontrar a la persona idónea para sustituir a un autónomo en su negocio antes de que éste cierre no es tarea sencilla.

En muchos países de Europa, los negocios se emprenden con la idea de que duren varias generaciones, y de esta forma, preservan un legado y una esencia que impulsó a levantar esa actividad y la dotó de éxito. Sin embargo y desgraciadamente, esta no es la filosofía que impera en muchos negocios españoles. A pesar de que gran parte del tejido productivo del país está compuesto por empresas familiares, que son las más propensas a continuar con el negocio mediante el relevo a otro miembro, son pocos los negocios que pueden presumir de durar más de 50 años o de ser centenarios.

Y esta falta de sucesión empresarial, a otra escala y por motivos muy concretos, está afectado especialmente a las zonas rurales. Esto es debido a que si el autónomo que regenta el bar, la panadería o el supermercado de una pequeña localidad, echa el cierre sin relevo, sus habitantes se quedan sin un importante servicio y poco a poco provoca la despoblación. “El fomento del relevo en los negocios es una medida que fundamental para evitar cierre de negocios y la desertización de nuestros pueblos antes de que sea demasiado tarde”, alertó Juan Carlos Ezquita, presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) de Navarra.

Además, uno de los aspectos que más destacó Equiza del relevo, es que tanto el antiguo como el nuevo propietario, salen ganando de su acuerdo “porque se complementan”. El primero, el que puso en marcha el negocio, puede transmitir al sustituto el conocimiento adquirido a través de toda su trayectoria “ya sea en clientes, en saber hacer o en consejos”. Mientras que la persona que lo sustituye aporta nuevas ideas, implantación de aspectos digitales y evitará la desaparición de ese negocio.

El nuevo emprendedor no parte de cero

Una de las claves más importantes a tener en cuenta por parte de los nuevos emprendedores dispuestos a coger el control de un negocio que lleva años asentado, es saber que no parte de cero. El relevo del negocio de un trabajador por cuenta propia tiene el valor añadido del fondo de comercio, es decir, el valor que va más allá del establecimiento o del utillaje con el que ya cuenta. El activo más importante y con el que no cuentan otros negocios de nuevo cuño es una cartera de clientes ya establecida, acostumbrada a comprar ahí o a que le ofrezcan un servicio -ya sea un bufete de abogados, una clínica dental o una veterinaria-. Eso sin contar con el prestigio del establecimiento, que nunca se puede perder.

Cuando el autónomo releva su negocio ofrece ese valor inmaterial que hace único su servicio -ya sea por su ubicación o por su clientela- puesto que, después de tanto años al frente de la actividad, se ha ganado ya la confianza y el respeto de muchas personas que acuden a él desde siempre, y seguirán acudiendo si no ven cambios evidentes. El dueño ha sido capaz de generar una fama que el emprendedor se adjudicará nada más coger las riendas del negocio.

Es por ello que, uno de estos valores más importantes es su cartera de clientes. La clientela con la que cuenta el negocio a lo largo de los años, es la demostración de que han sabido transmitir que lo que sabían hacer era y sigue siendo útil. Lo que es de gran ayuda para el nuevo dueño, puesto que si se deja guiar por el autónomo y continúa llevando el negocio como hasta ahora, arrancará la actividad con un público de partida

Además de los clientes, dentro de ese fondo de comercio con el que cuentan los negocios de autónomos con una larga trayectoria, es la ubicación, ya que se encuentra en un lugar ya probado, por lo que el nuevo emprendedor no tiene que preocuparse tampoco por eso. Y aunque quede en segundo término, también es importante que cuenta con todo el menage necesario para llevar a acabo la actividad. El autónomo aporta todo lo necesario para desarrollar el trabajo.

Opciones de relevo generacional para un autónomo

Algo que tiene que tener claro un autónomo que quiere organizar el relevo de su negocio es que debe abrir el espectro de posibilidades para elegir a la persona adecuada para coger las riendas de su actividad. Existen, a grandes rasgos, tres opciones de relevo: la familia, los propios empleados, o el traspaso del negocio a una persona conocida o no conocida.

Relevo familiar

Generalmente, relevar el negocio a un familiar es la forma más habitual y utilizada por los autónomos. Sin embargo, muchos padres que sueñan con la idea preconcebida de que sea su hijo o hija el que continúe con el negocio, se ven obligados a cerrar cuando ven que éstos no están por la labor. Frente a eso, es imprescindible recordar que el sucesor de un negocio familiar no siempre tiene por qué ser los hijos del dueño.

De hecho, el autónomo tienen la posibilidad de dar salida laboral a cualquier persona de su ámbito familiar que quiera continuar con su negocio -hermanos, primos, yernos,...-, y así, mantener el negocio dentro del círculo más cercano.

Relevo a empleados

Según Paulino Moreno, autónomo y miembro del SECOT (Seniors Españoles para la Cooperación Técnica), la fórmula ideal y más segura para un autónomo a la hora de relevar su negocio es hacerlo con un empleado que lleve tiempo trabajando en el mismo y esté implicado en el negocio.

"Normalmente el mejor relevo es aquel empleado que lleva años siendo la mano derecha del autónomo y nunca ha sabido que va a ser quien herede el negocio", explicó Moreno. "De esta forma su comportamiento será transparente tanto con el dueño como con sus compañeros, puesto que no dará lugar a generarse recelos en las plantillas", añadió.

Esta práctica es más habitual de lo que parece y se ha dado a lo largo de los años. Y también, aunque el relevo familiar pueda parecer el más deseado por los autónomos que les gustaría ver a alguien de la familia al frente de su negocio, el traspaso a un empleado puede ser el más efectivo porque seguramente haya estado más al corriente del día a día de la actividad y conozca todos sus entresijos.

Traspaso de negocio

Como otra opción se encuentra el traspaso del negocio a alguien desconocido, o sin relación previa con el negocio, de hecho, este tipo es el más utilizado en muchas pequeñas localidades. En los pueblos, normalmente, si cierra el bar o el supermercado, suele encargarse otro vecino de coger las riendas del mismo que ve una oportunidad de trabajo dentro del mismo pueblo. Es bueno que el autónomo procure enterarse de si alguien pudiera estar interesado en mantener el negocio antes de cerrarlo. En localidades más grandes existen programas municipales de relevo de negocios y los ayuntamientos pueden ayudar a buscar el posible relevo. Además, siempre está la vía del anuncio en los periódicos. 

Otra oportunidad de relevo en cuanto al traspaso del negocio se encuentra en la inmigración. También en las zonas rurales, los inmigrantes, muchos a la búsqueda de oportunidades, suponen una baza muy importante a la hora de traspasar una actividad y una posibilidad de empleo para estas personas que vienen de fuera. 

Claves de relevo generacional entre familia

Según la directora de la Asociación de la Empresa Familiar de Madrid (ADEFAM), Marta Beltrán, existen principalmente, cinco claves para abordar el relevo generacional en la empresa familiar:

  1. Es importante que en la empresa familiar se planifique el proceso de sucesión con suficiente tiempo y de forma consensuada con todos los propietarios de la compañía. "Sin duda, la mejor manera de abordar estas situaciones, pasa por que las empresas se doten de órganos de gobierno y reglamentos internos que prevean las contingencias que se puedan ir presentando en el futuro. Y entre ellas, el asunto del relevo generacional es vital", apuntó Beltrán.
  2. En muchos negocios familiares el instrumento para abordar este tipo de situaciones es el Protocolo Familiar, en la medida en que articula las relaciones entre el negocio y la familia propietaria. Además, "su objetivo principal es preservar la unidad entre los propietarios y la continuidad de la actividad", explicó la directora de ADEFAM. Este protocolo generalmente sale como fruto de las decisiones tomadas por el Consejo de Familia, órgano en el que se tratan todos los asuntos familiares de los accionistas de la empresa familiar.
  3. No se trata solo de un traspaso de poderes, es mucho más que eso. "Se tiene que preparar al que va a ser sucedido, hay que preparar al sucesor, a todas las personas que intervienen en el proceso y a las que afecta directa o indirectamente este importante cambio. Las prisas no son buenas y los relevos rápidos, en los que no ha habido tiempo suficiente en el que el que sucesor y sucedido compartan decisiones, pueden pasar factura", avisó Beltrán. Para la directora de la asociación, las partes implicadas en el relevo son las deben marcar el tiempo, y se deben preocupar de que los empleados, directivos y accionistas y los miembros de la familia entiendan que el proceso funciona correctamente. Puesto que éste será el mejor respaldo para el sucesor.
  4. Todo el proceso requiere de un análisis profundo y honesto de las posibilidades futuras del negocio, de los intereses de la familia propietaria y de las personas que están en disposición de tomar el relevo en la función de dirección del negocio. Esto requiere de mucha comunicación y transparencia entre los miembros de la familia, un ejercicio de generosidad por parte de la generación que está dirigiendo la compañía y un ejercicio de valentía por parte de la generación que está llamada a asumir el poder.
  5. En muchos casos es recomendable contar con un asesor externo, que con conocimientos y objetividad, ayude a planificar este proyecto que tiene muchas aristas. Es importante conseguir aunar los intereses de todos los miembros de la familia y que la estrategia de la empresa esté alineada con los intereses de la familia.

La receta de los negocios centenarios para durar

Aunque indudablemente, y como dice el refrán, cada maestrillo tiene su librillo, hay una serie de claves de los negocios centenarios -relojerías, manqueterías, tiendas de zapatos, farmacias - que aseguran ser comunes. Y en ellos podría estar la receta que les ha permitido seguir abiertos y hacer frente a todas la dificultades que, por el momento, les han sobrevenido:

1_ Aprovechar la ventaja de ser pequeños: los negocios centenarios presumen de conocer a la perfección a los clientes que cruzan el umbral de su puerta. Les ofrecen un servicio y un trato único que sólo en su establecimiento pueden encontrar.

2_ Especialización: conocen al cliente y sobre todo conocen el producto. Llevar años en el mercado les proporciona una sabiduría y una fama, que los convierte en referentes. Lo que a su vez les atrae clientela.

3_ Reinvención: los negocios que llegan a ser centenarios son los que se mueven y evolucionan. Cada uno encuentra la fórmula para seguir abierto, o bien pasa a vender al por mayor, o internacionaliza su producto, o apuesta por incrementar la calidad de sus productos y dar un trato único. Se reinventan para seguir atrayendo a sus clientes.

Cosas que debes tener en cuenta si te planteas ahora un relevo en tu negocio