viernes. 02.10.2020

DECÁLOGO PARA SALIR DE LA CRISIS

Reducir el IVA del turismo un 50% es clave para la recuperación económica

Reducir el IVA del turismo un 50% es clave para la recuperación económica

Una de las medidas clave de la Federación ATA para recuperar la economía, y en la que coinciden los expertos fiscalistas, es la reducción de impuestos y principalmente en del turismo, uno de los sectores más importantes y de los más afectados por la crisis. ATA extiende sus propuestas a una decena de medidas.

Reducir el IVA del turismo un 50% es clave para la recuperación económica

Reducir hasta un 50% el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) en el sector turístico podría ser la solución para un sector esencial en la economía del país y que más está sufriendo los efectos de la crisis del Covid-19. El turismo supone para España casi el 15% del PIB, por lo que afecta a un sinfín de actividades, de las que dependen miles de empleos y, que, en su mayoría están bajo el paraguas de trabajadores autónomos.

Es por ello que la Asociación Española de Asesores Fiscales (AEDAF), ha solicitado esta medidas y es una de las principales demandas de las diez que ha presentado la Federación de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) al Gobierno para paliar los efectos de la pandemia y lograr la recuperación de los negocios.

“El número de rebrotes y contagios no deja de crecer durante el mes de agosto, y con ellos, las restricciones de la movilidad que afectan directamente al sector del turismo. Se trata de un grito de auxilio entre nuestro colectivo ante este nuevo panorama desalentador que genera desconfianza entre los consumidores”, explicó Lorenzo Amor, presidente de ATA.

Reducción de hasta un 50% del IVA turístico

Los más de 580 focos activos de contagio por Covid-19 en prácticamente todas las Comunidades Autónomas de España ponen contra las cuerdas a los autónomos que desarrollan actividades turísticas. “En las Islas Baleares nos encontramos con un 80% menos de ocupación con respecto al pasado año 2019”, apuntó Manuel Sendino, gerente de la Federación Hotelera de Ibiza y Formentera (FEHIF). “Necesitamos que reduzcan nuestro IVA para poder seguir adelante, aunque sea temporalmente deben platearse una reducción de hasta un 50%”, añadió Sendino.

Y este mismo porcentaje de reducción es, precisamente, el mismo que desde ATA piden al Gobierno. “Exigimos la puesta marcha urgente de medidas como la reducción temporal de IVA hasta el al 50% en hostelería, turismo, cultura, peluquería y gimnasios. Es imprescindible si queremos salvar a nuestros trabajadores autónomos y los empleos que generan”, señaló la Federación.

Por su parte, la Asociación Española de Asesores Fiscales (AEDAF), hace hincapié en que esta medida de disminuir el IVA en el sector turístico, ya ha sido implementada en más de 11 países de la Unión Europea. “No se trata de una reflexión profunda ni de cambios estructurales, se trata de medidas quirúrgicas urgentes que ya se están aplicando en otros países que dependen del turismo menos que España”, defendió David Gómez, coordinador del grupo de expertos de IVA de AEDAF.

Comentario que también destacó el gerente de FEHIF, “en muchos países de la UE ya han bajado el IVA del turismo al ver que autónomos y empresarios del sector necesitaban de esta medida para recuperarse. En España, dónde la mayor parte del flujo económico nos llega por esa vía, esperamos que también lo tengan en cuenta”.

La fiscalidad no debe ser un obstáculo

Asimismo, la AEDAF también incluye entre sus propuestas mejorar la liquidez de las empresas y de los autónomos, dinamizar la economía, y fomentar el acceso a la financiación de nuevos proyectos emprendedores. Los expertos fiscales luchan introducir en el territorio común del Estado algunos incentivos fiscales para no arriesgar los objetivos de consolidación fiscal presupuestaria.

“La recuperación de la economía española no puede basarse en la recaudación inmediata de impuestos, porque de esa forma lo único que lograríamos es hundir más a los autónomos y las empresas”, explicó Stella Raventós, presidente de AEDAF. “La fiscalidad no debe suponer un obstáculo para los trabajadores. Aplicar estas medidas que proponemos permitirá, además, que las empresas creen empleo y, por tanto, aumentará las cotizaciones”, añadió la presidenta.

Por su parte, el coordinador del grupo de expertos de asesores internos, Daniel Gómez-Olano, señaló que “hemos querido hacer propuestas realistas, poco ambiciosas. Nos hemos centrado en medidas muy concretas orientadas a aliviar la situación estresada de liquidez de nuestro tejido productivo y a incentivar la inversión, sin comprometer los ingresos tributarios del Estado a medio plazo”, concluyó.

Precisamente ATA ha incluido en su decálogo otras medidas fiscales necesarias para frenar esta crisis como son prorrogar los aplazamientos de automáticos de impuestos hasta el 1 de abril de 2021; deducciones fiscales para los autónomos en el IRPF y empresas en impuestos de sociedades que hayan mantenido el nivel de empleo en 2020; y prórroga de los límites de módulos hasta 2022 , manteniendo la posibilidad temporal de renuncia a módulos durante 2021.

 Prorrogar las ayudas hasta abril

Además de la necesidad de bajar el IVA de las actividades turísticas y otras medidas fiscales, la Federación de Trabajadores Autónomos ha incluido en su decálogo otras medidas de emergencia que se deben poner en marcha “lo antes posible”, tal y como señaló su presidente, Lorenzo Amor. “Se hace urgente establecer desde ya un plan de emergencia con vistas a un otoño e invierno muy duros”, añadió.

Desde ATA aseguran que el contexto en el que se negociaron medidas como la prórroga de los ERTE hasta el 30 de septiembre y la prestación por cese de actividad ordinario, ha cambiado drásticamente. “Dichas medidas se negociaron en un contexto en el que más del 90% de los autónomos había reiniciado su actividad tras la finalización del Estado de Alarma, y donde se creía que la pandemia nos daría una tregua al menos hasta octubre. Pero no ha sido así”, denunció el presidente de ATA.

Es por ello que piden al Gobierno que prorrogue las ayudas existentes hasta el próximo 1 de abril de 2021, facilite la liquidez e impulse el consumo y la demanda con el fin de amortiguar la caída de la actividad y evitar el cierre de empresas y autónomos y por ende la destrucción de empleo.  

“Si la primera oleada de la pandemia, se ha saldado con un millón de empleos menos, de los cuales 135.000 estaban bajo el paraguas de los autónomos, esta segunda oleada llevará a muchos autónomos al cierre y, a los que son empleadores, a tener que reducir plantilla. De aquí la importancia de estas 10 medidas, que consideramos deben adoptarse y ser tenidas en cuenta de forma inmediata”, concluyó Lorenzo Amor.

Decálogo de propuestas de la Asociación de Trabajadores Autónomos 

  1. Prórroga de los ERTES hasta el 1 de abril de 2021.
  2. Prórroga del Cese de Actividad Ordinario “especial” (compatible con la actividad) hasta el 1 de abril de 2021.
  3. Restablecer la Prestación Extraordinaria por Cese de Actividad para todos los autónomos no beneficiarios de la Ordinaria que se vean afectados por restricciones a su actividad debido a los rebrotes.
  4. Establecer una reducción de la cotización en la cuota de aquellos autónomos con una caída igual o superior al 50% en el tercer trimestre 2020 con respecto al mismo trimestre de 2019 hasta el 1 de abril de 2021.
  5. Extender las líneas ICO de liquidez hasta el 1 de abril de 2021 y prolongar el periodo de carencia hasta 24 meses.
  6. Reducción temporal de IVA hasta el al 50% del tipo en hostelería, turismo, cultura, peluquería y gimnasios.
  7. Prorrogar los aplazamientos de automáticos de impuestos hasta el 1 de abril de 2021.
  8. Deducción Fiscal a los autónomos en el IRPF y empresas en impuestos de sociedades que hayan mantenido el nivel de empleo en 2020.
  9. Prórroga de los límites de módulos hasta 2022 y mantener la posibilidad temporal de renuncia a módulos durante 2021.
  10. Creación de una red de mentores empresarial para la prevención de quiebra y la reorientación de los negocios de autónomos mediante su digitalización y capacitación del autónomo en dicho entorno.

Reducir el IVA del turismo un 50% es clave para la recuperación económica