Imprimir

Lo que debes saber si quieres traspasar tu negocio

Autónomos y Emprendedores | 09 de mayo de 2019

El traspaso de un negocio puede significar el final de una actividad y, muchas veces, el comienzo de otra. Está previsto en el articulo 32 de la ley de arrendamientos y va más allá de una mera cesión del contrato de alquiler. Tanto el autónomo que traspasa como el emprendedor que se hace cargo de ese local deberán tener en cuenta algunos pasos y obligaciones.

Para un autónomo que busca un negocio, un cartel de “se traspasa” significa algo importante. Supone el comienzo de una actividad y el final de otra. Al margen de los sentimientos que van ligados a este proceso, se trata de un trámite que puede ser trascendental para el autónomo que se desprende de su actividad y para el emprendedor que decide lanzarse y coger las riendas de ese negocio. Ambos deben tener en cuenta que, como cualquier otro trámite, el traspaso debe hacerse siguiendo ciertas pautas y contando con la legislación vigente.  

El traspaso de un negocio es la cesión de algo más que un contrato de arrendamiento. Se pueden traspasar ciertos activos tangibles como el mobiliario pero también otros muchos intangibles como la clientela o la propia marca. Por eso, para ambas partes, encontrar un precio justo puede ser una tarea difícil. ¿Cuánto cuesta un cliente? ¿Cuanto cuesta la imagen de un negocio? Todo depende. Se trata de analizar cada elemento por separado y en conjunto para así poder llegar a un acuerdo, a una cifra justa para ambas partes.

Sin embargo, hay algunos elementos fácilmente objetivables. Uno de ellos, esencial para la valoración del traspaso, es el contrato de arrendamiento. El artículo 32 de la ley de Arrendamientos urbanos prevé la cesión del contrato de arrendamiento entre una y otra parte y sin necesidad de contar con el consentimiento previo del propietario del local. Sin embargo, el emprendedor debe tener cuidado porque, tras la cesión, el propietario puede elevar la renta hasta un 20%. La misma ley de arrendamientos también explica las obligaciones fiscales y detalla que este trámite, en un principio, está exento del pago de impuestos como IVA o ITP (Impuesto de Transmisiones Patrimoniales)

No es necesario pagar IVA o ITP en el traspaso de un negocio

El traspaso a un negocio no está sujeto a IVA o ITP con una condición: que se ceda el negocio en su totalidad. En este caso, el autónomo propietario del negocio, y a la vez actual arrendatario del local, deberá emitir una factura sin IVA al emprendedor que tomará las riendas del negocio traspasado.

La exención de pago de estos impuestos tiene una excepción. Si el traspaso del negocio no se produce en su totalidad, habrá que hacer frente a ciertas obligaciones tributarias. Por ejemplo, en el caso de la venta de algunos activos tangibles y si se produce por separado, estarán sujetos a IVA como en cualquier otra operación ordinaria. También estarán sujetos a impuestos el traspaso de un mueble o de un vehículo, en este caso, al ITP.

Los impuestos son tan solo una pequeña parte de lo que deberán tener en cuenta ambas partes antes de poner en marcha el traspaso. Existen ciertos pasos que debe tener en cuenta tanto el arrendatario actual que quiere traspasar su negocio como el emprendedor que quiere hacerse con el.

Pasos para traspasar un negocio

Aunque existen muchos elementos a tener en cuenta para poner en marcha el trámite, el autónomo interesado en traspasar debe tener en cuenta algunos pasos fundamentales para que la gestión sea lo más rápida y justa posible. Desde diversas asesorías como asepyme, se han formulado algunos consejos que pueden ayudar tanto al autónomo que deja su negocio como al emprendedor que coge el traspaso.  

  • Valora cuanto vale tu negocio

A priori puede parecer complicado ponerle precio a un proyecto que, en muchas ocasiones, puede llevar una inversión en tiempo y esfuerzo incalculable. La mala noticia es que no toda la inversión intangible puede ser valorada por el emprendedor que quiera coger el negocio. La buena noticia es que existen herramientas y elementos que pueden ajustar el valor del traspaso, más allá del propio contrato de arrendamiento o los bienes tangibles.

Aunque hay muchos elementos que influirán en el precio, el que más puede ayudar a ajustarlo es la capacidad de generar beneficios. Y es que, en este concepto, que a priori puede parecer abstracto, entran muchos factores que sí son objetivables. La facturación, los clientes con los que cuenta o ha contado el negocio, su ubicación son datos relevantes.

  • Reúne toda la información posible sobre el negocio

Todos los documentos son útiles para darle información y sobre todo confianza al emprendedor interesado. Reunir todos los datos sobre la facturación; los libros de cuentas; cualquier documento que contenga hasta el más mínimo gasto fijo o variable; o las licencias. En definitiva, toda la información que sea posible para darle una idea del potencial que tiene el negocio al emprendedor que pretenda tomar las riendas.

  • Acompaña al emprendedor

Uno de los grandes valores añadidos que puede aportar el arrendatario de un local -y que se hace poco- es ofrecerle algo más que un traspaso al emprendedor interesado. Su experiencia también cuenta y es muy recomendable que también se la ceda. Se puede llegar a un acuerdo sobre el tiempo que estarán juntas ambas partes en el negocio para que la parte interesada en coger el traspaso se empape de todo lo necesario para llevar en condiciones la actividad de la que se hará cargo.

Consejos para coger un traspaso

Si traspasar un negocio es una tarea difícil para la parte que lo cede, aún lo es más para el emprendedor interesado en cogerlo. Para iniciar un negocio traspasado se deben en tener en cuenta varios factores que darán pistas sobre si se trata o no de una buena decisión.

  • Evalúa el potencial del negocio

Como si se tratara de una nueva actividad, el emprendedor debe tener en cuenta elementos imprescindibles como la ubicación del negocio y si ésta cuadra con el enfoque de la actividad. ¿A qué clientes va dirigido el negocio? ¿Con cuantos clientes cuenta ya? Sobre todo, es recomendable evaluar hasta qué punto el negocio que se va a ceder es capaz de generar beneficios futuros. Aunque en muchas ocasiones esto depende de la gestión, hay otros factores relevantes como los recursos tangibles e intangibles de los que dispone para desarrollar la actividad en las mejores condiciones posibles.

  • Recaba toda la información posible

¿Qué gastos tiene el negocio? ¿Cuántos beneficios ha generado? ¿Está libre de deudas? Toda la información es importante. El emprendedor no debe conformarse con la información que le ofrece el arrendatario, debe contrastarla con todas las fuentes posibles. En definitiva, se trata de averiguar si el negocio traspasado coincide con la actividad y objetivos que se pretenden alcanzar y sobre todo, conocer la gran pregunta de todo traspaso ¿Cuál es la verdadera razón por la que se traspasa el negocio?

Si finalmente el emprendedor llega a la conclusión de que el traspaso es una buena opción, deberá acudir al ayuntamiento correspondiente y aportar algunos documentos como su DNI o solicitar el cambio de titularidad de las licencias. Cada comunidad autónoma tiene sus propios requisitos y particularidades, así que lo más recomendable será solicitar la información en el consorcio de su localidad.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/tu-negocio/debes-saber-quieres-traspasar-negocio/20190508155757019522.html


© 2019 Autónomos y Emprendedores

Noticias de interés para autónomos, emprendedores, pymes y profesionales que quieren montar su propio negocio​