jueves. 05.08.2021

CORRE PELIGRO CON LA REFORMA LABORAL

La construcción alerta al Gobierno de que habrá despidos y cierres masivos si elimina el contrato fijo de obra

contrato-fijo-obra-autonomos-gobierno-temporalidad
La Confederación Nacional de la Construcción ha alertado al Gobierno del cierre masivo de negocios y despidos que se producirá si elimina el contrato fijo de obra. Está sobre la mesa de negociación de la reforma laboral.
La construcción alerta al Gobierno de que habrá despidos y cierres masivos si elimina el contrato fijo de obra

La supervivencia de los miles de autónomos y pequeños negocios del sector de la construcción estaría en peligro de llevarse a cabo las propuestas que el Gobierno ha planteado a los agentes sociales de cara a la reforma laboral. Uno de los objetivos del Ejecutivo, es intentar atajar el problema de la temporalidad, algo que lleva años tratando de reducir, ya que nuestro país tiene una alta tasa de contratos temporales. Y uno de los temas que está sobre esta mesa de negociación es, precisamente, eliminar el tipo de contrato más utilizado en el sector de la construcción: el fijo de obra.

La reforma de las condiciones de contratación que pretende el Gobierno ha puesto en el punto de mira el contrato fijo de obra. Un contrato específico del sector, "cuya eliminación traerá consigo cierres masivos de negocios e innumerables despidos cuando se terminen las obras", explicó el presidente de la Confederación Nacional de la Construcción (CNC), Pedro Fernández.

De hecho, la Confederación ya ha alertado al Gobierno de estas "terribles consecuencias", a través de cartas que ha enviado a la vicepresidenta segunda y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, y a la vicepresidenta tercera y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz. En los escritos piden al Ejecutivo que "tengan en cuenta las especificaciones de su actividad y no eliminen el contrato fijo de obra", dijo Fernández. Además, en estas misivas, la patronal ha solicitado a ambas una reunión junto con los interlocutores sindicales del sector y los actores del diálogo social de la construcción, para abordar la "necesidad de mantener este tipo de contrato".

Sin este contrato los negocios del sector "no sobrevivirán"

La Confederación Nacional de la Construcción explicó que los autónomos y las pequeñas y medianas empresas "correrían un grave peligro" si el Gobierno llevase a cabo sus nuevas propuestas en materia laboral. "Estos profesionales no sobrevivirán si cambian los contratos fijos de obra por contratos fijos discontinuos. Si cuando termine una obra tienen que despedir a la plantilla específica que contrataron para realizar un trabajo, presenciaríamos una avalancha de Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) o, directamente, ERE (Expedientes de Regulación de Empleo)", alertó el presidente de la patronal.

Incluso, Fernández vaticinó el cierre de miles de negocios "al no poder hacerse cargo de las indemnizaciones de sus trabajadores. Se sucederían las liquidaciones de empresas y sería el FOGASA la entidad que pasaría a hacerse cargo de todos esos pagos".

Según apuntaron desde la CNC el contrato fijo de obra "proporciona estabilidad a muchos trabajadores". Y justificaron el desempleo en el sector como algo "estructural. Cuando se ve que hay 300.000 desempleados se trata, normalmente, de gente que ha terminado un contrato fijo de obra y está esperando a que le llamen para trabajar en la siguiente, que quizás es dentro de un mes o mes y medio". 

La construcción tiene una "temporalidad innata"

Una de las principales características del sector de la construcción es su temporalidad. Tanto es así, que el presidente de la CNC dijo que se trata de algo "innato en su actividad. Las particularidades de nuestro sector no nos permiten crear contratos indefinidos. Esa modalidad debería obligarse para aquellas actividades periódicas y regulares, pero nosotros no sabemos a ciencia cierta cuándo tendremos que trabajar en una obra y cuándo estaremos parados", explicó Pedro Fernández.

De ahí que su "contrato estrella" sea el de fijo de obra. "Se trata de un tipo de contrato específico para el sector de la construcción. Es decir, que no está regulado en le Estatuto de los Trabajadores, sino que viene del convenio general del sector de la construcción", señaló el presidente de la Confederación Nacional de la Construcción. 

El problema está en que, si bien la patronal defiende que el contrato fijo de obra es un contrato indefinido, "en las estadísticas se considera que el fijo de obra es temporal, y por eso tememos que lo eliminen". Sin embargo, según indicó Fernández, el Gobierno "está estudiando el documento que le hemos enviado, y parece haberse dado cuenta de que el sector de la construcción es especial y atiende a unas especificaciones concretas".

¿En qué consiste el contrato fijo de obra?

El contrato fijo de obra es un modelo de contratación que recoge que el trabajador va a ocupar ese puesto de trabajo el tiempo que dure la obra, no obstante, "durante tres años o hasta que termine la última obra, el autónomo podrá destinar a ese trabajador a realizar otras obras. Siempre dentro de la misma provincia y ocupando el mismo puesto", explicó el presidente de la Confederación Nacional de la Construcción. 

Fernández puso el siguiente ejemplo: "Si yo hago un contrato fijo de obra para un trabajador para realizar una obra en Móstoles y se acaba a los dos meses, con ese mismo contrato puedo darle trabajo en otra obra que tenga en Alcorcón, y cuando se acabe ésta, adjudicarle una en el centro de Madrid. Esto puede hacerlo durante tres años, un periodo amplio de tiempo en el que el trabajador siempre tendrá trabajo. Además, la normativa dice que son esos tres años, o hasta que finalice la última obra en la que esté trabajando, es decir, si a los dos años y medio le paso a una obra del canal de Isabel II, y esa obra dura 15 años, el trabajador estaría durante años en la empresa con ese mismo contrato".

Asimismo, la CNC defendió que "la indemnización del contrato fijo de obra es más alta. Se sitúa en torno al 7%, lo que equivale a unos 24 días de salario", concluyó el presidente de la patronal.

La construcción alerta al Gobierno de que habrá despidos y cierres masivos si elimina el contrato fijo de obra