El emprendimiento, capacitado, es la gran vía de salida para los jóvenes de América Latina

Emprender es una de las actividades que más pueden ayudar a los jóvenes latinoamericanos a alcanzar productividad y equidad. Ésta es una de las conclusiones del informe Perspectivas Económicas de América Latina 2017. Juventud, Competencias y Emprendimiento, presentado este lunes en Madrid.
El emprendimiento, capacitado, es la gran vía de salida para los jóvenes de América Latina

El informe, elaborado por equipos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), CAF -Banco de Desarrollo de América Latina- y de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) de Naciones Unidas, pone de manifiesto un aspecto general positivo, como es la constatación de que el conjunto de los paíse latinoamericanos ha iniciado una lenta recuperación económica respecto a los últimos años. Pero también resalta otro negativo: la dependencia de las economías latinoamericanas de factores externos es tan fuerte que las incertidumbres van a ser la tónica en los próximos ejercicios.

Los responsables del estudio han coincidido en destacar los siguientes aspectos:

  • La volatilidad viene provocada por el entorno del comercio global y el cambio de modelo en China, país al que los países latinoamericanos dirigían sus ventas de materias primas.
  • América Latina es una de las regiones mundiales que cuenta con más población joven -de entre 15 a 29 años- pero sólo 6 de cada 10 personas en esa franja de edad estudian y/o trabajan.
  • De cada 10 latinoamericanos, cuatro están en situación de vulnerabilidad y no pertenecen a una clase media consolidada.
  • Estos países tienen una tasa de emprendimiento alta, pero el llamado emprendimiento de “necesidad”, al que se ven abocados los que no tienen más remedio, lo realiza uno de cada cuatro.
  • En general, el emprendimiento se está desarrollando rápidamente pero ofrece empleabilidad y movilidad social a muy pocos. Más de la mitad de los emprendedores no encuentran trabajadores cualificados.

Capacitación y tecnología

El director para Europa de CAF, Guillermo Fernández de Soto, ha destacado “lo que significan los jóvenes que representan el futuro y el riesgo que supone que los jóvenes que hacen un esfuerzo por educarse, no consigan un empleo de calidad” y ha reclamado “más recursos, competencias y habilidades para afrontar un futuro con enormes transformaciones en la política y en las ciudades”.

En lo que respecta a los emprendedores jóvenes, las palabras capacitación y buena tecnología como necesidades son de las más citadas por los autores del informe. Mario Pezzini, director del Centro de Desarrollo de la OCDE, ha señalado tres elementos que entorpecen la labor de los emprendedores y que no se solucionan, pues ya se citaban en informes anteriores: se hacen las mismas políticas para todos los empresarios, sin distinción de zona geográfica o negocio; las ayudas con subsidios y microcréditos no son suficientes y se necesita ofrecerles más servicios; estos emprendedores tienen demasiada dimensión local.

El economista y director corporativo de CAF, German Ríos, ha destacado que para salir adelante hay que apostar por el capital humano y la buena tecnología, además de entender que la palabra clave es productividad, que es “lo que puede definir, por otra parte, las ayudas al desarrollo”.

La apuesta por el capital humano la ha llamado Ángel Melguizo, economista jefe de la Unidad para América Latina y el Caribe del Centro de Desarrollo de la OCDE, “políticas de capacitación”. Este experto ha hecho un llamamiento a las autoridades de los países de América Latina para que apoyen el emprendimiento juvenil pero, sobre todo, para que “haya un reto de calidad educativa”. Melguizo ha asegurado que se ha producido un retroceso en el rendimiento educativo de los jóvenes, más bajo con las mismas horas lectivas que en países de la OCDE. “Sólo uno de cada cinco alumnos universitarios estudia una carrera técnica” y este ratio, a su juicio, es un hándicap para trabajar hoy en la economía real. La capacitación, junto con la reducción de barreras regulatorias, son básicas para que los jóvenes emprendedores desarrollen sus actividades, según Ángel Melguizo.

Conclusiones

En el debate que ha cerrado la presentación del informe, los intervinientes han concluido lo siguiente:

  • Los jóvenes que se esfuerzan deben encontrar un empleo de calidad como elemento básico para mejorar la productividad, incrementar el crecimiento económico y poder luchar contra la pobreza y la nequidad”. Guillermo Fernández de Soto.
  • Han mejorado las expectativas pero no las oportunidades de todos los jóvenes para emprender en América Latina, ya que se sigue dependiendo mucho para el éxito de la renta de los padres”. Mario Pezzini.
  • América Latina tiene las condiciones objetivas para enfrentarse a la 4ª revolución industrial, la tecnológica y digital pero hay que instituir un modelo educativo, así como un pacto entre las empresas y el mundo universitario, en el que intervenga el sector público, para desarrollar las habilidades que luego hay que tener en el mundo laboral”. Trinidad Jiménez, directora de Estrategia Global de Asuntos Públicos de Telefónica S.A.
  • “Para que la cooperación sea un éxito hay que ajustarse a la población con la que se trabaja. En estos países se parte de niveles bajos, por eso funcionan tan bien las escuelas taller, donde los jóvenes con menos recursos aprenden oficios y capacitación para ser emprendedores”. Luis Tejada, director de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID).
  • La OCDE puede ser un catalizador de reformas estructurales claves en América Latina, como la educativa, y para liberar el potencial y favorecer la capacidad de emprendimiento de aquellos jóvenes que realmente valen para ello”. Juan Ruiz, economista jefe para América del Sur del BBVA Research.
  • “Es muy importante que no se pongan obstáculos oficiales a las herramientas informáticas, como las startups de alto rendimiento, que facilitan el acceso de todos a lo que antes era caro y complejo”. Juan José Güemes, presidente del Centro de Emprendimiento e Innovación del Instituto de Empresa.

El emprendimiento, capacitado, es la gran vía de salida para los jóvenes de América Latina
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad