martes. 25.02.2020

LA MEDIDA SE DEBATIRÁ EN EL PLENO DE LA ASAMBLEA DE MADRID

Los hosteleros se niegan a ofrecer agua gratis en sus establecimientos

Los hosteleros se niegan a ofrecer agua gratis en sus establecimientos
La Asamblea de Madrid debatirá en el próximo pleno la obligación de los autónomos del sector hostelero de ofrecer agua gratis a los viandantes que la requieran. Desde la Asociación de hosteleros madrileños consideran que esta medida alteraría el funcionamiento de estos negocios.
Los hosteleros se niegan a ofrecer agua gratis en sus establecimientos

La OCU (Organización de Consumidores y Usuarios) y Más Madrid han puesto sobre la mesa la posibilidad de que los hosteleros ofrezcan agua gratis en sus establecimientos de la capital. Ambas organizaciones proponen que todos los bares de la Comunidad de Madrid dispongan de jarras de agua del grifo para quienes la demanden. Una medida que también sería extensible a todos los edificios públicos de la región, incluyendo colegios y hospitales. Alodia Pérez Muñoz, portavoz del partido en la Asamblea de Madrid, aseguró que "tenemos una de las mejores aguas de todo el país y hay que ponerla en valor"; a la par que añadió que se conseguiría reducir el uso de envases y plásticos

Esta medida se ha llevado a la Asamblea en forma de Proposición No de Ley. Una iniciativa que desde la Asociación Hostelería Madrid no ven con buenos ojos: "consideramos que este servicio se viene prestando por cortesía, según el criterio de cada establecimiento, a los clientes de los propios locales, pero no es viable que puede darse ese servicio, en cualquier momento y circunstancia, a cualquier persona que pase por la calle", señalaron. La Asociación alegó que este servicio genera ciertos para el negocio: "el coste del servicio del camarero que sirve el agua, el del Canal de Isabel II, el detergente para la limpieza de los vasos, la energía de los lavavajillas, el coste de reposición de los lavavajillas, el uso de las instalaciones y el análisis periódico del laboratorio de agua del establecimiento". Juan José Blardony, Director General de Hostelería Madrid, incidió en que el servicio de agua no es gratuito para los establecimientos de hostelería.

La proposición se debatirá en el próximo pleno

El grupo político ya manifestó en reiteradas ocasiones su deseo de llevar esta iniciativa a la Asamblea, una medida que, desde 2016, ya está incluida en otras regiones como Castilla y León, donde en principio prohíben a los establecimientos hosteleros cobrar por el consumo de agua del grifo. La mesa de la Asamblea ya ha dado luz verde a debatir esta proposición en pleno. Sin embargo, desde la Asociación de hosteleros de la Capital creen que tanto los negocios más céntricos de la ciudad como los situados en las zonas más turísticas "verían alterado su funcionamiento por la afluencia de viandantes que acudirían a beber, interrumpiendo el servicio de comidas o de barra en cualquier momento y circunstancia".

"De la misma forma que el Ayuntamiento instala baños públicos en las calles, previo pago para su uso, es su responsabilidad ofrecer agua potable de consumo a los viandantes, ya sea mediante la instalación de fuentes públicas o de máquinas expendedoras gratuitas en las calles", reivindicaron desde Hostelería Madrid. No obstante, esta medida propuesta por la entidad se encuentra con una barrera; y es que el anterior ejecutivo del Ayuntamiento, Ahora Madrid, paralizó el pasado marzo la instalación de 1.996 fuentes de uso público hasta 2021; por lo que habría que esperar a un paso al frente del actual Alcalde, José Luís Martínez-Almeida.

"Sí este servicio es una demanda ciudadana, las administraciones públicas deben asumir su responsabilidad y ofrecerlo con los medios públicos que disponen o puedan crear. No puede responsabilizar de ello al sector privado, que ya están contribuyendo a este objetivo de manera voluntaria, y que cumple con su responsabilidad en la contribución de impuestos, el mantenimiento de puestos de trabajo y la corresponsabilidad social", concluyeron desde la Asociación de hosteleros.

Los hosteleros se niegan a ofrecer agua gratis en sus establecimientos