Sábado. 22.09.2018

PIERDEN LA PRIMERA POSIBILIDAD DE ADJUDICACIÓN

Los quiosqueros no se rinden y seguirán luchando por vender abonos-transporte

Los quiosqueros no se rinden y seguirán luchando por vender abonos-transporte

Los quiosqueros de Madrid quieren vender tarjetas de transporte, pero la empresa que iba a propiciar la venta, Disashop, acaba de perder la adjudicación. Ahora, la Agrupación Nacional de Vendedores de Publicaciones (ANVP) está a la espera de que la siguiente empresa en la lista -hay cinco- cumpla con los requisitos del Consorcio Regional de Transporte y permita a estos autónomos diversificar su pequeño negocio.

Los quiosqueros no se rinden y seguirán luchando por vender abonos-transporte

La venta de tarjetas de transporte es la nueva línea de negocio que los quiosqueros madrileños están esperando añadir a su oferta. Es una nueva forma de diversificar su actividad para hacer frente a la caída de las ventas de las publicaciones en papel. Para ello, necesitan que el Consorcio Regional de Transportes de Madrid escoja a una de las cinco empresas de la lista capaz de proporcionar la venta y recargo de abonos y que ésta cuente con los vendedores de presa como nuevos puntos de venta. De momento, el Consorcio ya ha rechazado a la primera empresa de la lista.

“Al revisar toda la documentación de Disashop, los técnicos han rechazado su candidatura porque no cumple con los requisitos que había prometido. Ahora, se pasa el encargo a CSQ (Comercio Servicios y Quinielas), que también hace recargos, para ver si su propuesta es válida y cumple lo que ha dicho” explicó Rafael Artacho, presidente de la Agrupación Nacional de Vendedores de Publicaciones (ANVP).

Según Artacho, el Consorcio Regional de Transportes de Madrid -encargado de gestionar el transporte urbano público en la comunidad autónoma- abrió el pasado 2 de marzo una convocatoria para establecer nuevos puntos de venta y recarga de las tarjetas de transporte. “A esta convocatoria se presentaron cinco empresas que elaboraron un informe y éstas fueron calificadas con un porcentaje en función del proyecto presentado. La empresa mejor calificada fue Disashop. Una vez escogida la empresa, se le pidió que entregase otro informe para comprobar que todo lo prometido en el primer documento era posible” explicó el presidente de la ANVP.

Éste último informe es el que acaba de ser rechazado por los servicios técnicos, porque no cumple, entre otros aspectos, con los preacuerdos de puntos de venta prometido en el primer proyecto, tal y como refleja el Acta del pasado 29 de junio.

Ahora, los vendedores autónomos de prensa de Madrid viven, en palabras de Artacho, una “situación extraña. Estamos en ese plazo de espera para ver si CSQ cumple con lo que prometió en su primer informe. Nosotros tenemos un acuerdo con ellos para, que en el caso de que salgan seleccionados, cuenten con nosotros en el tema de las recargas de los abonos transporte”.

¿Qué pasa si CSQ no cumple?

El Consorcio de Transporte de Madrid anunció en el acta del 8 de mayo cuáles eran las empresas seleccionadas para la adjudicación de los nuevos puntos de venta y recargas de las tarjetas de transporte, y su puntuación:

  1. Disashop con un 87,44%
  2. CSQ con un 79,55%
  3. Gelesa/Distimedio con un 74,19
  4. Logista con un 67,75%
  5. Preapy/Deimo con un 66,08

De estos cinco, Agrupación Nacional de Vendedores de Publicaciones tiene, tal y como aclaró su presidente, acuerdo con las tres primeras para que utilicen los quioscos de prensa madrileños. En este sentido, el temor de los vendedores de prensa autónomos es “que al final sea Logista la seleccionada, porque tienen un acuerdo con los estanqueros y contarán con ellos para establecer esos puntos de recargo”.

Asimismo, y tal y como advirtió Artacho, conforme se vaya bajando en la lista, menos puntuación tendrá la empresa, lo que irá en detrimento del consumidor, ya que, a menor puntuación, menores puntos de venta “que es lo que más le conviene al usuario, que haya más lugares dónde poder recargar el abono, en el quiosco, en el estanco…en aquellos lugares más cerca de su casa".

Uno de los criterios de puntuación del Consorcio era, según Artacho, el número de puntos de venta: “Disashop presentó 3.000 y por eso fue seleccionada, mientras que Logista presentó unos 700. Lo que ha pasado es que, al final, no ha podido conseguir el preacuerdo de los 3.000 prometidos”

En cualquier caso, los quiosqueros autónomos quieren vender y ser punto de recarga de las tarjetas de transporte para “cualquier empresa seleccionada puede contar con nosotros. Lo que queremos es que ese servicio se pueda ofrecer en los quioscos de prensa de la comunidad de Madrid y la empresa que lo permita, la apoyaremos, incluso Logista” aseveró Artacho.

Los quiosqueros no se rinden y seguirán luchando por vender abonos-transporte