miércoles. 03.06.2020

HABLAN LOS GALARDONADOS

¿Cuál es la utilidad real de ganar un concurso de emprendimiento?

¿Cuál es la utilidad real de ganar un concurso de emprendimiento?

Empresas privadas, entidades bancarias e, incluso, instituciones públicas organizan concursos para emprendedores. Sus ganadores, suelen recibir un premio en metálico y/o otros incentivos. Pero, ¿sirven de algo estas convocatorias? Los ganadores nos dan su opinión.

¿Cuál es la utilidad real de ganar un concurso de emprendimiento?

En España se llegan a celebrar a lo largo de un año casi un centenar de concursos para emprendedores. Las entidades, bien sean empresas privadas o instituciones públicas, lanzan estas convocatorias con el fin captar el talento emprendedor y descubrir nuevos productos o la posibilidad de encontrar renovadas ideas de negocio. A los concursos acuden emprendedores noveles con ansias de que alguien se interese por su idea y muchas veces se preguntan si de verdad el procedimiento y el premio les va a servir para lanzar su proyecto.

Los concursos, en su mayoría, suelen estar orientados hacia un sector o nicho determinado en los que la entidad que lo organiza también está interesada para aumentar su potencial de ventas. Los ganadores de las convocatorias son recompensados con un premio en metálico y/o con la entrada en un proceso de aceleración en el que la compañía o entidad organizadora les ayudará a consolidar el proyecto. Este diario digital se ha puesto en contacto con diferentes emprendedores que, en algún momento, han decidido presentarse a uno de estos concursos y que, incluso, han acabo ganando, para conocer su experiencia y ver si estos concursos son lo que prometen.

Uno de los principales aspectos que señalan estos emprendedores es la importancia en escoger el concurso adecuado. Aseguran que la participación es un proceso que requiere una importante preparación porque “los emprendedores no nos podemos permitir el lujo de perder el tiempo”. También aconsejan no perder de vista el objetivo final que persiguen, pues aunque reconocen que ganar sienta bien: “es como una palmadita en la espalda”. Si éste no te lleva hasta el objetivo que persigues, que es poner en marcha el proyecto y conseguir clientes, no sirve para nada.

La importancia de ‘darse a conocer’

Hace dos meses, la plataforma Streamloots se hizo conocida por haber sido la ganadora del concurso Souht Summit 2019. “Ganamos el premio a la mejor startup, también en la categoría de innovación” recuerdó Alberto Martínez, CEO de compañía tecnológica. Para él, lo más importante de ganar la convocatoria “fue conseguir visibilidad. La plataforma tuvo muy buen recibimiento en la prensa y eso nos permitió darnos a conocer. Algo que era muy importante para nosotros, porque tenemos un modelo de negocio y trabajamos en un sector que no es nada convencional, ni tradicional en España” explicó Martínez.

Streamloots es una plataforma que permite poner en contacto a los jugadores de videojuegos, con las personas que ven las partidas en directo. Martínez reconoció que ganar el concurso no sólo les ha abierto puertas, si no que también les ha dado reconocimiento y valor en el mercado, haciendo que personas hayan dejado su puesto de trabajo en otras compañías o el lugar dónde vivían para trabajar con ellos. “Para que te hagas una idea, somos 24 personas en la startup y sólo cinco somos de Valencia -dónde tienen la sede-” dijo el emprendedor.

El CEO y responsable de la startup ganadora aconseja a los emprendedores participar en concursos, “pero no basar nunca el éxito de la compañía en la obtención de este tipo de premios. Estos galardones son concedidos por una serie de cosas muy concretas y además son otorgados por un jurado que no conoce tu mercado Es más efectivo -para conseguir el éxito- dedicar tus esfuerzos y recursos a pensar en tu cliente”.

La startup Feltwood se presentó a los premios Emprendedor XXI, que organiza CaixaBank, para conseguir visibilidad y dar a conocer su modelo de negocio. Esta compañía ha desarrollado un proceso que permite transformar residuos vegetales/agrícolas en un material industrial ecológico que tiene múltiples aplicaciones con características similares al plástico o la madera. Su innovación les hizo ganar en este año el galardón en la categoría Estatal Impact Tech 2019. Su responsable de desarrollo de negocio, Óscar Longares, recuerda que “nos presentamos hace un año a Emprendedor XXI porque nos parecía una opción muy interesante para darnos a conocer”

A Longares no sólo le llamó la atención de la convocatoria el premio de 25.000 euros que ofrecía la entidad sino también “la formación y toda la cobertura mediática, que ha permitido que grandes empresas nos conozcan y se hayan interesado por nosotros”. Aconsejó mirar bien todos los concursos y enfocar los esfuerzos sólo en uno, “porque se tarda bastante tiempo en hacer bien una solicitud y los emprendedores no nos podemos permitir el lujo de perder el tiempo. Por eso, si decides presentarte hay que hacerlo bien”. Eso sí, una vez que la solicitud está enviada y la startup dentro del proceso, “lo importante no es sólo ganar, es disfrutar del recorrido, de hacer networking y de conocer a otras personas. Es una experiencia”.

Sacar provecho de todas las oportunidades

Los concursos de emprendedores son para Laura Lozano, emprendedora y fundadora de Chargy, una startup que ha convertido en negocio el simple hecho de cargar el teléfono, una oportunidad muy buena para darse a conocer “sobre todo al principio. Cuando necesitas acceder a financiación y necesitas que te conozcan”.

Lozano considera que participar y ganar un concurso “abre puertas, sobre todo cuando no te conoce nadie y te dedicas al B2B -servicios para empresas”. Esta emprendedora anima a otros emprendedores a sacar provecho de todas las oportunidades que se les presenten. Cuando ganó el Premio Yuzz 2016, que organiza el Banco Santander, “un alto directivo se reunió con nosotros para conocer el feedback del concurso y del proceso. Yo se lo dí, pero también me presenté con mi powert point  y con toda la educación y humildad le vendí mi proyecto. Le vendí Chargy al Banco Santander”. 

También, advirtió Lozano, es importante “no perder el foco del objetivo que se quiere perseguir”. Los concursos y ganar son importantes para la visibilidad de la empresa, pero si el objetivo que tiene el emprendedor es potenciar la parte comercial, por ejemplo, los esfuerzos deben ir dirigidos a esa parte.

Adrián Miranda piensa lo mismo que Lozano: "que el concurso no te puede desenfocar de lo que estás haciendo". Su plataforma Multihelpers, que pone en contacto a autónomos ‘manitas’ con clientes, fue finalista de los premios Navarra Impulso Emprendedor. Miranda dijo que ganar es “como llevarte un chute, tanto para ti, como para el equipo". Pero reconoció que “no es algo que te cambia la vida”.

¿Cuál es la utilidad real de ganar un concurso de emprendimiento?