Imprimir

La historia de emprendimiento que hay detrás de las uñas de la cantante Rosalía

Alejandra Used | 14 de marzo de 2020

Rosalía luce manicura de Nailtex Studio. Imagen de Instagram @guitonails
Rosalía luce manicura de Nailtex Studio. Imagen de Instagram @guitonails

Verónica Marcalla abrió su salón de manicura, Nailtex Studio, junto a su socia Maya hace tan solo seis meses y ya han trabajado con cantantes y actrices actuales de la talla de Rosalía, La Zowi, Úrsula Corberó o Esther Expósito. Ésta es su historia.

Según dicen los expertos, Rosalía ha destacado en el mundo de la música gracias a su talento natural y porte de superestrella. Sin embargo, no sólo ha sido su música la que ha conquistado el panorama nacional, sino también su estilo, a la hora de vestir, maquillarse e incluso comportarse. No cabe duda de que, para bien o para mal, ha revolucionado el universo de la moda. De hecho, una de sus características más reconocibles está en sus manos decoradas.

Las manicuras de la cantante catalana han dado mucho de que hablar: diseños en acrílico, largura XXL y decoraciones de lo más llamativas.. Pero, ¿quién es la encargada de esa manicura? Su nombre es Verónica Marcalla, tiene 26 años y la gente la conoce por el nombre de su perfil de Instagram: @guitonails. “Muchas veces, las clientas llegan y me llaman como en mi perfil, aunque mi nombre real es Verónica”, explicó entre risas. “Guito es un diminutivo de mi nombre, como me llamaban de pequeña”, aclaró la emprendedora.

“Me gustaba hacer uñas desde que siempre. Hice un curso de acrílico, pero realmente aprendí a hacer los diseños sola. Empecé practicando en casa con 15 años, pero aprendí a hacerlas bien hace tres. No se me pasaba por la cabeza vivir de ello”, reconoció Marcalla. Sin embargo, su éxito es más que palpable: ya cuenta con su propio centro y ha abierto un salón de uñas en el que ha trabajado con cantantes internacionales de la talla de Becky G o Karol G y con la actriz de la serie de Netflix 'Élite', Esther Expósito.

¿Cómo empezó todo?

“Empecé trabajando en un centro haciendo manicuras básicas y semipermanentes. Cuando venía una clienta y quería un acrílico yo me arriesgaba, aunque no lo sabía hacer muy bien, lo hacía por practicar. De la práctica empecé a coger más maña y todo vino solo. Después, cambié a otro centro dónde, a veces, pedían decoraciones y yo las hacía” aclaró. Ahí conoció a su compañera y actual socia Maya, con la que lleva trabajando mano a mano más de dos años.

Así, el 17 de septiembre de 2019 decidieron lanzarse a la aventura de emprender y abrir su propio salón. “Estábamos trabajando en una empresa, pero decidieron prescindir de nuestro servicio. Sabíamos que no queríamos trabajar para otra persona y también teníamos claro que no queríamos trabajar desde casa, así que decimos abrir nuestro propio centro”, comentó Marcalla.

Para las emprendedoras, lo más especial son las clientas. Su historia con Rosalía empezó antes incluso de poner en marcha su negocio: “la conoció mi socia mientras trabajaba en el otro centro y le había hecho un par de veces la manicura. Cuando dejamos de trabajar - hemos estado paradas unos meses antes de montar el negocio -, me escribió Rosalia y fui a hacerle las uñas”, explicó.

WhatsApp Image 2020-03-12 at 18.30.19

La cantate Rosalía luce una manicura creada por Verónica Marcalla. Imagen de Instagram @guitonails

Según contó la emprendedora, cuando la cantante catalana le pidió que le hiciera las uñas le pasó una  fotografía de lo que quería. "Yo no tenía lo que ella buscaba, las cosas que utilizamos en el diseño no son de uñas, eran pendientes y los pegamos” reconoció.  Pero, tampoco rechazaron la oferta. Crearon uno de las famosas creaciones de fantasía que se pueden ver desde la última fila en los conciertos que da la famosa creadora del hit  'Malamente'. De hecho, según reconocieron, "de eso se trata". De que la estética sea impactante y se vea todo lo posible.

Las mayores trabas: el dinero, las licencias y la contratación de personal

Sin embargo, no todo ha sido éxito y facilidades en el camino de estas emprendedoras. Confesaron que la mayor traba para  llegar hasta donde están ha sido el dinero. Concretamente, tuvieron que invertir 20.000 euros. “Hemos tenido que hacer mucha inversión inicial y seguimos en ello”. Pero se arriesgaron pensando en positivo, en que todo fuera bien desde el primer mes, "porque si había perdidas, no teníamos cómo vivir y seguir adelante. Nos arriesgamos, pero desde el primer mes nos ha ido muy bien", aseguraron.

En cuanto a las licencias para abrir el local, tampoco fue nada fácil conseguirlas. “Lo hicimos todo con un gestor porque era muy complicado y no teníamos ni idea. Además, hay palabras muy técnicas que no entendíamos”, apuntó.

WhatsApp Image 2020-03-13 at 20.59.29

Verónica y Maya, Fundadoras de Nailtex Studio

En un día pueden llegar a hacer tres o cuatro manicuras, cada una de las socias de Nailstex Studio. En cuanto al precio, tienen un mínimo de acrílico que son 55 euros en adelante, dependiendo de la decoración. Sus diseños llevan unas dos horas y media de trabajo cada uno, aunque hay algunos que les puede llevar cinco horas. Por ello, trabajan siempre con cita previa y con una señal para la reserva. Aunque sus ingresos no vienen sólo de la manicura, también hacen cursos de formación.

Aunque, “de momento estamos sólo nosotras dos, no nos podemos permitir contratar a nadie. Ya nos lo hemos planteado pero aún no podemos pagarlo”,explicaron. Aunque, en un futuro, sí que les gustaría ampliar la plantilla. “En unos años me veo trabajando, me encanta hacer uñas, pero me gustaría tener más gente y más centros”, concluyó la emprendedora.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/tu-historia/historia-emprendimiento-detras-cantante-rosalia/20200312182418021811.html


© 2020 Autónomos y Emprendedores

Noticias de interés para autónomos, emprendedores, pymes y profesionales que quieren montar su propio negocio​