viernes. 19.07.2019

El taxi clama en toda España contra Uber y Cabify

Una jornada más de protesta para los taxistas, tal vez la más importante de las que están llevando a cabo este año. Miles de conductores venidos de toda España se han manifestado este martes en Madrid para exigir al Gobierno medidas que favorezcan la movilidad urbana pero sin desregular el sector del taxi ni hacer que pierda su condición de servicio público.
El taxi clama en toda España contra Uber y Cabify

La manifestación ha transcurrido entre la glorieta de Atocha y la plaza de Neptuno. Esta marcha ha sido el acto central de las protestas, pero ha estado acompañada de una huelga de taxis de 24 horas en Barcelona y de 12 horas en Madrid, además de paros en las grandes ciudades españolas. El colofón ha sido la entrega a los grupos parlamentarios de PP y Unidos Podemos (con el PSOE se van a reunir más tarde) en el Congreso de los Diputados de un manifiesto por parte de los representantes de las asociaciones convocantes, en el que detallan sus peticiones.

La principal es que se siga respetando el ratio de una licencia de VTC por cada 30 licencias de taxi, acuerdo que se acordó en 2015 y que el sector cree que no se cumple. En la tarde del lunes 29, el Ministerio de Fomento emitió un comunicado en el que “garantiza que se mantendrá el actual régimen jurídico de las autorizaciones de arrendamiento de VTC”, aunque los taxistas se han mostrado escépticos y han reclamado que se cumpla de verdad.

La marcha ha discurrido con normalidad desde su inicio, si bien ha destacado por ser muy ruidosa. Petardos y bocinas, además de gritos contra Uber y Cabify, han sido la tónica. Sólo al comienzo ha habido un pequeño enfrentamiento con la Policía por parte de un reducido grupo de taxistas y al final, otro grupo que ha tomado la cabeza en la embocadura de la Carrera de San Jerónimo -cortada completamente, dado que en el interior del Congreso se está desarrollando el Pleno del debate de Presupuestos Generales del Estado- ha terminado lanzando latas y huevos a los agentes antidisturbios desplegados. La Policía ha detenido a cuatro personas, a la primera de ellas por los incidentes del comienzo, en Atocha, y a otras tres por actos violentos al terminar la manifestación.

Modelo público

En el acto de este martes ha participado el presidente de la Federación de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor, quien ha declarado que esta organización “debe estar con los autónomos del taxi en su defensa de un modelo público y sostenible”.

Por su parte, Miguel Ángel Leal, presidente de la asociación mayoritaria en el sector Fedetaxi, cree que “cambiar el actual modelo público de movilidad urbana desregulando taxis y VTC en favor de multinacionales que practican elusión fiscal y precarización laboral, sin prever ningún tipo de medidas de transición, reordenación y sostenibilidad, como se hizo con otros mercados, es irresponsable y supone una expropiación injusta a miles de ciudadanos que nuestra sociedad no debe consentir”.

Julio Sanz, presidente de la Confederación de Taxistas Autónomos de España, otra de las asociaciones convocantes, ha advertido que los actos de protesta de hoy no van a ser los últimos “si no se garantiza que las 100.000 familias que viven del taxi van a salir de la situación crítica en la que están” y ha anunciado más movilizaciones para el próximo mes de julio.

El taxi clama en toda España contra Uber y Cabify