Entrará en vigor el próximo 1 de enero

¿Qué tienen que hacer los autónomos para gestionar el nuevo impuesto sobre los envases de plástico?

A falta de poco más de un mes para que entre en vigor el nuevo impuesto a los envases de plásticos, los autónomos no tienen claro qué impacto tendrá en sus cuentas ni como gestionar esta nueva tasa, mientras los profesionales se quejan de la falta de información.

¿Qué coste tendrá para los autónomos el nuevo impuesto sobre los envases de plástico no reciclable?
¿Qué coste tendrá para los autónomos el nuevo impuesto sobre los envases de plástico no reciclable?
¿Qué tienen que hacer los autónomos para gestionar el nuevo impuesto sobre los envases de plástico?

El 1 de enero de 2023 entrará en vigor el nuevo impuesto especial sobre los envases de plástico no reutilizables. Se trata de una medida que ha levantado la polémica en los últimos meses, debido a que afectará a miles de autónomos y pymes, muchos de los cuales no terminan de comprender los complejos e inciertos mecanismos para su declaración y el control por parte de Hacienda.

Se trata de un impuesto que afectará, de forma progresiva, a todos los países miembros de la Unión Europea, aunque España será la primera en aplicarlo tras la rectificación del gobierno italiano, que iba a actuar en la misma dirección, pero aceptó las reclamaciones de la industria. Reino Unido, por su parte, también ha anunciado la entrada en vigor de un tributo similar -aunque menos restrictivo- a partir del próximo 1 de enero.

Además, el nuevo impuesto no sólo afectará a los autónomos y pymes, sino que podría llegar a tener un impacto considerable en el mercado. “Teniendo en cuenta el contexto económico en el que nos encontramos, este nuevo escenario supone un mayor coste para los pequeños y medianos negocios, el cual se verá reflejado en el precio final al consumidor afectando así, al estado económico general y a la cifra de IPC del próximo año”, explicaron desde la consultora Stratetsys hace unas semanas.

¿Cómo deben actuar los autónomos ante el impuesto a los envases de plástico?

En el caso de los autónomos y empresas que sean adquirientes de envases de plástico -la mayoría de negocios afectados-, deberán registrar todas sus compras y reflejarlas en un libro de existencias, que deberá remitirse con periodicidad mensual a la Agencia Tributaria. Además, es responsabilidad del autónomo el cálculo del peso de plástico a declarar, así como la autoliquidación del impuesto, que asciende a 0,45 euros por kilogramo, de forma trimestral. Como excepción, Hacienda permitirá retrasar la presentación del registro hasta el mes de junio, cuando autónomos y empresas deberán comunicar todas sus compras de este tipo desde el 1 de enero.

Para calcular el impacto económico del impuesto sobre los autónomos, basta por multiplicar los kilos de plástico adquiridos por 45 céntimos. Por ejemplo, en el supuesto de un autónomo que utilice este tipo de envases para entregar sus pedidos a domicilio, se debería hacer el cálculo en función del plástico que contenga cada uno. Tomando como referencia que un pack de 500 envases no reutilizables pesa 14,5 kilos de plástico -según las referencias encontradas en comercios mayoristas-, el resultado sería:

  • En el caso de que en sus pedidos utilice 500 envases mensuales, el autónomo deberá multiplicar por 0,45 los 14,5 kilos de peso de los mismos. Así, debería pagar 6,52 euros al mes en concepto del nuevo impuesto.
  • Esta cifra aumenta de manera progresiva en función de la cantidad. En el mismo caso, pero tomando como referencia un volumen de 10.000 envases en el mes (290 kilos de plástico), por ejemplo, el autónomo debería declarar 130,50 euros a Hacienda durante dicho periodo. O, lo que es lo mismo, 1.566 euros anuales.

La entrada en vigor del Impuesto al Plástico el próximo 1 de enero afectará de distinta forma a los autónomos y pymes, dependiendo del sector al que se dediquen. Así, su impacto no será el mismo en el caso de una empresa dedicada a la producción de bebidas que en el de un pequeño comercio o negocio de hostelería. En el primer caso, desde la Federación Española de Industria de Alimentación y Bebidas (FIAB), cifraron el impacto en las compañías del sector de unos 690 millones de euros anuales.

En la misma línea, desde Cecot, la patronal multisectorial catalana, expresaron a este diario que, más allá de tener claro un incremento de precios y la consecuente repercusión sobre el precio final a consumidores, las empresas del comercio temen que el impuesto agrave la inflación. "Estamos hablando, por ejemplo, del impacto que pueden tener para un producto que se puede considerar básico, como un yogur, en el que más del 65% del precio se corresponde con el envase", explicaron.

No obstante, el impacto del impuesto en los negocios de los autónomos dedicados al comercio o a la hostelería, la situación es diferente. La cantidad de envases de plástico que utilizan en su actividad no llega a pesar cinco kilos al mes en muchos casos, ya que sólo utilizan bolsas de plástico, algo que les permitiría no tributar. Eso sí, los trabajadores por cuenta propia deberán hacer muy bien el cálculo, ya que las sanciones contempladas incluyen una multa del 50% del importe de las cuotas que no se hayan ingresado, con un importe mínimo de 1.000 euros.

¿En qué consiste el nuevo Impuesto al Plástico?

En primer lugar, el Boletín Oficial del Estado refleja que los productos sujetos al impuesto, y por los que autónomos y empresas deberán a abonar a Hacienda una tasa de 0,45 euros por kilo al mes (con un mínimo de cinco), son:

  • Los envases no reutilizables que contengan plástico.
  • Los productos plásticos semielaborados destinados a la obtención de los envases recogidos en el punto anterior.
  • Los productos que contengan plástico destinados a permitir el cierre, la comercialización o la presentación de envases no reutilizables.

Desde la Asociación Española de Asesores Fiscales (AEDAF) criticaron duramente el reglamento y advirtieron sobre su impacto en los autónomos y empresas, muchos de los cuales “no han podido adaptar sus sistemas para procesar este tipo de información a tiempo, no tienen capacidad de exigir esta información a sus proveedores ni de certificar el origen del plástico” que adquieren, valoraron.

Para los asesores fiscales, el límite cinco kilogramos mensuales es una cifra insuficiente. En este sentido, recordaron que Reino Unido estableció un límite de diez toneladas al año para quedar exento del impuesto. Asimismo, consideraron que la legislación presenta serias carencias, como la imposición de un sistema de estimación directa del impuesto. “Esta obligación resulta imposible de gestionar para los que no son fabricantes de envases de plástico”, afirmaron.

¿Qué tienen que hacer los autónomos para gestionar el nuevo impuesto sobre los envases de plástico?
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad