jueves. 12.12.2019

SIN NECESIDAD DE USAR TARJETAS, MÓVIL O EFECTIVO

Ir de compras y llevártelo por la cara. El pin en esta tienda es tu foto.

Ir de compras y llevártelo por la cara. El pin en esta tienda es tu foto.

CaixaBank, Nestlé Market y el Payment Innovation Hub ponen en marcha el primer sistema de pago con reconocimiento facial en un comercio en España. Se trata de una solución que hace posible pagar las compras sin necesidad de usar tarjetas, móvil o efectivo.

Ir de compras y llevártelo por la cara. El pin en esta tienda es tu foto.

La tecnología de reconocimiento facial mejora la experiencia del cliente, al hacer más ágil el momento del pago en la caja, a la vez que se incrementa la seguridad de los pagos. Así, CaixaBank, Nestlé Market y el Payment Innovation Hub han puesto en marcha la primera solución de pago con reconocimiento facial en una tienda en España. Se trata de un sistema que permite pagar compras únicamente mediante el reconocimiento de la cara del cliente, sin necesidad de usar un medio de pago físico, sea este una tarjeta bancaria, un móvil o dinero en efectivo.

La iniciativa, que se ha estrenado como experiencia piloto en la tienda Nestlé Market de Esplugues de Llobregat, en Barcelona, estará en funcionamiento durante los próximos tres meses, con el objetivo de analizar cómo la nueva tecnología se adapta a las necesidades del comercio minorista, especialmente en periodos de alta demanda, como la campaña navideña. El sistema puede ser utilizado por cualquier cliente que quiera hacerlo, sea cual sea la entidad financiera de su tarjeta o su modelo de móvil: solo es necesario descargar la app Face To Pay Nestlé Market.

Para usar la solución, el usuario solo tendrá que descargar, antes de efectuar la primera compra, la aplicación Face to Pay Nestlé Market, disponible tanto para Android en Google Play como para iPhone en App Store, y registrar en ella sus datos personales, su tarjeta y la imagen de su cara. Una vez finalizado el proceso de alta, el cliente podrá pagar su compra en el Nestlé Market, donde se ha habilitado una caja rápida exclusiva dotada de una tablet con cámara y conexión a Internet. En el momento de efectuar el pago, el cliente tiene que hacerse un selfie con la tablet de caja. El sistema compara esa imagen con el patrón biométrico almacenado en la base de datos general a partir de la fotografía registrada en el momento del alta. Si hay coincidencia, se procede al pago, sin que el cliente tenga que utilizar ningún otro medio físico (tarjeta, móvil o dinero en efectivo), más allá de la foto de su cara. 

Para CaixaBank, la iniciativa supone un paso más dentro de su estrategia de apostar por la tecnología de reconocimiento facial en entornos donde su aplicación pueda suponer una ventaja para el cliente en términos de experiencia de usuario y seguridad. En este sentido, la entidad financiera presidida por Jordi Gual y cuyo consejero delegado es Gonzalo Gortázar ha sido el primer banco del mundo en aplicar el reconocimiento facial para realizar reintegros en cajeros automáticos sin introducir el PIN. El sistema ya está en funcionamiento en oficinas de Barcelona y Valencia y se extenderá progresivamente a otros puntos de la red de CaixaBank durante los próximos meses. De esta forma, tanto los cajeros con reconocimiento facial como el nuevo sistema de pago en el Nestlé Market son proyectos 100% comerciales, abiertos a todos los clientes que deseen utilizar la nueva tecnología.

Por su parte, para Nestlé, la puesta en marcha del sistema de pago por reconocimiento facial en la tienda Nestlé Market de Esplugues de Llobregat, en Barcelona, se enmarca en la vocación de ser pionera en la innovación digital y su impacto en los nuevos hábitos de compra de los consumidores. Para ello, cerca de 1.000 empleados de las oficinas de la compañía en Barcelona, incluyendo a un equipo informático internacional y a otras unidades de soporte a nivel global, trabajan en la transformación digital de Nestlé desarrollando nuevas tecnologías y servicios a los consumidores.

Precisamente con el objetivo de acercarse y dar servicio al consumidor, Nestlé Market, que nació como un espacio pensado únicamente para los trabajadores, se abrió al público en general como una tienda “viva” con la que la Compañía ofrece a los consumidores todas sus marcas y la posibilidad de conocer, en primicia, las últimas novedades de producto,  premiándoles por su fidelidad con promociones y brindándoles la oportunidad de disfrutar de las experiencias que las marcas organizan en el espacio.

Ir de compras y llevártelo por la cara. El pin en esta tienda es tu foto.