miércoles. 28.07.2021

El sistema de eCommerce español

El sistema eCommerce se ha asentado en el mercado español. Y los 5.414 millones de euros facturados durante el primer trimestre del año, un 21,5% más que en el mismo periodo el año pasado, lo demuestran.
El sistema de eCommerce español

El comercio electrónico, más conocido como eCommerce, ha crecido durante los últimos años en nuestro país. Esto se debe a 3 factores fundamentales: el aumento del número de internautas (21,5 millones usuarios), el aumento del número de internautas que compran online (15,9 millones de usuarios) y el aumento en el número de gasto medio de cada usuario (75 € por acto de compra).

Los internautas confiesan que suelen abrir su cartera al mercado online por las ofertas específicas que solo encuentran en la red (un 87%), por la práctica y la comodidad que supone comprar desde donde ellos quieren (un 85%), por un menor coste (un 78%), por el ahorro de tiempo y por la mayor gama de productos (un 77%), por la confianza que depositan en la web (un 69%), porque la tienda física está lejos o cerrada (un 63%) o porque navegando encuentran algo interesante (un 61 %).

Todo ello según los datos obtenidos en el Estudio Anual del eCommerce 2016 publicado por IAB Spain. Que también revelan que el 68 % de los que compran online utilizan un solo dispositivo, que normalmente suele ser el ordenador o la Tablet. El Smartphone todavía no se ha convertido en la herramienta ideal para comprar online debido a que los usuarios prefieren el ordenador o la Tablet (el 49%), pues la pantalla suele ser más grande para ver mejor el producto (el 28%) y solo un pequeño porcentaje (el 15%) asegura que no compra con el móvil porque no se fía.

En cuanto a las características de los productos que se adquieren por internet. El 78 % son productos nuevos, solo un 22% afirma haber comprado productos de segunda mano, y el 33 % son de origen nacional, el 62 % son productos tanto nacionales como internacionales. Y la mayoría de los productos suelen ser productos físicos (91%), seguidos de servicios (83%) y en último lugar de contenido digital (36%).

Y ¿para quién son los productos qué se compran online? pues, según los encuestados para el Estudio Anual del eCommerce 2016 publicado por IAB Spain, para ellos mismos. 3 de cada 4 usuarios realizan estas compras para su propio uso personal. Solo un 43 % lo hace para la familia, un 29% para la pareja y el 17 % para sus hijos.

La otra cara de la moneda de las eCommerce

Si bien es cierto que una cara de la realidad revela la innegable evolución de las empresas en el mercado online y la aceptación que ha tenido por parte de sus clientes. La otra cara revela la realidad de los autónomos. Muchos de los pequeños comercios todavía no han podido disfrutar de los beneficios que supone tener su negocio operativo en el mercado digital.

El eCommerce ha dado salida a multitud de negocios españoles que no tenían cabida en tienda física. Pero también ha impedido la entrada de pequeños comercios debido principalmente a la falta de conocimientos y de preparación técnica de los dueños de la tienda, a los problemas derivados de logística, del preparado y envío de los productos y a la falta de personal, para que atienda y satisfaga las demandas del público digital. Estas barreras son las que han hecho que solo el 19,5% de las pymes españolas, dos de cada diez, tengan su propio espacio digital.

El sistema de eCommerce español