miércoles. 02.12.2020

¿LA PANDEMIA PODRÍA SER UNA OPORTUNIDAD?

La lucha contra ‘La España vacía’ pasa por empoderar al emprendimiento local

Hay iniciativas como Repueblo que intentan poner de relieve el talento emprendedor en pequeñas comarcas. Pero igual de importante es poner en contacto a los negocios con agentes locales y externos para obtener financiación y generar sinergias empresariales. 

La lucha contra ‘La España vacía’ pasa por empoderar al emprendimiento local

De mantenerse las tendencias actuales, los territorios de la llamada “España vaciada” continuarán viendo cada vez más mermada su población residente. Según las últimas proyecciones del Instituto Nacional de Estadística (INE), en los próximos 15 años, las regiones de Castilla y León y Extremadura sufrirán un fuerte descenso de sus habitantes, mientras que los censos de comunidades como Madrid, Cataluña o Baleares obtendrán un peso mayor.

Sin embargo, y contra todo pronóstico, existen iniciativas que creen que es posible revertir o, al menos, combatir este escenario. Una de ellas es Repueblo, que tras algo más de año y medio en marcha, acaba de culminar su cuarto Think Tank – un espacio comúnmente pensado y diseñado para intercambiar ideas e investigación sobre un asunto determinado–. Su misión no es otra que ayudar a los pueblos a crear ecosistemas de innovación empresarial identificando las oportunidades del territorio con el fin de crear oportunidades de negocio en él.

Sacar a relucir el talento local

“Una de las cosas que hemos detectado es que los territorios tienen agentes dinamizadores e innovadores, pero no están conectados entre ellos, porque no se sientan a hablar entre ellos, lo que les hace perder muchísimas oportunidades”, explicó Luis de Cristóbal, fundador y director de la iniciativa cuyo cometido se basa generar alianzas entre los agentes locales y externos para atraer inversión sobre los proyectos de una comarca determinada, ya sea que estén en una fase inicial o en pleno desarrollo de su actividad.

En esta última ocasión, el equipo de Repueblo se trasladó hasta el municipio de Trujillo, en Cáceres, donde viven en torno a 9.000 personas y mucho potencial por descubrir y aprovechar. Una situación que se repite en la mayoría de los pueblos debido a la falta de planes de colaboración conjunta entre instituciones, emprendedores y asociaciones empresariales de la zona, según apuntó De Cristóbal, quien puso de ejemplo que se han encontrado con el hecho de que existen empresas que “facturan mucho, pero no tienen una estrategia de marketing” por puro desconocimiento, mientras que al mismo tiempo “hay chicos en el pueblo que son brillantes en marketing y redes sociales” que podrían cubrir esa necesidad. Y ninguna de las dos partes son conscientes. Ponerles en contacto para que puedan iniciar sinergias es el objetivo de Repueblo.

Su "metodología innovadora" saca a relucir el talento local de la mano de una selección de expertos y profesionales de todos los sectores para detectar las áreas concretas de oportunidad de los territorios y trabajar junto a ellos como una especie de mentores o embajadores que, tras un primer fin de semana inmersivo de 72 horas, mantienen un seguimiento posterior para evaluar los éxitos de los proyectos descubiertos. Concretamente, se basa en una enseñanza que mediante diferentes dinámicas de cooperación "se va avanzando y profundizando" sobre las necesidades del territorio y las empresas innovadoras, de manera que el último día del think act se creen esas sinergias y "a partir del lunes siguiente, puedan empezar a trabajar en las propuestas que les hacemos con nosotros a distancia", detalló De Cristóbal.

La innovación y digitalización son la 'llave maestra' de los pueblos  

El origen de este proyecto se remonta al otro lado del Atlántico. Tras un viaje a México, su fundador observó una realidad que más tarde vio repetida en España: todos los jóvenes que buscaban “tener cierto éxito profesional”, al finalizar sus estudios universitarios terminaban emigrando a las grandes ciudades o capitales del país. Lo que se conoce como el éxodo rural.

Si bien las motivos de una y otra pueden variar, no así el efecto. “Al final todos los ecosistemas de emprendimiento y movimientos empresariales se dan en Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla… Y creo que hay una gran oportunidad tanto en capital humano como en recursos para llevar la innovación en el territorio rural”, señaló De Cristóbal.

Es más, precisó que la pandemia ha acelerado esas oportunidades por el crecimiento exponencial del teletrabajo que permite una mayor deslocalización a las personas de su centro de producción o trabajo. De esta forma, la digitalización unida a la innovación se convierte en la 'llave maestra' con la que abrir camino al crecimiento de muchos pueblos en España.

De hecho, la Asociación de Empresarios de Andorra Teruel opina igual. Su presidente, Roberto Miguel, destacó la importancia de saber identificar las oportunidades que brindan los pueblos y “convencer a la gente” de ello, pero sobre todo “a nuestros hijos que los mandamos fuera a estudiar y les decimos que si se quedan en el pueblo da la sensación de fracaso cuando no es así”.

La comarca de Andorra Sierra de Arcos y Bajo Martín ha perdido recientemente su principal motor económico con el cierre de su central térmica, después de que el periodo de vigencia del Plan Nacional Transitorio (PNT) llegara a su fin este verano. Ante el cese de esta actividad, que desencadenó un impacto significativo para el empleo de la zona, Miguel buscó encontró en Repueblo el impulso que necesitaban para a acometer las tareas de descarbonización del polígono industrial y lograr independencia energética a través del autoconsumo.

Otra de las actuaciones desarrolladas en la comarca fue la organización de un torneo de pickleball –un deporte de raqueta todavía minoritario en nuestro país, pero de gran calado en Estados Unidos– para conseguir que la futura Federación de esta disciplina en España se traslade de Zaragoza a Teruel. Al evento, celebrado en un municipio de 6.000 habitantes, acudieron jugadores procedentes de diferentes México, Inglaterra, Francia y Estados Unidos.   

“Empoderar” al emprendimiento local impulsa el trabajo de la zona

Uno de los mantras más habituales, según De Cristóbal, es la tendencia que hemos adquirido a asociar “lo rural con pobreza y la ciudad con riqueza”. Si bien es cierto que las grandes urbes tienen un amplio despliegue de servicios y recursos relativos a la educación, infraestructuras, transporte, teatros, etc.; los beneficios que ofrecen los pequeños municipios no se quedan atrás “en un mundo donde las personas valoran más una calidad de vida más sostenible”, aseveró el fundador de Repueblo.

De hecho, insistió en que se debe trabajar por que el retorno a los pueblos no sea visto como un acto de “heroicidad”, lo que a su juicio requiere de proporcionar un mayor nivel de poder adquisitivo a sus habitantes. “Si tú eres un chaval de Jaén o de Baena que sea ido a estudiar una ingeniería aeronáutica o industrial a Alemania, será mucho más fácil que vuelvas a innovar a tu territorio si tu salario es competitivo con el de Madrid o Barcelona”, añadió.

La estrategia de Repueblo pasa por “empoderar” al emprendimiento local fomentando sus inversiones tanto a nivel nacional como extranjero y así convertir al municipio en un atractivo para el capital humano que complemente su principal mercado de trabajo: la ganadería y agricultura. “La cápsula de la innovación te permite mantener esa cantidad de oferta de trabajo con otras condiciones y, a su vez, ayuda a mantener los valores y tradiciones del territorio”, destacó.

Es el caso de la startup Solardrone, desarrollada por José Quesada, un joven emprendedor extremeño que se ha servido de la tecnología que ofrece la Inteligencia Artificial y el machine learning para diseñar unos drones que recogen información de las plantaciones fotovoltaicas y, en base a una serie de parámetros, alertan de posibles fallos o déficits en las placas solares. De esta forma, ofrece información valiosa para los fabricantes del sector, que pueden prevenir futuras roturas, depreciaciones o apagones en los paneles.  

“Repueblo ha sido un ‘regalazo’. Es como si estás jugando en tercera división y viene un equipo de primera a echarte una mano. Además con cariño, porque lo hacen de manera totalmente desinteresada, […] quieren devolver a la gente lo que ellos han recibido y eso se nota”, expresó Quesada.

Tras los encuentros que el joven emprendedor mantuvo con expertos, economistas y profesionales de la innovación, está convencido de que la solución a la despoblación rural pasa por la creación de nuevas empresas que fomenten el empleo de la zona.

“Uno de cada tres extremeños vive fuera de la región porque no encuentra trabajo. Necesitamos personas que creen empleo y se nos tiene que quitar el complejo que tenemos de pensar que no somos capaces. Por ejemplo, de mi grupo de 15 amigos, diez están opositando cuando podrían perfectamente montar su propia empresa”, manifestó.

“El mundo rural es el futuro”

“Creo que el mundo rural es el futuro”. Así de contundente se mostró De Cristobal a este medio tras relatar la trayectoria de Repueblo.  Además, recordó que los objetivos de la política de la Unión Europea para el periodo 2021-2027 ponen el foco principalmente sobre la digitalización, el 'Green Deal' y la transición del campo hacia sistemas de cultivo más ecológicos.

En este sentido, “cualquier comarca que reúna estas tres oportunidades, las ponga en valor para llevarlas a cabo, a través de la creación de alianzas y con una estrategia empresarial y de comunicación, podrá recuperar los servicios”. Una fórmula con la que se podría acabar o, al menos, paliar los males de ‘La España vaciada’.

La lucha contra ‘La España vacía’ pasa por empoderar al emprendimiento local